null: nullpx
Inundaciones

200 millones de personas en EEUU estarán expuestas a inundaciones en primavera

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica alertó este jueves que casi dos tercios de los estados más llanos tendrán elevados riesgos de inundaciones desde ahora hasta mayo. El gobernador de Missouri declaró la emergencia debido a los destrozos causados por el desbordamiento de ríos y diques.
22 Mar 2019 – 1:44 AM EDT

La primavera ha llegado, pero aunque atrás quede el tiempo frío y las nevadas, grandes extensiones de Estados Unidos están en riesgo de inundación, de acuerdo con las predicciones de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés).

Casi dos tercios de los 48 estados más llanos tendrán un riesgo elevado de inundaciones desde ahora hasta mayo, y 25 estados podrían experimentar "inundaciones mayores o moderadas",

Más de 200 millones de estadounidenses corren el riesgo de sufrir por algún tipo de inundación y de estos para unos 13 millones pueden enfrentar una inundación grave, dijo la NOAA en su pronóstico para los próximos meses.

Precisó que aproximadamente 41 millones de estadounidenses corren el riesgo de inundaciones moderadas.

"Las inundaciones de este año podrían ser peores que cualquier cosa que hayamos visto en los últimos años, incluso peores que las históricas inundaciones de 1993 y 2011", dijo Mary C. Erickson, subdirectora del Servicio Meteorológico Nacional, en una conferencia telefónica con periodistas.

La mayor inundación de este mes en Nebraska, Minnesota, Iowa y otros lugares es "un anticipo de lo que esperamos durante el resto de la primavera", dijo.

Fuertes lluvias más nieve derretida: las históricas inundaciones en Nebraska, Iowa y otros estados del Medio Oeste

Loading
Cargando galería

Missouri en emergencia

Este jueves el gobernador de Missouri, Mike Parson, declaró el estado de emergencia en su estado debido a las inundaciones que han dejado aisladas a varias personas y siguen causando daños y desbordando diques en el Medio Oeste de Estados Unidos.

Tres personas fallecieron en Nebraska y otra en Iowa este fin de semana a causa de llos desbordamientos históricos provocados por el paso de un llamado 'ciclón bomba', que generó profundos daños a la infraestructura en varios estados del Medio Oeste.

Las medidas de Parson permitirán que las agencias estatales trabajen directamente con las autoridades locales que atienden la contingencia. Parsons, junto con el director de la Agencia Estatal para el Manejo de Emergencias, planean reunirse con líderes locales y evaluar el jueves los daños.

“Las inundaciones están afectando a más comunidades y granjas de Missouri, cerrando más caminos y amenazando los diques, las plantas de tratamiento de aguas y otra infraestructura vital”, dijo Parson en un comunicado.

La declaratoria de emergencia de Missouri se presenta después de que la policía del estado trabajó durante toda la noche para rescatar a cuatro personas de sus casas y a otras tres de un bote que se quedó sin combustible en la localidad de Craig.

Los habitantes apilaron sacos con arena cerca de una planta de tratamiento de aguas en Forest City el jueves, mientras que otro dique se rompió del otro lado del río frente a Archison, Kansas, poniendo en riesgo dos poblados en donde la mayoría de los habitantes ya habían evacuado.

“Seguiremos trabajando estrechamente con nuestros socios locales para evaluar las necesidades y brindar los recursos para ayudar a los misurianos a continuar su lucha contra las inundaciones mientras trabajamos para ayudarnos unos a otros”, agregó Parson que compartió en su cuenta de Twitter videos grabados desde el aire con vistas generales a las inundaciones.

El río Missouri ha crecido a causa de las fuertes lluvias y el derretimiento de nieve de este mes. Aparte de los cuatro fallecidos, las inundaciones han causado daños a miles de viviendas y reventado alrededor de 20 diques en Nebraska, Iowa y Missouri.

El presidente Donald Trump también aprobó el jueves la solicitud de Nebraska para asistencia federal contra desastres, que brinda ayuda federal para suplementar las labores de recuperación a nivel tribal, local y estatal. También abre la puerta a subvenciones para vivienda temporal y reparaciones inmobiliarias, préstamos a bajo costo para cubrir pérdida de propiedades no aseguradas y otros programas de asistencia para los residentes afectados.

La agencia Reuters refirió que las inundaciones han causado hasta ahora casi 1,500 millones de dólares en daños solo en Nebraska.


RELACIONADOS:Inundaciones
Publicidad