null: nullpx

La ONU impone nuevas sanciones a Corea del Norte en respuesta a su última prueba de misil

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas aprobó un nuevo paquete de sanciones contra Pyongyang, entre las cuales figura la repatriación de norcoreanos que trabajan fuera del país asiático.
22 Dic 2017 – 08:00 AM EST

El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó este viernes una resolución patrocinada por Estados Unidos para ampliar y endurecer las sanciones contra Corea del Norte que establecen un recorte más fuerte al acceso de ese régimen a productos petroleros. Asimismo, ordena la repatriación de norcoreanos que trabajan fuera del país.

Washington argumenta que los ingresos obtenidos por muchos de esos trabajadores en lugares como Rusia o China son utilizados por el régimen de Kim Jong Un para financiar su programa nuclear y de misiles balísticos.

La medida punitiva fue aprobada por unanimidad y es la tercera ronda de sanciones impuestas este año contra el régimen de Pyongyang para presionarlo con el fin de que se siente en una mesa de negociaciones.

China y Rusia se unieron a la medida pese a que fuentes de inteligencia del gobierno de Trump han indicado que el Kremlin ha abierto secretamente nuevos vínculos con los norcoreanos, que incluyen lazos vía internet que le dan a ese hermético régimen otras vías para conectarse con el resto del mundo, además de su usual interconexión vía China.

Estas nuevas sanciones no incluyen una petición de Washington para abordar buques norcoreanos en aguas internacionales. Hubiese sido la medida más draconiana, porque le hubiese permitido a la Armada de EEUU y sus aliados en el Pacífico crear una especie de bloqueo naval alrededor del país, pero a la vez elevar las posibilidades de que se produjeran incidentes armados que desataran un conflicto de grandes proporciones.

Las nuevas sanciones llegan en respuesta al ensayo llevado a cabo por Corea del Norte el pasado 29 de noviembre, cuando probó su misil balístico intercontinental más avanzado.


"Amenaza nuclear sustancial para EEUU"

Según Pyongyang y numerosos expertos, el proyectil sería capaz de alcanzar todo el territorio continental de Estados Unidos.

El propio Kim, en un discurso este jueves ante la quinta Conferencia de Presidentes de células del Partido norcoreano de los Trabajadores, recalcó que "nadie puede negar que la RPDC ha emergido como un estado estratégico capaz de presentar una amenaza nuclear sustancial para Estados Unidos".

El gobernante norcoreano destacó que Pyongyang afronta "graves desafíos que no deben ser subestimados", aunque llamó al pueblo norcoreano a ser "optimista sobre los progresos de la revolución" en lugar de sentirse "decepcionado o asustado" por dichos retos.

La ONU ya tiene en vigor importantes sanciones económicas contra Corea del Norte, con fuertes restricciones a sus importaciones de petróleo y otros productos, y vetos a sus exportaciones en distintos sectores.

Todo ello es parte de un intento de dejar al país sin fondos para sus programas armamentísticos y de lograr que acceda a negociar con la comunidad internacional.

"Nosotros nos inclinamos por endurecer las sanciones", dijo este viernes a los periodistas el embajador francés, François Delattre, que defendió la necesidad de "maximizar" la presión para lograr una solución negociada.

Delattre confió en que el texto estadounidense pueda ser aprobado "por consenso" y "cuanto antes mejor".

En fotos: Las duras condiciones de vida que el régimen de Corea del Norte no muestra

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.