null: nullpx
Estados Unidos

Denuncian al guardia de un centro de detención de migrantes en Texas por agredir a un niño hondureño de cinco años

Los hechos ocurrieron en septiembre pasado cuando, durante un juego, el niño intentó chocar la palma de su mano con la del guardia, pero lo golpeó por accidente lo que hizo enojar al guardia. El hombre presuntamente agarró la muñeca del niño “muy fuerte” y no la soltó. La mano del menor quedó tan lastimada que tuvo que se tratada con alagésicos y hielo.
26 Oct 2019 – 8:20 PM EDT

Un guardia de seguridad de un centro de detención de migrantes en Texas, fue acusado de agredir físicamente a un niño hondureño de cinco años, de acuerdo a una denuncia presentada en el Departamento de Seguridad Nacional a la que The Guardian tuvo acceso.

Los defensores del niño y su madre esperan que la familia sea deportada este viernes y le pidieron al gobierno de los Estados Unidos que detenga la deportación para investigar el presunto abuso.

Los defensores también dijeron que la familia, cuya identidad es anónima por razones de seguridad, enfrenta peligros inminentes en Honduras.

Los hechos ocurrieron en septiembre pasado cuando el niño y el guardia, contratado por la compañía de prisiones privadas CoreCivic, jugaban; el niño intentó chocar la palma de su mano con la del guardia, pero lo golpeó por accidente lo que hizo enojar al guardia, según señala la denuncia citada por el diario británico.

El guardia presuntamente agarró la muñeca del niño “muy fuerte” y no la soltó”. La madre del niño le dijo al guardia que lo soltara e intentó retirar la mano de su hijo, pero el guardia siguió presionándolo”, según la denuncia. “Finalmente liberó al niño y amenazó con castigarlo si lo golpeaba de nuevo”.

La denuncia describe que la mano del niño estaba hinchada y con moretones por lo que fue tratada con analgésicos y hielo, en el centro residencial de la familia del sur de Texas en Dilley.

Como consecuencia de la agresión, el niño ahora se muerde las uñas hasta que le sangran, le teme a los funcionarios hombres del centro y no quiere jugar, comer o dormir, dice la queja.

Este jueves la denuncia fue presentada por Katie Shepherd, abogada defensora de American Immigration Council’s Immigration Justice Campaign, ante el Departamento de Seguridad Nacional.

Katy Murdza, gerente de defensa del Proyecto Dilley Pro Bono, que envía voluntarios al centro de detención de Dilley para ayudar a las familias, se reunió con la madre el miércoles.

Murdza dijo que l a madre teme su deportación inminente y está molesta por lo que le sucedió a su hijo porque tenía poco poder para protegerlo.

"No pudo evitar que alguien lastimara a su hijo y, aunque ha intentado denunciarlo, no ha recibido ninguna información sobre los resultados, por lo que todavía no tiene control sobre si el centro de detención permitió que ese miembro del personal regresara”, dijo Murdza.

El centro de detención de Dilley puede albergar a 2,400 personas, la mayor parte de cualquier centro de detención familiar en el país, y en marzo de 2019 tenía al menos 15 bebés menores de un año.

"Una jaula tenía 20 niños adentro": así es el centro de procesamiento de la Patrulla Fronteriza en Texas (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés