null: nullpx
California

Un sismo de magnitud 6.4 sacudió al sur de California, el más fuerte de los últimos años

El fuerte movimiento telúrico se registró a unas 150 millas al noreste de Los Ángeles, donde también se sintieron los temblores. La ciudad de Ridgecrest, situada a 10 millas del epicentro, es la más afectada.
4 Jul 2019 – 2:03 PM EDT

Un fuerte sismo de magnitud 6.4 en la escala de Richter sacudió al sur de California este jueves por la mañana, siendo uno de los más intensos registrados desde finales de los años 90 en esa zona del estado. Hasta ahora, las autoridades no han confirmado que haya muertes, solo heridos leves, aunque sí algunos daños en algunos edificios, incendios y grietas en carreteras.

El Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés) registró el movimiento telúrico a las 10:33 am hora local e indicó que duró varios segundos.

El USGS publicó un tuit informando que el sismo había tenido una magnitud de 6.6 pero de inmediato, en su reporte, rectificó a 6.4.


La ciudad más afectada: Ridgecrest

El epicentro se ubicó en el desierto de Mojave cerca de Searles Valley, condado de San Bernardino, a unas 150 millas (unos 240 km) al noreste de la ciudad de Los Ángeles. Una extensa área escasamente poblada.

Sin embargo, en Ridgecrest, una ciudad de cerca de 27,000 habitantes el sismo se sintió con fuerza. Jones indicó que Ridgecrest, ubicada en el condado de Kern, está a apenas unas 10 millas (16 kilómetros) del epicentro.



El Departamento de Bomberos del condado de Kern dijo en Twitter que estaba trabajando en "casi dos docenas de incidentes que van desde asistencia médica hasta incendios estructurales en la ciudad de Ridgecrest y sus alrededores".


Se reportaron varios lesionados y dos viviendas incendiadas en esa ciudad. Los equipos de emergencia combatieron pequeños incendios en la vegetación, fugas de gas y reportes de caminos con grietas, dijo David Witt, jefe de bomberos del condado Kern.

Quince pacientes fueron evacuados del Hospital Regional de Ridgecrest como precaución por las réplicas, señaló Witt a la AP.

Mick Gleason, supervisor de distrito en el condado Kern, dijo a la cadena CNN que el hospital presentaba ciertos problemas estructurales y algunos pacientes tuvieron que ser trasladados de un pabellón a otro, mientras que otros más fueron enviados a un edificio vecino. No especificó en qué consistían los problemas estructurales.



La alcaldesa de la ciudad, Peggy Breedon, dijo que había numerosos incendios y líneas de gas rotas, así como caídas de objetos que golpearon a varias personas.

"Estamos acostumbrados a los terremotos, pero no estamos acostumbrados de esta magnitud", dijo Breedton a la cadena MSNBC y añadió que la ciudad ha estado sintiendo muchas réplicas.

"Se sintió" en L.A.

El corresponsal de Univision Noticias en Los Ángeles, Jaime García, informó que el sismo "se sintió" en la ciudad. Detalla que desde hace muchos años que no se sentía así.

La Policía de Los Ángeles no ha mencionado víctimas hasta el momento. Las autoridades del aeropuerto de Los Ángeles dijeron que la estructura no había sufrido daños en sus pistas.

El sismo coincidió con una jornada festiva en Estados Unidos por la celebración el 4 de julio del Día de la Independencia, cuyas actividades no se vieron interrumpidas.

Este sismo es el más grande que ha ocurrido en el sur de California desde el terremoto de Northridge en 1994, que dejó varios muertos, indicó el periódico angelino, L.A. Times.

La diferencia con el sismo de este jueves es que el del 94 se produjo en un área muy poblada.

Los sismos de magnitudes mayores a 5 son bastante comunes en California.

En el estado, llevan años preparándose para un anunciado 'gran terremoto', que según expertos sismólogos podría ser ocasionado por la falla de San Andrés que atraviesa la entidad.

El presidente Donald Trump fue informado sobre el terremoto y aseguró en Twitter que "todo parece estar bastante bajo control".

Escenas del terremoto, a 110 años del evento que cimbró a SF en 1906

Loading
Cargando galería


Publicidad