Corea del Norte: Misil balístico lanzado es capaz de llegar a cualquier parte de Estados Unidos

De acuerdo con el comunicado del medio estatal del país, este nuevo misil fue bautizado como Hwasong 15, es capaz de llegar a cualquier parte de Estados Unidos y es el más poderoso fabricado por Pyongyang. La televisión norcoreana mostró la orden manuscrita de Kim Jong Un en la que aprueba el lanzamiento.
Publicado 28 Nov 2017 – 2:00 PM EST | Actualizado 29 Nov 2017 – 7:04 AM EST

En un nuevo desafío contra Estados Unidos y sus aliados y luego de dos meses de inacción, este martes Corea del Norte disparó un nuevo misil balístico, según confirmó el medio estatal del país en un comunicado. La información fue confirmada también por la oficina del primer ministro japonés.

De acuerdo con el comunicado, este nuevo misil fue bautizado como Hwasong 15 y es capaz de llegar a cualquier parte de Estados Unidos. El misil es el más poderoso fabricado por Corea del Norte, voló 590.3 millas (950 kilómetros) durante 53 minutos y alcanzó una altitud de 2,780 millas (4,475 kilómetros), según un comunicado leído por un presentador de televisión.

El misil fue lanzado desde Pyongsong, una ciudad situada en el noreste de la capital norcoreana, hacia las 3:17 am hora local y estuvo en el aire por 53 minutos antes de caer en las proximidades de Honshu, la mayor isla de Japón, a unas 600 millas de donde salió, según indicó The New York Times.

La televisora estatal norcoreana emitió este miércoles una fotografía de la orden firmada del gobernante norcoreano, Kim Jong Un, en la que escribió: “Lanzamiento de prueba está aprobado. ¡A celebrar al alba del 29 de noviembre! ¡Disparen con coraje por el partido y el país!”.

Tal y como acostumbra a hacer el régimen, la televisión estatal KCTV emitió un extenso boletín especial y aunque no mostró imágenes del misil sí culminó con la veterana presentadora Ri Chung-hee anunciando como "exitoso" el lanzamiento llevado a cabo horas antes.

Enfundada en su ya tradicional "choson ot" rosado, Ri dijo que se trata de "un misil balístico intercontinental (ICBM) que puede portar una ojiva súper grande y pesada que es capaz de alcanzar todo el territorio continental de EEUU".


La vaga respuesta de Trump

"Nos encargaremos de esto", afirmó el presidente poco después, aunque no ofreció ningún detalle. "Es una situación que manejaremos", añadió. En todo caso, el mandatario subrayó que esta nueva provocación no va a modificar el enfoque de Washington para abordar el problema norcoreano.


El de este martes es el vigésimo ensayo de misiles que realiza Pyongyang en este año y supone un nuevo desafío al pedido estadounidense para que Corea del Norte ponga fin a sus intentos para conseguir lanzar armas nucleares.

Tras la acción, Japón, Corea del Sur y Estados Unidos solicitaron una reunión urgente del Consejo de Seguridad de la ONU para analizar el último lanzamiento de un misil balístico por parte de Corea del Norte. Se realizará este miércoles por la tarde y será a puertas abiertas.

El Gobierno chino expresó este miércoles su "profunda preocupación y oposición al lanzamiento (...)" y, como ha sido su política en este asunto, llamó encarecidamente a Corea del Norte a atender las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y detener las acciones que eleven las tensiones en la península", señaló este miércoles un portavoz de Exteriores chino, Geng Shuang.

"Continuaremos defendiendo la desnuclearización de la península así como una solución pacífica del asunto a través del diálogo y la negociación", añadió Shuang.

Trump sostuvo este martes una conversación con el primer ministro japonés, Shinzo Abe, y en el parte dado por la Casa Blanca se conoció que ambos líderes estuvieron de acuerdo en que "las provocadoras acciones del régimen norcoreano están socavando su seguridad y aislándolo aún más de la comunidad internacional".

Corea del Norte no lanzaba un misil desde el 15 de septiembre. Aquel sobrevoló Japón y avanzó varios cientos de millas antes de caer en el Océano Pacífico. En ese momento, Pyongyang disparó a pesar de que días antes la Organización de las Naciones Unidas aprobara una resolución para imponer sanciones nuevas y más rigurosas contra Corea del Corte tras la realización de su sexta y más poderosa prueba nuclear.

Hace una semana, Trump declaró a Corea del Norte estado patrocinador del terrorismo , una medida que el propio mandatario dijo que ha debido ser tomada hace mucho tiempo para intensificar las presiones financieras contra el régimen de Kim Jong Un y su programa nuclear con fines bélicos.

Tras esta medida, Corea del Norte se unió a Irán, Sudán y Siria como países que el Departamento de Estado identifica como aquellos que "repetidamente proveen apoyo para actos de terrorismo internacional".

"Hoy Estados Unidos está designando a Corea del Norte estado patrocinador del terrorismo. Ha debido ocurrir hace tiempo", dijo Trump, quien agregó que el régimen de Pyongyang "debe poner fin a su ilegal desarrollo nuclear y de misiles balísticos".

Las relaciones entre Corea del Norte y Estados Unidos han sufrido un fuerte deterioro, marcado por una continua escala dialéctica por parte de los dos líderes. Ante los continuos lanzamientos de misiles por parte de Corea del Norte, el presidente estadounidense amenazó a Pyongyang con "un fuego y una furia que el mundo jamás ha visto".

La respuesta por parte del régimen norcoreano no se hizo esperar y la agencia de noticias oficial afirmó que el país estaba evaluando atacar la isla estadounidense de Guam.

En un discurso el pasado 19 de septiembre en las Naciones Unidas, el mandatario estadounidense afirmó que si Corea del Norte amenazaba a los Estados Unidos o sus aliados, Washington "no tendría otra opción que destruir completamente" el país.

Ri Yong-ho, ministro de Asuntos Exteriores de Corea del Norte, sostuvo que el líder norcoreano estaba considerando un ensayo con bomba de hidrógeno de una escala sin precedentes en el Pacífico.

En fotos: el efecto Kim Jong Un en las mujeres de Corea del Norte

Loading
Cargando galería