null: nullpx
Comedia

Curiosidades verdaderas de Mentiroso, mentiroso, la mejor comedia de Jim Carrey

Publicado 13 Mar 2017 – 04:30 PM EDT | Actualizado 26 Mar 2018 – 10:34 AM EDT
Reacciona
Comparte

Hablar de los mejores momentos de la carrera de Jim Carrey es hablar de los 90, década en la que comenzó haciendo, después de un par de pequeños papeles no tan recordados, en un mismo año (1994) y de manera sucesiva, los tres exitosos clásicos Ace Ventura, La máscara y Tonto y retonto.

Películas que llevarían a todo el mundo su peculiar estilo de interpretación y de comedia física y gesticular, tan reconocido como rechazado por algunos, y lo convertirían en gran estrella.

Pero fue también una década que Jim Carrey finalizó demostrando que podía hacer papeles más equilibrados y matizados, de tono más dramático, en algunas de sus mejores películas como The Truman Show (1998) y Man on the Moon (1999).

En el medio de todo esto, estuvo Liar Liar, de 1997, conocida como Mentiroso, mentiroso en Latinoamérica.

Es posiblemente la mejor comedia de Jim Carrey.

Una que sirvió precisamente como transición, y punto de inflexión tal vez, para llevar al actor desde la comedia más exagerada y ridícula —y frecuentemente muy divertida— de Ace Ventura, hasta un papel de sutil complejidad como el de interpretar al legendario comediante Andy Kaufman.

Mentiroso, mentiroso se estrenó un año después de The Cable Guy y es como la otra cara de la misma moneda: ésta también había representado una suerte de giro en la carrera de Jim Carrey, una intención de ampliar su registro, pero apuntado hacia lo más oscuro y retorcido, y con un personaje sencillamente desagradable que causó rechazo en gran parte del público y la crítica, aunque ese era en parte el chiste.

Con Mentiroso, mentiroso volvió a un terreno más agradable y simpático, orientado a toda la familia, con un humor más efectivo pero también más encauzado y controlado.

O en todo caso descontrolado en los momentos justos.

Como éste:

Una escena memorable que nos da pie para comenzar con diferentes curiosidades de Mentiroso, mentiroso, como las siguientes:

#11 Golpes reales 

Si bien en esa escena de autoagresión —precursora de la más dramática e impactante de Fight Club— se pueden percibir algunos efectos de sonido en los golpes, el resto de los impactos son generados realmente por Jim Carrey que sin ninguna clase de truco se golpeó contra las paredes, el piso y el inodoro y su tapa.

#10 No al Dr. Evil

Comprometido con esta película, Jim Carrey rechazó el papel de Dr. Evil en Austin Powers: International Man of Mystery, que se estrenó un par de meses después, finalmente con el propio Mike Myers en el papel también de villano.

#9 La garra

La idea de que el personaje persiga a su hijo con “la garra” fue inspirada por el propio Jim Carrey, ya que era algo que su padre le hacía a él y sus hermanos cuando era pequeño.

De hecho, a Jim Carrey fue a quien se le ocurrió la idea de cerrar con esto la película, y llamó al director Tom Shadyac en medio de la madrugada para informarle al respecto.

#8 Exitosa dupla

Esta es la segunda de tres exitosas colaboraciones que Jim Carrey tendría con Tom Shadyac como director. Las otras dos fueron Ace Ventura: Detective de mascotas (1994) y Todopoderoso (2003).

#7 Una carrera de una mueca

En una escena, el hijo del personaje de Jim Carrey hace una mueca ridícula con su boca y le pregunta a su padre: “Si hago esta cara por mucho tiempo, ¿se me quedará así para siempre?”. Su padre le responde que “En absoluto”: “De hecho, hay personas que se han ganado muy bien la vida haciendo eso”.

Una obvia referencia a la carrera misma de Jim Carrey y la imagen que tenía en parte del público en ese momento.

#6 Otro protagonista

El rol principal fue ofrecido inicialmente a Steve Martin, que lo rechazó por estar ocupado trabajando en otra película ( The Spanish Prisoner).

#5 Otros mentirosos

Antes de que el personaje principal fuera un abogado, los guionistas habían pensado en un político o un agente inmobiliario, otras dos profesiones ejercidas por presuntos habilidosos para la mentira.

#4 Deseos cumplidos

Una de las grandes influencias para la película fue Big (1988), aquella comedia protagonizada por Tom Hanks que, al igual que ésta, incluye famosamente el deseo de un niño haciéndose realidad.

#3 Regreso a la normalidad

Fue la primera película en la que Jim Carrey utilizó su propio corte de pelo y no uno realizado en la sección de maquillaje y peinado. Estuvo muy contento por esto. También fue la primera película en la que interpretó a un hombre de familia regular.

#2 Una historia familiar

Algunos críticos notaron similitudes entre el argumento de la película y un episodio de la vieja serie The Twilight Zone, titulado The Whole Truth y emitido por TV en 1961.

En ese episodio un vendedor de coches usados adquiere un automóvil poseído por misteriosas fuerzas que lo obligan a decir toda la verdad mientras sea su propietario. En especial hay una escena muy similar en torno a un aumento de salario.

En realidad, la película es una suerte de remake de otra película danesa de 1963 titulada Un día sin mentiras.

#1 Mentiroso máximo

Antes del estreno de la película, Jim Carrey fue entrevistado para promocionarla, pero haciendo honor al título, mintió completamente sobre qué se trataba: dijo que era sobre un ex soldado del ejército convertido en cocinero que queda atrapado en un acorazado de guerra con un grupo de terroristas.

Este no es otro que el argumento de Alerta máxima (1992), de Steven Seagal.

Reacciona
Comparte