null: nullpx
Elecciones en EEUU 2020 Salt Lake City

Biden dice aceptará debate con Trump si médicos lo aprueban

El exvicepresidente dice que está dispuesto a debatir por segunda vez con el presidente Donald Trump siempre que el coronavirus lo permita. Mientras tanto, ya modificaron el distanciamiento en el debate vicepresidencial del miércoles.
5 Oct 2020 – 03:26 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

Joe Biden dijo estar dispuesto a seguir adelante con un debate en persona a mediados de este mes “si los científicos lo consideran seguro”, pese a que el presidente Donald Trump fue diagnosticado con COVID-19.

Hablando con los reporteros antes de abordar un vuelo para un acto de campaña en Florida, el candidato demócrata a la presidencia se negó a decir el lunes si cree que el próximo debate, programado para el 15 de octubre, debería hacerse de manera virtual.

En vez de eso, indicó que “atendería a la ciencia” y que “si los científicos consideran que es seguro, que la distancia es segura, entonces creo que está bien”.

Debate vicepresidencial modifica distanciamiento

Biden y Trump mantuvieron una distancia de unos 10 pies uno del otro durante el último debate, si bien ninguno de los dos usó una mascarilla durante el evento.

Trump dio positivo al coronavirus dos días después y se encuentra hospitalizado en el Centro Médico Militar Walter Reed.

Los planes para el segundo debate de este miércoles están en duda después del diagnóstico de Trump, y los organizadores de antemano han informado sobre cambios para el debate entre el actual vicepresidente Mike Pence y la compañera de fórmula de Biden, Kamala Harris, bajo los cuales deberán mantener entre ambos una distancia de 12 pies, en lugar de los siete pies planeados originalmente.

La Casa Blanca enfrenta dudas

La Casa Blanca está enfrentando preguntas sobre la coherencia y la credibilidad de la información que está proporcionando sobre la salud del presidente Donald Trump después de su hospitalización por coronavirus, justo en el momento en el que más necesita la confianza de la población: cuando falta un mes para las elecciones generales.

El contagio con coronavirus del presidente, así como de varios aliados y colaboradores, ha afectado a los más altos niveles del gobierno estadounidense.

Los intentos de la Casa Blanca el sábado por transmitir calma se descarrilaron, con un aluvión de información confusa y contradictoria sobre la salud y el estado del comandante en jefe.

Los ingredientes para la situación actual se han estado cocinando desde hace meses: una colisión de los reiterados incumplimientos de Trump a las recomendaciones de su propio gobierno para mantenerse a salvo durante la pandemia y su conocido desprecio por los hechos.

El resultado: una profunda incertidumbre para los estadounidenses sobre qué y a quién creer cuando se trata de la salud del jefe de Estado, en un momento crucial para la historia de Estados Unidos.

“Esto rebasa a Donald Trump. Se trata de la institución de la presidencia”, dijo Robert Gibbs, que sirvió como secretario de prensa en la Casa Blanca durante el mandato de Barack Obama.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés