publicidad
Francisco

Qué hace diferente la visita de Francisco a México

Qué hace diferente la visita de Francisco a México

El primer papa latinoamericano recorrerá en México algunos de los sitios más violentos y pobres del continente americano.

Francisco
Francisco

Francisco, el primer papa latinoamericano de la historia llegó este viernes a México para una visita de casi seis días en la que recorrerá algunos de los sitios más violentos y pobres del continente americano.

publicidad

En vivo: Transmisión en directo de la visita del Papa en México
Lea también: la agenda de Francisco en México para este sábado

Llevará su mensaje de esperanza y solidaridad a las víctimas de la violencia del narcotráfico, el tráfico de personas y la discriminación, un mensaje que el Vaticano espera tenga eco también al norte de la frontera con Estados Unidos.

Vea nuestra cobertura en vivo

Casi cuatro décadas después de que Juan Pablo II visitase por primera vez México, país al que fue cinco veces en total, y de la única visita de Benedicto XVI a la entidad de Guanajuato, Francisco iniciará su periplo rezando en la iglesia de la Virgen de Guadalupe. Acto seguido incursionará en un terreno inédito para un Papa.

Con mariachis y globos reciben al papa Francisco en México

El viaje de Benedicto XVI

Benedicto XVI, visitó México del 23 al 26 de marzo de 2012; era el primer viaje del Papa alemán a un país de habla hispana y el segundo a Latinoamérica, tras el que realizó a Brasil en 2007.

La visita del Papa incluyó tres ciudades del estado de Guanajuato: León, Silao y Guanajuato capital. En esta última celebró el acto culminante de su gira con una multitudinaria misa en la que exhortó a los cristianos a superar "el cansancio" de la fe.

En el encuentro entre Calderón y Benedicto XVI en su calidad de jefes de Estado, los llamados del pontífice se encaminaron a lograr un tratado internacional que frenara el tráfico de armas, al tiempo que dedicaron algunos minutos a hablar de desafíos como el cambio climático, la seguridad alimentaria, el hambre y los desastres naturales.

publicidad

Sobre el narcotráfico, desde el avión que lo trasladaba a México, el Papa alemán llamó a luchar “contra ese mal destructivo”. Una vez en León, se comprometió a rezar “especialmente por quienes más lo precisan, particularmente por los que sufren a causa de antiguas y nuevas rivalidades, resentimientos y formas de violencia.

Benedicto XVI no visitó la Basílica de Guadalupe, ni algún punto de la capital del país.

"México no olvidará nunca a Su Santidad", dijo el entonces presidente Felipe Calderón momentos antes de su regreso a Roma.

La visita del primer Papa latinoamericano a México incluye puntos tocados especialmente por los conflictos que aquejan al país.

Escala ortodoxa

Francisco es conocido por su espontaneidad, pero incluso para un pontífice acostumbrado a dar sorpresas, su anuncio de la semana pasada fue totalmente inesperado.

Por primera vez, un Papa y un patriarca de la Iglesia Ortodoxa Rusa se encontraron este viernes en Cuba, durante una escala del viaja del Papa a México. El Vaticano considera que este encuentro es un paso histórico con miras a la cicatrización de las heridas dejadas por el cisma de hace mil años que dividió al cristianismo.

Francisco y el patriarca ortodoxo se reunieron en La Habana.
Francisco y el patriarca ortodoxo se reunieron en La Habana.

La mexicanización

Francisco dio el primer paso en falso de su papado el año pasado cuando le envió a un amigo un correo electrónico privado en el que le dijo que la creciente penetración del narcotráfico hacía que Argentina corriese el peligro de seguir los pasos de México, donde los cárteles de las drogas han aterrorizado a la población y han infiltrado la policía y otras instituciones públicas.

Su comentario sobre la "mexicanización" de Argentina causó profundo malestar en México y el Vaticano tuvo que ofrecer una disculpa. Pero resaltó la línea dura de Francisco en relación con el tráfico de drogas y con la corrupción, que, dice, son incompatibles con el cristianismo.

publicidad

Se espera que el Papa aborde ambos temas durante su visita aunque ha dicho que no ofrecerá soluciones políticas para resolver los problemas de México. Parientes de algunos de los 43 estudiantes desaparecidos en el 2014 en circunstancias sospechosas fueron invitados a la última misa del pontífice en Ciudad Juárez, otrora considerada la capital mundial de los homicidios.

"Es un punto de tránsito fundamental para esta red de narcotraficantes, donde hay lazos inseparables entre los traficantes y las autoridades mexicanas", expresó Guzmán Carriquiry Lecour, un asesor del Papa, durante un reciente seminario. "Esta es la periferia mexicana y el papa quiere ir allí".

Relaciones Iglesia-Estado

Francisco ha exhortado a sus obispos a denunciar la corrupción y el crimen organizado, y él mismo podría hacerlo en México.

"Por sobre todo, tenemos que alzar nuestras voces para condenar la corrupción y los lazos que hay entre ciertas estructuras de poder, los cárteles de las drogas y los narcotraficantes, que les permiten moverse libremente y con impunidad", sostuvo el secretario de estado del Vaticano, cardenal Pietro Parolin, en una reciente edición del semanario italiano Familia Cristiana.

Esa puede ser una forma diplomática de hablarle a una iglesia mexicana que hasta los prelados mexicanos dicen que ha sido muy deferente hacia los ricos y los poderosos.

publicidad

Francisco, no obstante, ha fijado prioridades claras: El año pasado nombró cardenal al obispo de Morelia, México, y rendirá homenaje a sus servicios a las víctimas de la violencia del narcotráfico visitando su diócesis.

Una iglesia indígena

La llegada del papa Francisco supondrá un bálsamo para cientos de sacerdotes de comunidades de base que trabajan con inmigrantes, indígenas, refugiados o niños de la calle y que se han enfrentados a algunos jerarcas de la Iglesia católica mexicana.

Decenas de sacerdotes, que se identifican con la Teología de la Liberación, han encontrado en Francisco un referente para seguir con su causa por los pobres, marginados y vulnerables desde que se diseñó su agenda de la visita a México.

"Los lugares escogidos por el Papa son un aliento para nosotros pero son también un claro mensaje a los obispos mexicanos para que se acerquen a los pobres y dejen de buscar privilegios", dijo el padre Tomás de Tenosique a The Associated Press. Para el religioso franciscano, la Iglesia mexicana está dirigida por obispos "muy conservadores que se han alejado del mensaje del evangelio".

Oraciones en la frontera

El momento culminante del viaje tendrá lugar en el último día, cuando Francisco viaje a Ciudad de Juárez, en la frontera con Estados Unidos, y rece por todas las personas que murieron tratando de cruzarla. Un grupo de inmigrantes rezará con él desde El Paso, Texas, del otro lado de la frontera, y después el Papa oficiará una misa en el estadio El Paso de Juárez.

publicidad

Francisco ha exigido a todos los países que reciban a los emigrantes y a los refugiados que le huyen a la pobreza y la opresión, pidiendo nuevas soluciones a esos problemas y denunciando la "globalización de la indiferencia" que muestra el mundo hacia los migrantes. Su llamado llega en plena campaña presidencial en Estados Unidos, donde la inmigración ilegal es un tema delicado.

Aspirantes republicanos a la presidencia como Donald Trump y Ted Cruz plantean expulsar a los mexicanos que están en el país sin permiso y construir un muro fronterizo más grande.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad