Relaciones Internacionales

La amenaza de Trump de suspender el encuentro con Putin se disipa: se reunirán este sábado en Buenos Aires

El Kremlin dijo que la Casa Blanca confirmó la cita de los mandatarios, en el marco de la reunión del G-20 en la capital argentina. Moscú señaló que será imposible ponerse "de acuerdo en todas las cuestiones" bilaterales pendientes, "pero tenemos que hablar".
29 Nov 2018 – 5:49 AM EST

Tal como estaba previsto, los presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y Rusia, Vladimir Putin, sostendrán una reunión en Buenos Aires, al margen de la reunión del G-20 que se celebra en la capital argentina, según afirmó el Kremlin la mañana de este jueves.

“Washington ha confirmado el encuentro”, dijo a los periodistas Dmitry Peskov, portavoz del gobierno ruso.

Con el anuncio se disipan las amenazas de suspender la cita que lanzó el mandatario estadounidense la víspera, en respuesta al incidente marítimo este domingo entre fuerzas de seguridad rusas y navíos militares de Ucrania.

Hace un día, Trump dijo que recibiría “un informe completo” de su equipo de seguridad nacional sobre las actividades de Rusia en Ucrania y en el Mar Negro, y que tomaría una decisión a partir de ello.


“Quizás no sostendré ese encuentro”, expresó el mandatario. “No me gusta esa agresión, no me gusta para nada”.

Al reconfirmar la reunión entre Trump y Putin, el asesor presidencial ruso Yuri Ushakov dijo a la agencia estatal de noticias RIA Novosti que la reunión se realizará en el hotel Park Hyatt de Buenos Aires, este sábado a partir de las 9:30 am, hora del este, y podría tener una duración de más de dos horas.

Se espera que ambos líderes dialoguen sobre varios temas bilaterales, incluyendo "formas de normalizar" las relaciones entre los dos países, dijo Ushakov a RIA Novosti.

Esta sería la cuarta vez que ambos presidentes se miden cara a cara. La anterior reunión fue en Helsinki, Finlandia, en julio, donde el presidente Trump manifestó: "No veo ninguna razón por la que Rusia hubiese intervenido en las elecciones. No hubo colusión, todo el mundo lo sabe".

Las sospechas de que Rusia intervino en las elecciones de 2016 y que funcionarios rusos mantuvieron trato con algunos de los colaboradores del equipo de campaña de Trump han mellado las relaciones bilaterales desde hace entonces. Es un tema del que incluso varios prominentes líderes republicanos no tienen dudas.

Figuras como el senador Mitch McConnell y el saliente líder de la Cámara, Pual Ryan, dijeron tras aquel encuentro: “Los rusos no son nuestros amigos, lo he dicho repetidas veces y lo vuelvo a decir hoy, tengo plena confianza en nuestros servicios de inteligencia y los hallazgos que han anunciado”.


Peskov dijo que la reunión en Argentina comenzaría alrededor del mediodía del sábado con "breves conversaciones entre los líderes" seguidas de conversaciones más amplias entre Rusia y Estados Unidos.

El vocero del Kremlin enfatizó la necesidad de una comunicación abierta entre los líderes, incluso si es poco probable que estén de acuerdo en todos los temas.

"Tenemos que pensar en cómo empezar a hablar de los temas de las relaciones bilaterales, la seguridad estratégica y el desarme y los conflictos regionales", dijo Peskov.

"No tenemos que ponernos de acuerdo en todas las cuestiones y, de hecho, eso puede ser imposible, pero tenemos que hablar. Eso no sólo beneficia a nuestros dos países, sino a todo el mundo".

Trump tiene en agenda otra reunión con el presidente chino Xi Jinping que podría resultar crucial para ver si se puede resolver la disputa comercial entre los dos países.

El martes la Casa Blanca le advirtió a China que no le valdrá la pena esperar hasta que Trump abandone el cargo, intimando que la economía china no soportará tan bien una guerra comercial como la economía estadounidense.

Larry Kudlow, director del Concilio Económico Nacional, lanzó la advertencia de cara a la reunión que tendrán los dos líderes el sábado por la noche en Argentina.

En el último año, ambos países se han elevado mutuamente los aranceles de importaciones valoradas en miles de millones de dólares, y la última ronda de aranceles estadounidenses entrará en vigor el próximo año.

En fotos: La reunión privada entre Vladimir Putin y Donald Trump en Helsinki

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés