Elecciones 2018

¿Qué está pasando con los votos del sur de la Florida?

El gobernador y candidato a senador, Rick Scott, está demandando a la supervisora de elecciones de un condado del estado por "tratar de buscar votos con el resultado que quiere". En Broward aseguran que hay votos por contar. ¿Deja vu del 2000?
9 Nov 2018 – 2:01 PM EST

El sur de la Florida vuelve a ser centro de atención y de polémica en unas elecciones. Este viernes decenas de manifestantes estaban denunciando lo que consideran un fraude frente a la sede de la oficina de elecciones de Broward para exigir que entreguen los resultados de las elecciones de medio periodo en ese condado del sur de la Florida.

Las elecciones fueron el martes y a medida que avanza el conteo en Florida, la confusión ha ido aumentado. Muchos recuerdan noviembre de 2000, cuando las dudas en torno a un puñado de votos postergó por semanas la declaración del ganador oficial de la presidencia hasta que una decisión de la Corte Suprema dejó la Casa Blanca en manos George Bush por menos de 500 votos de Florida y pese a haber perdido el voto popular.


Esta vez, el gobernador republicano y aspirante a senador federal, Rick Scott, está acusando a los funcionarios electorales en dos condados de no certificar los resultados “mientras siguen buscando votos por los resultados que quieren”, al tiempo que es casi un hecho que haya recuento en varias contiendas del estado.

Scott dijo en una conferencia de prensa el jueves por la noche que está pidiendo al Departamento de Cumplimiento de la Ley de Florida (FDLE) que investigue a las oficinas electorales en los condados de Broward y Palm Beach. Su campaña introdujo dos demandas contra las supervisoras de elecciones de esos dos condados.

Según la ley de Florida, un recuento es obligatorio si el margen del candidato ganador es inferior a 0.5 puntos porcentuales. El jueves por la tarde, Scott tenía una ventaja de 0.21% sobre el titular demócrata Bill Nelson.


En la carrera para gobernador, el margen de votos entre Gillum y DeSantis es de 0.47%, lo suficientemente estrecho como para activar un recuento automático de la máquina.

Qué pasa con los votos

El condado de Broward se ha demorado respecto al resto del estado en completar las primeras fases cruciales del conteo de las boletas electorales. El jueves en la noche, Broward era el único de los 67 condados de Florida que no había informado al estado que había completado la tabulación de votos anticipados.

En el vecino condado de Palm Beach, los republicanos denuncian que no les han permitido a los representantes de los partidos "atestiguar adecuadamente el procesamiento y la duplicación de las papeletas de voto ausentes físicamente dañadas".

Las irregularidades incluyen las siguientes preguntas:

- ¿Por qué casi 25,000 personas votaron por el gobernador pero no por el Senado de EEUU en Broward? Es una diferencia de 3% que, de acuerdo con analistas políticos, es una "anomalía estadística". Una teoría es que fue por el diseño de la boleta electoral de Broward, en la que la carrera del Senado estaba en la columna de la izquierda debajo de las instrucciones, y quizás algunos votantes no se dieron cuenta.

- ¿Por qué el conteo de votos fue tan lento? Cuando se reanudó el jueves, quedaron por procesar decenas de miles de boletas electorales, mucho después de que otros condados hubieran contado todo y los resultados informados al estado.

Una demanda

Como consecuencia, la supervisora electoral del condado de Broward, Brenda Snipes, está siendo demanda por presuntamente negarse a divulgar detalles de las tabulaciones de votación. Por su parte, la de Palm Beach, Susan Bucher, fue demandada por “obstaculizar el procesamiento de las boletas de votación ausentes”.


Antes de que se presentara la demanda el jueves, Snipes dijo que su oficina ha contado todos los votos emitidos en las elecciones generales en Broward, excepto las boletas provisionales y militares del extranjero.

Agregó que la junta de escrutinio terminará de revisar alrededor de 250 boletas provisionales el viernes y tiene 10 días desde la elección para contar los votos militares.

Snipes dijo que todos los votos de Broward reportados hasta el jueves se actualizaron en la página web del condado pero no en la del estado. Y dijo que no sabía por qué esas adiciones aún no se habían reflejado en la página de la División de Elecciones de Florida.

La oficina de Snipes, junto con otras 66 oficinas de elecciones del condado, tienen hasta el mediodía del sábado para presentar los resultados finales de la votación al secretario de estado.

El jueves, el periodista de la filial de ABC, Local10, Jeff Weinsier confrontó a Snipes sobre la tardanza en el conteo, y esta insistió en que aún estaban contabilizando. "Manejamos 22 sitios, durante 14 días y luego 12 horas de elección, tuvimos una gran votación por correo (durante la votación temprana), así que no intentes darle la vuelta para que parezca que estoy haciendo comedia de esto", respondió Snipes.

El viernes por la tarde, una jueza ordenó a la supervisora de elecciones del condado de Broward que permita la inspección inmediata de los registros de votantes durante una audiencia de emergencia.


Una intervención presidencial

Donald Trump no tardó en pronunciarse sobre la situación en el condado de Broward, algo inusual para un presidente estadounidense, que suelen respetar la celosa independencia administrativa de los estados, sobre todo con casos que puden terminar dirimiéndose en cortes legales..

"Tan pronto como los demócratas enviaron a su mejor abogado de robo de elecciones, Marc Elias, al condado de Broward, milagrosamente comenzaron a encontrar votos demócratas. No se preocupe, Florida ¡Estoy enviando abogados mucho mejores para exponer el FRAUDE!", escribió el mandatario en su cuenta de Twitter.


Una historia polémica

Esta no es la primera vez que Snipes, quien ocupa el cargo desde 2003, está bajo escrutinio por la aparente mala gestión de las papeletas en su oficina.

En las elecciones generales de noviembre de 2016, una pequeña cantidad de boletas se enviaron por correo a los votantes sin el referéndum de marihuana medicinal del estado.

Luego, durante la elección primaria de ese mismo año, los primeros resultados se publicaron unos 30 minutos antes de que se cerraran las urnas, lo que representa una violación de la ley estatal.

A principios de este año, un juez de circuito dictaminó que Snipes había violado las leyes federales y estatales al destruir rápidamente las boletas de las primarias de agosto de 2016, a pesar de que había una demanda pendiente que buscaba acceder a las boletas.

El gobernador Rick Scott dijo el jueves que todos los floridanos deberían estar preocupados porque podría estarse gestando un fraude en los condados de Broward y Palm Beach.

Gretl Plessinger, portavoz de FDLE, indicó que la agencia dará seguimiento a la solicitud del gobernador de investigar a las oficinas de elecciones de ambos condados. Sin embargo, el viernes dijeron que no están investigando a las oficinas de elecciones ni a sus titulares, porque no han recibido pruebas de fraude y porque Scott no ha hecho esa solicitud por escrito.

Ve también:

Hispanos, musulmanes, gays, indígenas: ellos ganaron y se convirtieron en pioneros

Loading
Cargando galería
Publicidad