publicidad
Inmigrantes indocumentados en un tramo de la frontera entre Estados Unidos y México.

La Patrulla Fronteriza de Tucson procesa ya criminalmente a los indocumentados detenidos por primera vez

La Patrulla Fronteriza de Tucson procesa ya criminalmente a los indocumentados detenidos por primera vez

Abogados de inmigración advierten de que esto puede tener graves consecuencias para estas personas, pues les impedirá pedir beneficios migratorios a través de familiares y las expondrá a castigos más severos si vuelven a intentar cruzar la frontera.

Inmigrantes indocumentados arrestados en la frontera son enviados a la cárcel del condado Univision Television Group

La Patrulla Fronteriza del sector de Tucson, Arizona, ha introducido un cambio en su estrategia con los inmigrantes que son detenidos por primera vez cuando tratan de cruzar de forma ilegal la frontera que puede tener importantes implicaciones. Antes, a estas personas se les abría un proceso migratorio, pero ahora con la nueva política de Trump están siendo procesados criminalmente.

“Cruzar la frontera ilegalmente es una violación del Título 8, Código de los Estados Unidos 1325”, explicó esta agencia. “El procedimiento por cruzar ilegalmente una vez resulta en un cargo de delito menor, y múltiples cruces llegan a ser un delito mayor”, agregó.

publicidad

El cambio

“Antes de la puesta en vigor de esta política, las personas eran procesadas, les tomaban las huellas y deportaban por una violación a la ley de inmigración”, explica Ezequiel Hernández, un abogado de inmigración que ejerce en Phoenix, Arizona, y colabora frecuentemente con el Noticiero Univision. “Ahora los están enviando a una corte federal criminal donde le formulan cargos por el crimen de haber entrado ilegalmente a Estados Unidos”.

Hernández agregó que “el presidente Donald Trump había advertido que los extranjeros ilegales serían procesados criminalmente”, y señaló que esta nueva forma de proceder por parte de la Patrulla Fronteriza causará “grandes problemas” a los inmigrantes que sean detenidos una o más veces.

Si bien la permanencia indocumentada sigue siendo una falta de carácter civil, “a partir de ahora en Tucson las personas enviadas a una corte federal criminal serán declaradas criminales por haber intentado entrar sin papeles”, apuntó Hernández. “Eso significa que quedarán expuestas a recibir condenas más graves”.

Las justificaciones


Relacionado
Niño inmigrante centroamericano en un centro de detención de la Patrulla...
Menores que recibieron amparo de la deportación están en la mira de ICE para expulsarlos de EEUU

La Patrulla Fronteriza dijo que en los primeros 30 días, en el Sector de Tucson procesó a 565 indocumentados que entraban ilegalmente por primera vez al país.

Añadió que el propósito de la medida “es disuadir a los migrantes de arriesgar sus vidas para cruzar indocumentados a través del inhóspito desierto de Sonora”.

Precisó además que el sector de Tucson pretende convertirse en un “lugar indeseable para cruzar”, y que los detenidos enfrentarán “consecuencias criminales”.

Tolerancia cero

“Cuando se viola la Ley de Inmigración, el gobierno federal tiene la opción de que, si usted no tiene la habilidad de quedarse en el país, ellos (el gobierno) pueden darle la posibilidad de que se regrese voluntariamente y no le procesen y le emitan una orden de deportación”, dijo Nelson Castillo, un abogado de inmigración que ejerce en Los Angeles, California. “Y también pueden procesarlo por entrar ilegalmente, pero en el pasado hubo una gran discrecionalidad”.

Castillo agregó que “cuando se trataba de inmigrantes de países vecinos, como México, las personas cuando eran detenidas las regresaban sin ninguna consecuencia de inmigración”. Sin embargo, ahora con la nueva política de formularles cargos por la entrada indocumentada, “los colocarán en el sistema criminal”.

“Las consecuencias de esta medida son muy serias”, advirtió Castillo. “Si una persona intenta por primera vez entrar a Estados Unidos y lo detienen, ya no podrá pedir nunca un beneficio migratorio por medio de un familiar. Y además tendrá consecuencias criminales, porque si lo vuelven a agarrar una segunda vez, recibirá castigos más severos. Están cerrando (el gobierno) las posibilidades de quedarse a estas personas”.

Sistema quebrado


Relacionado
Agentes federales del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).
Para el gobierno de Trump no hay excepciones: todos los indocumentados son blanco de deportación

La agencia federal dijo que ha desplazado recursos hacia el desierto “donde se producen la mayoría de los rescates, muertes y aprehensiones”, y que sólo en el mes de junio “los agentes rescataron a 80 personas que intentaron cruzar la frontera ilegalmente”.

“La solución al problema de los inmigrantes está en que el Congreso ponga atención y no dejarle toda la responsabilidad al Departamento de Seguridad Nacional (DHS)”, incidió Petra Falcon, directora ejecutiva de la organización Promise Arizona. “La gente está sufriendo y muchos están huyendo de México buscando refugio con sus familias en Estados Unidos, pero los están convirtiendo en criminales”.

“No nos estamos moviendo hacia delante”, con el tema migratorio, indicó Falcon. “Estamos retrocediendo y eso agravará los problemas. La solución, insisto, no está en manos de la Patrulla Fronteriza, es el Congreso el que debe tomar cartas en el asunto y reparar un sistema que, desde hace muchos años, está quebrado”, concluyó.

Fotos: así detiene la Patrulla Fronteriza a los migrantes que cruzan el Río Grande
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad