Elecciones 2016

Debbie Wasserman Schultz, la mujer al centro de las tensiones del Partido Demócrata

Los partidarios de Bernie Sanders creen que la actual jefa del Comité Nacional Demócrata debe renunciar al cargo y echarse a un lado en la convención de Filadelfia de la que saldrá el candidato presidencial.
26 May 2016 – 4:40 AM EDT

En medio de un turbulento debate en el seno del Partido Demócrata se discute la permanencia de la congresista por Florida Debbie Wasserman Schultz como jefa del Comité Nacional Demócrata y si debe hacerse a un lado en la Convención Nacional Demócrata en julio donde saldrá definida la candidatura presidencial por esa organización.

El sitio The Hill consultó a varios senadores demócratas sobre este amargo capítulo en el que el precandidato Bernie Sanders ha expresado una fuerte oposición a Wasserman Schultz, a quien señala de desfavorecer su opción candidatural, al no actuar con imparcialidad durante el proceso de primarias.

Algunos confiaron en privado a The Hill que el retiro de Wasserman de la primera línea del partido podría apaciguar los ánimos exaltados de los seguidores del senador por Vermont.

Este miércoles, el tema cobró cuerpo entre los demócratas en el Capitolio. Algunos como Nancy Pelosi, líder de la minoría en la Cámara de Representantes; Xavier Becerra, jefe del caucus demócrata en esa cámara y Gregory Meeks, del caucus afroamericano, salieron en defensa de Wasserman.

Pero en el senado la valoración de Wasserman Schultz no se percibe tan vehemente. Harry Reid, líder de los demócratas en la Cámara Alta, consultado sobre si el DNC debía designar un nuevo presidente, respondió: "Eso no depende de mí". Una respuesta parecida a la del senador Jon Tester o de la Charles Schumer, quien prefirió"no comentar".

Las quejas de Sanders

De acuerdo con un reporte anterior de The Hill, desde la pasada semana se habla sobre el futuro de Wasserman Schultz en la dirección del partido.

La campaña de Sanders ha peleado públicamente con Wasserman Schultz, acusándola de tomar acciones que favorecen a su rival, Hillary Clinton, como la programación inicial de solo seis debates (después se agregaron otros cuatro) y la creación de un comité de recaudación de fondos conjunta con la campaña de Clinton.

JeffWeaver, jefe de la campaña del senador, cree que "otra persona podría desempeñar un papel más positivo" al frente del DNC.


A contrapelo, Brian Fallon, secretario de prensa de la campaña de Clinton afirma que Wasserman Schultz "es una líder muy dedicada" al partido y actualmente, según su punto de vista, "ho hay nadie más comprometida que ella para asegurarse de que Donald Trump no sea presidente en 2016 en noviembre, cuando tenemos la elección general".

Pero incluso algunos legisladores que apoyan a Clinton piensan Wasserman Schultz ha mostrado su preferencia por la ex secretaria de Estado. Y creen que ha hecho que sea más difícil de unificar el partido con los partidarios de Sanders buscando pelea en la convención en Filadelfia.

"Ella ha sido inútil", dijo un senador demócrata citado por The Hill, que pidió el anonimato. "Si usted va a ayudar [a la campaña de Clinton], no sea tan obvia".

Lea también:


Más contenido de tu interés