null: nullpx
Estados Unidos

“Solo quería romper esas barreras”: Hija de campesinos indígenas mexicanos es aceptada en Harvard

La joven, estudiante de la preparatoria de Desert Mirage, vive en una casa móvil en La Meca, y sus padres son de origen purépecha, una comunidad indígena en México, quienes migraron en busca de una vida mejor. Ahora ella podrá estudiar para convertirse, en un futuro, en congresista de su región.
15 Abr 2021 – 07:01 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Elizabeth Esteban, una latina hija de indígenas purépechas que trabajan en el campo del valle de Coachella, en California, fue aceptada para estudiar en Harvard con una beca completa, una de las instituciones educativas más prestigiosas del mundo y a la que solo pocos hispanos logran acceder.

“Bueno me sentí orgullosa y emocionada, todo tipo de emoción porque nunca hubiera creído que una persona como yo, sería aceptada en una universidad de prestigio”, dijo Esteban a la cadena NBC.

La joven, estudiante de la preparatoria de Desert Mirage, vive en una casa móvil en La Meca, y sus padres son dos de los cientos de miembros de la comunidad indígena que emigraron en busca de una vida mejor.

“Merece la pena levantarse temprano cada mañana y trabajar duro en el campo. Ahora vale aún más la pena, porque mi hija ha logrado lo que soñó. Estoy muy orgullosa", dijo la madre de Elizabeth, Cecilia Esteban, cuya lengua natal es el purépecha de Michoacán, México.

Esteban aseguró a NBC que nunca imaginó que podría estudiar en una universidad tan prestigiosa e incluso pensó que sus bajos recursos y el hecho de ser latina serían un impedimento para cumplir sus sueños.

"Al principio no iba a aplicar para Harvard porque no me sentía como que mis logros habían merecido atender una universidad así tan prestigiosa", dijo Elizabeth.

De acuerdo con datos de la universidad, la tasa de aceptación de Harvard es del 3% y solo el 10% de la población estudiantil es hispana.

Elizabeth dijo a NBC que meses atrás tuvo una serie de problemas con el acceso a internet, lo que le dificultó el aprendizaje virtual. El día que tuvo su entrevista virtual con la universidad, la conexión a internet se estropeó y pensó que había perdido su oportunidad.

“También recibí un dispositivo de internet del distrito y, la mayor parte del tiempo, mi pantalla era un círculo tratando de reconectarme”, dijo Esteban.

Ahora la joven podrá prepararse para continuar sus estudios en Ciencias Políticas y espera, en un futuro, convertirse en congresista de su región.

“Soy parte de un grupo indígena que siente que las mujeres deben quedarse en casa y ser la madre del estereotipo que se queda en casa. Solo quería romper esas barreras", señaló.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés