Univision Contigo

Dos adolescentes latinos recaudan más de 20,000 dólares para ayudar a estudiantes que no pueden pagar su almuerzo

'School Lunch Fairy', la organización de caridad ideada por Christian Cordon-Cano y Bernardo Hasbach, ha recaudado fondos para escuelas de Florida, California, Iowa, New Jersey, Washington e Indiana.
8 Oct 2017 – 12:39 PM EDT

Tirar a la basura el almuerzo de un niño que tiene una deuda con la cafetería del colegio, hacerle saber que debe dinero y que por eso, en lugar de recibir un plato de comida caliente como sus compañeros, recibirá un pan frio con queso o se le estampará en su brazo un sello que indique su deuda, es una práctica extendida en numerosas escuelas públicas de Estados Unidos.

Por humillante y discriminatoria, llamó la atención de los jóvenes Christian Cordon-Cano y Bernardo Hasbach, quienes crearon la organización 'School Lunch Fairy' para recaudar fondos para las escuelas públicas que no pueden cubrir las cuentas de almuerzos sin pagar de sus alumnos o para que estos centros educativos tengan un fondo de emergencia para ayudar a sus estudiantes.

“Cerca de marzo de este año estaba en el carro de mi papá y en la radio escuché sobre este asunto. Yo voy a una escuela privada y no sabía de esto. Para mí es muy loco que algo como esto pueda pasar. Tenía que hacer algo al respecto, entonces contacté a mi amigo Bernardo, porque nos conocemos desde hace mucho tiempo, y le pregunté si me podía ayudar. Me dijo que sí, y de esa forma empezamos a trabajar. Creamos nuestro propio website en el que se puede donar dinero. Adicionalmente, abrimos una cuenta de Twitter y empezamos a contactar personas”, contó a Univision Noticias, Christian Cordon-Cano, de origen guatemalteco.

“Al principio estábamos nerviosos. ¿Qué tal si nadie donaba? Pero enseguida empezamos a tener donaciones y nos emocionamos. Contactamos distritos escolares que necesitaban ayuda y les dimos la donación. Si están dispuestos a aceptarla se la damos con mucho gusto”, agregó el joven, a quien le parece ridículo que algunas instituciones educativas se hayan negado a recibir el dinero ofrecido por él y su compañero.

El joven, estudiante de High School junior en West Palm Beach, aseguró que hasta finales de septiembre habían recaudado 23,850 dólares. “Eso incluye los 10,585 dólares que estamos en proceso de distribuir a once escuelas distritales en Florida. Adicionalmente, ya habíamos donado 1,500 dólares a Palm Beach, 1,500 dólares a Martin County y 1,000 dólares a Orange County en Florida. También hemos donado a escuelas en California, Iowa, New Jersey, Washington e Indiana”, dijo Cordon-Cano, de 17 años de edad.

“Otros estados han recaudado mucho dinero para ayudar también a los niños con sus almuerzos. En Seattle, por ejemplo, han reunido cerca de 95,000 dólares y en Dallas 216,000 dólares. En gran medida ese dinero corresponde a donaciones de corporaciones, pero tengo confianza que la comunidad de Florida también ayudará; lo que necesitamos es más maneras de inspirar a la gente”, aseguró el joven.

“Pensamos que cada niño merece tener un buen almuerzo, pero también queremos inspirar a otros muchachos a que puedan hacer la diferencia, a hacer algo por el mundo", agregó Cordon-Cano.

Los almuerzos en las escuelas públicas elementales cuestan 2.05 dólares y en las secundarias 2.35 dólares. En el estado de Nuevo México y en California se aprobaron leyes que prohíben negar el almuerzo a los niños y adolescentes.

Con información de Olivia Liendo.


Esta historia fue producida en colaboración con Univision Contigo: el equipo de responsabilidad social de Univision.

Publicidad