null: nullpx
Guerra en Siria

Caza F-22 de EEUU casi choca con un avión de guerra ruso en Siria

Erik Pahon, portavoz del Pentágono, indicó que uno de los dos aviones que interceptaron a otros dos cazas rusos tuvo que llevar a cabo una maniobra agresiva para evitar una colisión en pleno vuelo con uno de los cazas Sukhoi-25.
14 Dic 2017 – 05:35 PM EST

Dos cazas F-22 de Estados Unidos interceptaron a dos aviones de guerra rusos sobre suelo de Siria el pasado martes, según informó el Departamento de Defensa, en un incidente que agrega más peligro a las interacciones de ambas fuerzas en el marco de la guerra civil que vive ese país de Medio Oriente.

Los constantes operativos de la coalición internacional liderada por EEUU en la zona combatiendo a Estado Islámico y la presencia rusa provocó esta semana este nueva interacción de fuerzas. Los dos F-22 Raptors estadounidenses interceptaron a los caza Sukhoi-25 luego de que -según el Pentágono- cruzaran el espacio aéreo controlado por las fuerzas internacionales al este del río Éufrates.

Erik Pahon, portavoz del Pentágono, indicó que uno de los pilotos estadounidenses tuvo que llevar a cabo una maniobra agresiva para evitar una colisión con uno de los cazas rusos.

El Pentágono indicó que los aviones de guerra estuvieron tan cerca los unos de los otros que los F-22 tuvieron que lanzar señuelos de bengala para advertir de su presencia.

Estos señuelos son utilizados para evitar que misiles impacten el avión caza, pero también sirven como señal visual de advertencia.

El encuentro duró unos 40 minutos, pero el momento de mayor tensión ocurrió cuando los dos F-22 siguieronn muy de cerca de los Sukhoi-25.

Este incidente ocurre dos días después de que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, hiciera una visita sin previo anuncio a una base militar rusa en Siria, desde donde anunció la retirada parcial de las tropas rusas, según reportaron medios en Moscú.

Putin viajó a la base aérea de Khmeimim, en la provincia costera de Latakia, situada en el corazón de la minoría alauí a la que pertenece el presidente de Siria, Bashar al Asad, que ha servido de centro de operaciones de la campaña rusa desde su inicio en septiembre de 2015.

"En casi dos años, las Fuerzas Armadas rusas, en colaboración con el ejército sirio, destruyeron en gran parte a los terroristas internacionales. Por lo tanto, tomé la decisión de hacer volver a Rusia a una parte considerable del contigente militar presente en Siria", dijo Putin, citado por la agencia Interfax.

El pasado fin de semana las fuerzas armadas de Irak realizaron un desfile militar en Bagdad para marcar el éxito de las operaciones con las que, según el primer ministro Haider al Abadi, recuperaron el territorio que Estado Islámico había controlado en los últimos tres años.

Al Abadi declaró el domingo como día festivo para celebra la reunificación del país, cuya integridad se veía amenazada desde 2014 cuando los rebeldes sunitas del autodenominado califato empezaron a ocupar porciones del oeste del país y partes de Siria, sumida en una guerra civil que impedía al gobierno de Damasco ejercer control de su territorio.


Así quedó la 'capital' de Estado Islámico en Siria tras ser liberada por las fuerzas de la coalición (fotos)

Loading
Cargando galería
Publicidad
Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.