Control de Armas

Defensores del control de armas se anotan una victoria en una Corte de apelaciones

La corte señaló que la Constitución no recoge el derecho a portar armas ocultas en público y respaldó que las fuerzas del orden de los condados de nueve estados pongan restricciones a los permisos.
10 Jun 2016 – 6:42 AM EDT

El fallo de una corte federal de apelaciones enfrenta de nuevo a los defensores del libre porte de armas en Estados Unidos y aquellos que buscan un mayor control, al determinar que la constitución no recoge el derecho a portar armas encubiertas en público.

Con 7 votos a favor y 4 en contra, el fallo de la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito, en San Francisco, respalda que las autoridades locales en los condados pueden imponer restricciones sobre quién puede portar en público armas que no estén a la vista.

La legislación en California requiere a los solicitantes de un permiso para portar armas de forma encubierta demostrar una "buena causa" para necesitar llevarla, pero la definición varía según los condados, algo que algunos consideran arbitrario.

"Sostenemos que la Segunda Enmienda (de la Constitución) no preserva o protege el derecho de un miembro del público general de llevar armas de fuego ocultas en público", escribieron los jueces en su fallo.

Por eso concluyeron que “cualquier prohibición o restricción que un estado pueda optar por imponer al porte de armas encubierto - incluyendo el requisito de ‘buena causa', independientemente de su definición- está permitido por la Enmienda".

Varios propietarios de armas cuestionaron la ley californiana después de que se les negaran los permisos para portar armas ocultas en el Condado de San Diego.

La decisión de la Corte de Apelaciones da cierta libertad a las fuerzas del orden a la hora de aplicar estos controles.

Algunos condados rurales tienen normas más flexibles y conceden los permisos más fácilmente, mientras que la mayoría de los condados urbanos tienen reglas estrictas, señala Los Angeles Times.

A favor y en contra

La fiscal general de California, Kamala Harris, saludó la decisión del la Corte de Apelaciones como una medida sensata en la lucha contra la violencia armada.

"El devastador impacto que tiene la violencia armada en nuestras comunidades subraya la necesidad de sentido común en las leyes de armas", dijo Harris.

La Asociación Nacional del Rifle (NRA) criticó el fallo por considerar que está "fuera de contacto" con la realidad.

"Esta decisión dejará indefensa a gente buena, pues ignora completamente el hecho de que los californianos que cumplen la ley y que residen en condados con sheriffs hostiles a partir de ahora no tienen forma de sacar de su casa un arma de fuego para protección personal", dijo Chris Cox, jefe jurídico de la NRA, en un comunicado.

Nueve estados

La Corte de Apelaciones del Noveno Circuito tiene jurisdicción sobre nueve estados de la costa oeste (Alaska, Arizona, California, Hawai, Idaho, Montana, Nevada, Oregón y Washington).

No obstante, en términos prácticos su decisión sólo tendrá efecto en California y Hawai.

Según explica AP, en los otros estados no piden a los usuarios que aleguen una “buena causa” para solicitar el permiso, pueden conseguirlo demostrando no tener antecedentes ni enfermedad mental.

Lea también:

Más contenido de tu interés