null: nullpx
Salud

El racismo contribuye a las disparidades en la salud pública, así lo reconoció el Hospital de Niños de Filadelfia

Han identificado varios factores que contribuyen a las inequidades en salud: pobreza, viviendas inadecuadas, escuelas de bajo rendimiento, brutalidad policial, encarcelamiento masivo, desiertos alimentarios, violencia, desempleo, subempleo y escaso acceso a la atención médica.
30 Sep 2020 – 05:46 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

El Children's Hospital of Philadelphia (CHOP), se comprometió a tomar medidas concretas para abordar el racismo estructural que contribuye a diversas disparidades en la salud pública, anunció la institución esta semana.

CHOP se unió a 38 sistemas de salud para eidentificar el racismo como una crisis de salud pública "innegable" y se comprometió a proporcionar mejores programas a las comunidades sin acceso a servicios , adoptar prácticas de contratación locales más inclusivas y aumentar la inversión en las empresas locales propiedad de minorías.

La declaración conjunta fue emitida el domingo por los miembros de Healthcare Anchor Network, una colaboración nacional de sistemas de atención médica establecida en 2016 para mejorar la salud de la comunidad. Los firmantes también incluyeron a Einstein Health Network, Trinity Health y Christiana Cares.

Han identificado varios factores que contribuyen a las inequidades en salud: pobreza, viviendas inadecuadas, escuelas de bajo rendimiento, brutalidad policial, encarcelamiento masivo, desiertos alimentarios, violencia, desempleo, subempleo y escaso acceso a la atención médica.

Las instituciones también dijeron que apoyan a otros que alzan sus voces contra las muertes de George Floyd, Breonna Taylor y otras personas asesinadas por la policía.

CHOP se comprometió a impulsar un cambio positivo mejorando la atención primaria y especializada, ayudando a los pacientes locales a superar las enfermedades crónicas y buscando mejoras en el acceso, la calidad y los resultados de la atención médica.

"Ningún individuo o institución puede hacer esto solo, y estamos comprometidos a escuchar a nuestros vecinos de color e implementar iniciativas que ayudarán a erradicar todas las formas de discriminación", dijo Gilbert Davis, vicepresidente y director de diversidad de CHOP.

Cargando Video...
Nuevos criterios para acceder a pruebas de coronavirus en Pensilvania

Las disparidades raciales en salud en Estados Unidos son considerables


Los residentes que forman las comunidades de minoría tienen tasas más altas de diabetes, hipertensión, enfermedades cardíacas y obesidad que las personas blancas, según un informe del Center for American Progress. Es más probable que no tengan seguro, mueran de cáncer y desarrollen asma en la niñez, encontró la investigación.

Los residentes latinos también tienen tasas más altas de diabetes, presión arterial alta y moralidad infantil. Los residentes asiáticos tienen tasas más altas de tuberculosis, diabetes y algunos cánceres. Los nativos americanos tienen tasas más altas de VIH, diabetes, obesidad y tabaquismo.

Un estudio reciente de la Universidad de Drexel encontró que la discriminación de por vida aumenta el riesgo de hipertensión arterial entre las personas negras. COVID-19 también está afectando más a las personas de color que a las personas blancas.

En Filadelfia, la tasa de mortalidad por COVID-19 sigue siendo más alta entre los residentes negros, que representan aproximadamente el 44% de la población de la ciudad. Y algunos vecindarios, como West Allegheny en el norte de Filadelfia, tienen algunos de los peores resultados generales de salud de la ciudad, incluida una alta incidencia de accidentes cerebrovasculares.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés