null: nullpx
Elecciones 2016

Más renuncias de altos cargos del Comité Nacional Demócrata por el escándalo de los emails 'hackeados'

Luego de la publicación de emails que mostraron aparente falta de neutralidad de la organización en favor de Hillary Clinton y en contra de Bernie Sanders, la CEO y otros dos altos funcionarios dimitieron este martes.
2 Ago 2016 – 04:06 PM EDT
Reacciona
Comparte

La polémica por los correos electrónicos hackeados a los funcionarios del Comité Nacional Demócrata se cobró tres nuevas víctimas.

Tras la salida de la renuncia de la presidenta del organismo Debbie Wasserman Schultz previa a la convención de Filadelfia que la semana pasada nominó oficialmente a Hillary Clinton como candidata presidencial del partido, este martes renunciaron otros tres altos cargos de la organización: la CEO Amy Dacey, el director financiero Brad Marshall y el director de comunicaciones Luis Miranda, según detalló el partido en un comunicado.


Estas renuncias son las últimas consecuencias de los emails intervenidos por supuestos hackers y filtrados que expusieron falta de neutralidad por parte de la entidad durante las primarias. Posicisón que habría buscado beneficiar a la ex secretaria de Estado por sobre su entonces rival, el senador Bernie Sanders.

El caso generó indignación en buena parte de los seguidores y delegados del senador por Vermont que se manifestaron en las calles de Filadelfia y dentro de la Convención Nacional la semana pasada.

Wasserman Schultz renunció a su cargo después de haber sido abucheada antes del evento de Pennsylvania y optó por mantenerse al margen del escenario.

Desde entonces, Donna Brazile está sirviendo como presidenta interina de la organización.


El escándalo de los emails

El estallido dentro del partido llegó cuando más de 19.000 mensajes de correo electrónico fueron publicados por el grupo WikiLeaks justo antes de la convención.

Según reportó la agencia AP, Marshall escribió fue el autor de uno de los emails más explosivos, en el que cuestionaba la fe judía de Sanders y sugería que podría ser descrito como un ateo. Él se ha disculpado por la misiva.

Desde hacía meses Bernie Sanders denunciaba que los funcionarios del comité no estaban siendo neutrales con él y que le estaban obstaculizando el camino hacia la nominación presidencial de su partido.

Este escándalo fue aprovechado por el candidato republicano Donlad Trump, que intentó reavivar la polémica del caso de los emails de Hillary Clinton y su servidor privado durante su ejercicio como secretaria de Estado, cuando llamó a los supuestos hackers rusos que filtraron los mails del comité a "buscar los mails perdidos de Clinton".

Además Trump también trató de usar el escándalo para seducir a los votantes enojados de Sanders que sienten una traición por parte del Partido Demócrata: “Emails filtrados del DNC revelan planes para destruir a Bernie Sanders, burlarse de sus orígenes y mucho más. De Wikileaks, realmente viciados. MANIPULADO”, escribió en su cuenta de Twitter el empresario.

Lea más:


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés