null: nullpx
Elecciones 2016

¿Son las 'meteduras de pata' de Trump una estrategia para llamar la atención de los medios?

Trump ha conseguido miles de millones de dólares en atención mediática gratuita. ¿Qué dice esto de esta elección presidencial? ¿Podrá Trump mantener este "éxito mediático" sin precedentes?
15 Ago 2016 – 10:48 AM EDT

WASHINGTON, D.C - " Donald Trump entiende el negocio de los medios mejor que ningún otro candidato", afirma Paul Senatori, un experto en análisis de medios de comunicación y redes sociales. “Hay interés en esta elección hasta en Asia”.

Trump había dicho en un mitin en Carolina del Norte que, como presidenta, Hillary Clinton podía revertir la segunda enmienda constitucional que defiende el derecho a llevar armas. “Si ella elige a sus jueces, no hay nada que se pueda hacer”, dijo el magnate. “Aunque con la gente de la segunda enmienda, uno nunca sabe”.

En un panel de comentaristas invitados por CNN, el presentador del programa, Don Lemon, dijo que el magnate claramente incitaba a la violencia y que debería haber escogido mejor sus palabras.

Defendiendo al candidato republicano, el exagente de los Servicios Secretos Dan Bongino acusó a CNN de estar predispuesto contra Trump y denunció que los medios están a favor de Hillary Clinton.

Así se animó una conversación a gritos en torno a si las palabras de Trump eran intencionales o no mientras que el presentador y su invitado se lanzaron insultos que se hicieron virales en redes sociales.

¿Será que el candidato republicano tiene una estrategia para llamar la atención? ¿Y tendrán un valor económico estas menciones gratuitas?

¿Provocaciones intencionales?

La mente de Donald Trump es difícil de entender. Algunos dicen que tiene una estrategia clara para llamar la atención. Otros afirman que no cuida sus palabras y que no le importan las consecuencias. Muchos otros opinan que habla de manera poco clara para provocar y crear controversia.

Norman Ornstein, columnista y experto en ciencias políticas, quien trabaja en Washington para el centro de análisis conservador Instituto Estadounidense para el Emprendimiento (American Enterprise Institute) pero se autodefine como un “apasionado moderado”, no piensa que Trump haya incitado a la violencia, pero sí afirma que sabía lo que hacía. "Jugó con sus palabras para llamar la atención”.

Pero, citando las encuestas en estados clave que le dan ventajas considerables a Clinton, este experto advierte que "aunque la estrategia le funcionó a Trump durante las elecciones primarias", está teniendo ahora “el efecto contrario”.

Lo que queda claro es que Trump ha logrado salir en los medios de comunicación sin gastar un dólar de su bolsillo. En una carrera presidencial sumamente costosa, este ahorro puede hacer toda la diferencia.


La atención mediática tiene un valor económico

Media Quant, una consultora basada en Oregon, le puso una cifra a esta atención en medios y redes sociales. Según Paul Sartori, desde que Trump lanzó su campaña hace un año ha recibido el equivalente a $4.3 mil millones en menciones gratuitas en medios de comunicación. Clinton, por su parte, ha recibido solo $2.3 mil millones en el mismo periodo.

Naturalmente, no todas estas menciones son positivas. De hecho, desde enero la cobertura positiva de Trump ha sufrido un “pronunciado descenso” cayendo en casi un 50%, advierte Senatori. “Pero, el puro volumen de las menciones compensa por el número pequeño de menciones negativas”, agrega.

Como dice un viejo lema de comunicación, “toda cobertura es positiva”.

Trump más visto que Obama

La repercusión mediática de Trump es tan grande que rebasa por mucho la que obtuvo el propio presidente Barack Obama. Hace cuatro años, en julio de 2012, Obama consiguió $315 millones en prensa gratuita, un resultado loable para un candidato a la reelección pero lejos de los $567 millones obtenidos por Trump este pasado mes.

En esa misma fecha, Mitt Romney, el entonces candidato republicano obtuvo solo $151 millones, tres veces menos que Trump.

Pero Hillary Clinton está aprendiendo ella también el juego mediático. El mes pasado, consiguió $541millones en prensa gratuita dando un salto del 70% desde junio, casi cerrando la brecha con su rival.

¿Qué dice esto de las elecciones?

En palabras de Senatori: “Esta elección, más que en otros años, le da valor a la celebridad ”. Y es que Donald Trump aprendió a manejar a su audiencia en parte gracias a su formación en la reality TV. Sus comentarios ofensivos y su rechazo a lo políticamente correcto seducen a un fragmento de los votantes y ante todo a los medios de comunicación.

Por otro lado, esta elección está atrayendo niveles de atención nacional e internacional nunca antes vistos. No solo por la forma del discurso de Trump sino también por el contenido centrado en la inmigración. Así, el efecto Trump se hace sentir mucho más allá de las fronteras estadounidenses.

Queda por ver si el candidato mantiene el actual ritmo de su retórica ofensiva o si baja el tono para ampliar su base de votantes y contentar ánimos entres los republicanos.

Si opta por lo segundo, algunos dirán que corre el riesgo de reducir su cuota de atención mediática gratuita.

Lea más:


Más contenido de tu interés