null: nullpx
Convención Republicana

Ted Cruz explica por qué no apoya a Trump: "No voy a llegar como un perro servil después de que atacan a mi esposa"

El senador redobla su posición de no apoyar al nominado republicano a la mañana siguiente a su controversial discurso en la convención en Cleveland, con el que le dio un fuerte impulso a las tensiones latentes dentro del partido.
21 Jul 2016 – 9:31 AM EDT

CLEVELAND, Ohio.- Resistiendo las críticas de buena parte del Partido Republicano, el senador de Texas Ted Cruz insistió este jueves en no dar su apoyo explícito a Donald Trump, y asegura que no respaldará a alguien que atacó a su esposa y a su padre.

"No tengo la costumbre de apoyar a personas que atacan a mi esposa y a mi padre", dijo Cruz en un desayuno con miembros de la delegación de Texas que asiste a la Convención Nacional Republicana en Cleveland, recordando episodios de la campaña de las primarias cuando el empresario se burló de la apariencia física de Heidi e insinuó que Rafael Cruz estuvo vinculado con el asesinato del presidente John Fitzgeral Kennedy en 1,962.
El senador, quien durante el encuentro fue animado por algunos simpatizantes, dijo "no voy a mentir" y aclaró que no votaría por la virtual candidata del Partido Demócrata Hillary Clinton.

La noche del miércoles, Cruz generó toda una polémica porque durante su discurso ante la Convención se limitó a felicitar al ahora candidato pero no llegó a pedir expresamente un voto por el magnate en las elecciones de noviembre.

La intervención de Cruz terminó de manera confusa cuando se disponía a rematar sus palabras, en medio de los gritos de quienes le exigían que expresara su respaldo al magnate. Segundo antes de cerrar su discurso, apareció Trump en el estadio desatando el aplauso de sus partidarios y diluyendo el efecto que podría haber tenido el mensaje del senador.

Rebelión fallida

"El discurso no era sobre mí, era sobre Estados Unidos. Lo que dije anoche lo dije porque el país está al borde del colapso, dijo Cruz la mañana del viernes. "No se trata de simplemente gritar un nombre ciegamente".

Aunque tras las palabras de su excontrincante en las primarias, Trump aseguró que sabía previamente del contenido del mensaje de Cruz y que le dejó hablar. "No es gran cosa", escribió en su cuenta Twiiter, pero su campaña ha criticado las expresiones del senador.

"Ted Cruz, un constitucionalista estricto, fue el que rompió una promesa estricta", dijo Paul Manafort, estratega de la campaña Trump, en una rueda de prensa matutina desde el Centro de Convenciones de Cleveland, en referencia al compromiso que adquieren los oradores de promover la candidatura republicana cuando se dirigen a la convención.

Cruz mantiene una suerte de rebelión dentro del partido que oxigena al derrotado movimiento de quienes se oponían a la candidatura del magnate, aunque su actitud ya no puede evitar que se formalice la candidatura de Trump.



Para muchos es una estrategia del senador a largo plazo para solidificar la base conservadora del partido, la que fue más hostil a la perspectiva de una nominación republicana para el multimillonario.

En lo inmediato, las tensiones afectan la unidad del partido de cara a las presidenciales de noviembre poniendo en riesgo la movilización de los conservadores en favor de Trump.

Lea también:

Más contenido de tu interés