null: nullpx
Elecciones 2016

Obama consideraría 'un insulto personal' que los negros no voten por Hillary Clinton

Durante la gala de la Fundación del Grupo de Legisladores Negros ambos demócratas hicieron hincapié en lo que está juego en esta elección. Obama dijo que tomaría como un "insulto personal", si la comunidad negra no sale a votar.
18 Sep 2016 – 12:59 AM EDT

El presidente Barack Obama dijo el sábado en noche que se tomaría como un "insulto personal" si la comunidad afroamericana no participa en la elección presidencial y alentó a los votantes afroamericanos a apoyar a la candidata demócrata Hillary Clinton.

Obama pronunció su discurso final ante la Fundación del Grupo de Legisladores Negros, pasando simbólicamente la antorcha a la persona que espera que lo sucederá el próximo año. El presidente dijo que puede que su nombre no esté en la papeleta del próximo noviembre, pero que si estarán las cuestiones de importancia para la comunidad negra como la justicia, escuelas de calidad y el fin de la encarcelación masiva.

"Voy a considerarlo como un insulto personal, un insulto a mi legado si esta comunidad baja la guardia y no se activa en esta elección", dijo Obama enérgico. "¿Quieren darme una buena despedida? Vayan a votar."

Obama bromeó sobre el tema "Birther" largamente promovido por el candidato republicano Donald Trump, quien finalmente reconoció que el presidente nació en EEUU y no en Kenia, una teoria racista que el magnate promovió durante años.

"Ahora que la cosa Birther ha terminado, hay un respiro en mis pasos", aseveró el mandatario, aunque enfocó su mensaje en la importancia de la participación electoral de los afroamericanos.

Obama dijo que los republicanos han añadido obstáculos a la votación mediante el cierre de urnas principalmente en comunidades minoritarias, el recorte de los periodos de votación temprana y la imposición de más requisitos de identificación para los votantes.

El presidente sostuvo no obstante que incluso si se eliminaran todas esas restricciones, los afroamericanos todavía serían uno de los grupos con menor participación en las urnas. "Eso no es bueno. Y eso es nuestra responsabilidad", dijo Obama e insistió que una buena despedida para él y para Michelle Obama "no es simplemente vernos caminando hacia el atardecer ahora. Hagan que las personas se registren para votar".


Minutos antes en la misma cena, la candidata Hillary Clinton dio un discurso en la misma dirección al implorar a la multitud que ayudarán a proteger el legado de Obama. Advirtió sobre la "visión divisiva y peligrosa" que podría llegar con su rival, Donald Trump.

"Necesitamos ideas, no insultos. Necesitamos planes reales para ayudar a los estadounidenses que luchan en las comunidades que han sido marginadas y se han quedado atrás, no prejuicios y paranoia. No podemos dejar caer el legado de Obama en las manos de alguien que no entiende que su visión divisiva y peligrosa de nuestro país, nos va a arrastrar hacia atrás ", dijo Clinton.

En un discurso corto en el que no mencionó directamente a su contendor, la aspirante demócrata dijo que las elecciones "no se tratan de promociones de campos de golf o certificados de nacimiento. Todo se resume en quién luchará por los olvidados, quién invertirá en nuestros hijos y quién les brindará el respaldo desde la Casa Blanca", afirmó Clinton.

En una apretada carrera presidencial, Clinton tiene la esperanza de que los afroamericanos la apoyen como lo hicieron durante dos victorias de Obama cuando comprendían el 13 por ciento del electorado. Durante las primarias, el voto negro le dio varias victorias en estados del Sur, lo que le ayudó a construir una ventaja contra su opositor, el senador por Vermont, Bernie Sanders.

En la gala en la que estuvieron presentes más de cuatro decenas de congresistas negros, la candidata demócrata le dijo a Obama: "Señor Presidente, no sólo sabemos que usted estadounidense, usted es un gran estadounidense".

Lea también:

Más contenido de tu interés