null: nullpx
Autos Históricos

El día que Elvis compró un BMW

En octubre de 1958 el hermoso convertible fue vendido a un concesionario BMW en Frankfort donde Elvis vistiendo su uniforme militar lo saco para una prueba de manejo, el resto es historia.
15 Mar 2017 – 6:04 PM EDT

La industria automotriz fabrica un promedio diario de 165,000 autos, mas de 60 millones de unidades al año. Algunos de ellos son buscados por su utilidad, otros por su comodidad y conveniencia, otros por su potencia, un puñado de ellos por su lujo y prestigio y otros finalmente por distintas combinaciones de esos atributos.

Una fracción infinitesimal de ellos llegan a obtener una verdadera significación histórica por ser piezas únicas o realmente especiales un estatus que pueden alcanzar por una cantidad de motivos aleatorios en el que destaca, quien poseyó el automóvil. Mientras más célebre haya sido esta persona más especial será el auto.

En 1958, Elvis Presley en el auge de su estrellato fue reclutado por el ejercito de los Estados Unidos. Después de su entrenamiento básico ‘El Rey’ fue despachado a la base militar estadounidense de Friedberg al norte de la ciudad alemana de Frankfort para servir con la Tercera División Bildada.

Elvis, quien insistía ser tratado como un soldado raso cualquiera, en realidad nunca se comportó como tal. El ‘soldado Presley’ donó su salario a obras de caridad, compró televisores para todas las barracas en la base y adquirió un hermoso BMW 507 blanco, con el número de chasis 70079. El pequeño roadster alemán no era muy cónsono con los gustos automotrices de 'El Rey' a quien recordamos por sus enormes y extravagantes modelos de Cadillac y Lincoln, pero si era el auto ideal para que un soldado veinteañero, con enormes recursos económicos, gozase de sus días de licencias en la Alemania de los años 50.

El BMW 507chasis número 70079 había sido uno de los autos mostrados durante el Salón del Automóvil de Frankfurt en septiembre de 1957. Luego sirvió como vehículo promocional para BMW, participó en un par de carreras e incluso fue parte de la flotilla de vehículos de evaluación para los miembros de la prensa quienes notaron su impresionante capacidad para remontar caminos empinados a pesar de que su V8 de 3.2 litros sólo producía 150 caballos de fuerza, lo que significaba un déficit de 65 caballos de fuerza frente al Mercedes-Benz 300SL con el que la prensa lo comparaba con frecuencia.

En octubre de 1958 el hermoso convertible fue vendido a un concesionario BMW en Frankfort donde Elvis vistiendo su uniforme militar lo saco para una prueba de manejo. Fue amor a la primera vuelta, el soldado Presley compró su primer, y único hasta donde sabemos, modelo BMW.

La restauración del BMW 507 1957 de Elvis

Loading
Cargando galería

A 'El Rey' se le hizo evidente un problema muy extraño poco tiempo después de adquirir el roadster. Sus fans dejaban besos y mensajes escritos con sus lápices labiales en la carrocería de su nuevo bóliado. La pintura de labios dejaban horribles manchones en la pintura blanca cuando Elvis trataba de borrarlas y su lavado resultaba especialmente difícil. Elvis solucionó el problema pintando el vehículo en un color rojo brillante.

Se cree que al término de su circunscripción Elvis regresó a Estados Unidos con el 507 en su equipaje. Pero la historia del auto se oscurece en ese periodo, ya que como relata la publicación especializada en BMW ‘ Bimmer’, “no existe record alguno de que ocurrió con el auto después de la finalización del servicio militar de Elvis”. Bimmer también relata que en 1968 el vehículo reapareció en Arizona donde fue Adquirido por Jack Castor de Palo Alto California quien lo condujo por los siguiente 6 años equipado con un V8 de Chevrolet. Castor removió en motor para instalar la maquinaria correcta, algo que nunca terminó de hacer.

BMW adquirió este histórico vehículo en 2014 y lo mostró en su museo de Múnich antes de iniciar una minuciosa restauración en la que no sólo le devolvió al pequeño roadster la apariencia que tenía el día que Elvis lo compró, incluyendo el color Blanco Pluma original, sino que también lo dotó del motor correcto y de funcionabilidad absoluta.

EL BMW 507 de Elvis Presley, chasis 70079, se encuentra en medio de una gira mundial que lo ha llevado a varios eventos internacionales de autos clásicos entre los que se encuentran los Concours d’Elegance de Peeble Beach en California y de Amelia Island en Florida donde tuvimos la oportunidad de admirarlo y apreciar que aparte de su valor histórico el 507 es una espectacular clásico que merece ser admirado sin importar quienes hayan sido sus dueños.

Lea también:

Más contenido de tu interés