null: nullpx
Legislación Laboral

San Francisco, la primera ciudad del país en exigir licencia de paternidad pagada

Los supervisores de la ciudad votaron para requerir seis semanas de permiso pagado en su totalidad para los nuevos padres.
6 Abr 2016 – 12:58 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

San Francisco se convirtió este martes en la primera ciudad de Estados Unidos en exigir a las empresas que proporcionen licencias de paternidad pagadas.

Los supervisores de la ciudad votaron unánimemente para requerir que las empresas otorguen seis semanas de permiso pagado en su totalidad para los nuevos padres.


La propuesta exige a las empresas privadas que otorguen a ambos padres 100% de sus salarios durante las seis semanas que dure la licencia de paternidad: 45% del salario será pagado por el empleador y el 55% restante será pagado por el estado.

La nueva ordenanza entrará en efecto en julio para las empresas que tienen un mínimo de 35 empleados y para enero de 2018 para aquellas con al menos 20 empleados. Además beneficiará a padres de ambos sexos y a aquellos que trabajen en horario completo o a medio tiempo.

"Nuestras políticas de licencias de paternidad están tristemente atrasadas en relación con el resto del mundo. Hoy San Francisco ha tomado el liderazgo para impulsar mejores políticas familiares para nuestros empleados", dijo el autor de la ley, el supervisor Scott Wiener, según reseña la prensa. "No podemos forzar a los nuevos padres y madres a elegir entre pasar tiempo de calidad con sus hijos o poner la comida en la mesa", agregó.

Según Wiener, la legislación ayudará a los padres de bajos recursos que no pueden dejar de recibir sus salarios en momentos en que deben cubrir los gastos de un recién nacido.

En 2004, California se convirtió en el primer estado del país en ofrecer el beneficio bajo el programa California Paid Family, financiado por los propios trabajadores. Los empleados reciben hasta 55% de su salario para irse por seis semanas a atender al recién nacido o al niño recién adoptado.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ya había abogado por este tipo de medidas en su Estado de la Unión de 2016. "Somos el único país desarrollado en la Tierra que no garantiza una licencia por enfermedad o maternidad a nuestros trabajadores", dijo entonces el mandatario.


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés