null: nullpx
Atentado terrorista

Salah Abdeslam quiere ahora ser extraditado a Francia "lo antes posible"

El presunto autor de los atentados en París quiere "explicarse en Francia", según su abogado
24 Mar 2016 – 9:49 AM EDT

Salah Abdeslam, uno de los presuntos terrorista yihadistas que participó en los ataques de París en noviembre, quiere ser trasladado a Francia "lo antes posible", según indicó su abogado este jueves. Hasta ahora, había rechazado su traslado pedido por las autoridades francesas.

Abdeslam, quien fue detenido solo cuatro día s antes de los atentados de Bruselas, se escondía en el barrio de Molenbeek de la capital belga cuando fue arrestado. Desde noviembre, era el hombre más buscado en Europa por su implicación en la masacre de París que dejó 131.

"Voy a ver al juez de instrucción para que no se oponga a su partida y su entrega a Francia, que se podrá hacer (...) lo antes posible", declaró Me Sven Mary abogado del presunto terrorista. "Él (Abdeslam) quiere volver a Francia lo antes posible porque yo creo (...) que quiere explicarse en Francia".

Hasta ahora, el presunto terrorista, que se encuentra en una prisión de máxima seguridad en la ciudad de Brujas, había mantenido su negativa a ser extraditado. Francia había pedido su entrega a las autoridades belgas por considerarlo como uno de los cerebros que planearon los ataques de París.

Se cree que Abdeslam alquiló el auto en el que tres atacantes llegaron a la sala de conciertos Bataclan, donde fueron asesinadas 89 personas. Ese carro fue también utilizado para llegar a las cercanías del Estadio de Francia, donde otros supuestos yihadistas se inmolaron. Además, las autoridades creen que él mismo tenía planeado otro ataque en otro barrio de la ciudad.

Según el abogado, la entrega será una "cuestión de semanas". El 31 de marzo se celebrará una audiencia en Bélgica para aplicar la euroorden lanzada por Francia. Después, "harán falta aproximadamente 15 días", sostuvo Me Sven Mary.

El representante legal, que fue agredido el pasado miércoles, defendió su trabajo al sostener que "no quiero que se encierre (Abdeslam) demasiado", informó EFE. Sven cree que si su cliente no habla existe la posibilidad de ponernos "delante de otros Zaventem, otros Bataclan (lugares de los ataques en París y Bruselas) y eso lo que deseo evitar".


Publicidad