Elecciones 2016

Trump sorprende con un meticuloso discurso económico tras una semana pésima de campaña

En una detallada intervención, el candidato republicano dio un discurso leído en el que habló sobre reducción de impuestos, libre comercio y generación de empleos.
8 Ago 2016 – 3:05 PM EDT

En medio de constantes interrupciones de manifestantes que lo interrumpían a gritos, el candidato presidencial republicano Donald Trump habló este lunes de sus planes económicos ante el Club Económico de Detroit.

La presentación de Trump llega tras semanas negativas para su campaña, con encuestas que muestran a su competidora Hillary Clinton adelante en las preferencias de los votantes, y luego de las controversias en las que el empresario estuvo envuelto por sus comentarios sobre la familia musulamna del militar estadounidense Humayun Khan que murió en Irak.

Fue un meticuloso discurso leído, en el que abundaron datos sobre la economía de la ciudad y de EEUU. El magnate apeló al pasado de esplendor industrial automotriz de la ciudad -declarada en quiebra en 2013-, que es sede de la compañía General Motors, uno de los gigantes automotrices mundiales, que en 2009 también se declaró en bancarrota.

"Detroit es donde comienza nuestra historia. Detroit fue una vez la envidia económica del mundo. Cuando estábamos gobernados por políticas que ponían a EEUU primero, Detroit estaba en auge. Ingenieros, constructores, trabajadores, transportistas y muchos otros íban a trabajar cada día, mantenían a sus familias, y vivían el sueño americano", aseguró el empresario.

Además, dijo: "Hoy en día la ciudad está en lo más alto de los rankings de ciudades peligrosas. El 40% de los residentes de la ciudad viven en la pobreza, más de dos veces y media el promedio del país y la tasa de desempleo es más del doble del promedio nacional.

En el discurso atacó a su competidora, la demócrata Hillary Clinton, y dijo que sus políticas "inclinan el campo de juego hacia otros países a costa de EEUU" y se refirió a ella como la "candidata del pasado".

"Nuestra campaña es sobre el futuro", antagonizó el empresario.

Comercio internacional

Trump que se ha presentado a lo largo de la campaña en las primarias como un candidato antiglobalización, y que ha reiterado que rompería o renegociaría actuales tratados de comercio internacional que EEUU tiene actualmente, este lunes dijo que el comercio "podría ser ventajoso para EEUU".

"El comercio tiene sus beneficios, yo estoy a favor del comercio. Pero quiero acuerdos que traigan trabajos para los estadounidenses y que beneficien al país", aseguró el candidato.

El candidato criticó el acuerdo TLC (Tratado de Libre Comercio) firmado por el expresidente y esposo de la candidata Bill Clinton y puesto en vigor en 1994, y lo calificó como uno de los principales responsables de la pérdida de trabajos de estadounidenses.

"Según la Oficina de Estadísticas de Empleos (Bureau of Labor Statistics) antes de que el TLC entrara en efecto, había 285.000 trabajadores del automóvil en Michigan. Hoy, ese número es solamente 160.000. Detroit aún está esperando la disculpa de Hillary Clinton", aseguró el empresario.

Impuestos

Trump aseguró que su oponente planea una alza de impuestos mientras que él promete recortarlos.

"Hillary Clinton planea subir los impuestos... cuando una vez accidentalemente dijo la verdad, dijo que planeaba subir los impuestos de toda la clase media", afirmó Trump.

"Bajo mi plan ninguna compañía estadounidense pagará más del 15% de los ingresos de su negocio en impuestos. Las pequeñas empresas se beneficiarán más de mi plan. El plan de Hillary Clinton requerirá a las pequeñas empresas pagar hasta tres veces más en impuestos que lo que estoy proponiendo...", aseguró el empresario.

Detroit

Haciendo hincapié en la ciudad, el magnate dijo que Detoit dejó de ser próspera cuando las políticas de gobierno dejaron de "tener a EEUU como prioridad".

"Detroit es el ejemplo viviente de la fallida agenda económica de mi rival", afirmó.

El republicano no hizo referencia a la decadencia previa al mandato de Barack Obama de la ciudad y las empresas automotrices, ni a las políticas económicas de rescate implementadas por el presidente.

Trump presentó las quiebras de la ciudad y de la empresa General Motors como un resultado de políticas fallidas del pasado y aseguró que Cinton sería una continuadora de esas "políticas de ayer".

"No habrá ningún cambio con Hillary Clinton, sólo cuatro años más de Obama. Pero vamos a mirar sin miedo en el futuro. Vamos a construir la siguiente generación de carreteras, puentes, ferrocarriles, túneles,
puertos marítimos y aeropuertos que merece nuestro país y de coches estadounidenses que viajarán por esas carreteras... y acero estadounidense que aumentará nuestros rascacielos", dijo Trump.

El republicano definió las políticas económicas de un eventual gobierno suyo como "Americanismo, no globalismo".

Lea también:


Más contenido de tu interés