Atentado con bomba en Estambul deja once muertos y 36 heridos

La explosión fue causada por una bomba colocada en el interior de un auto que se activó al paso del vehículo policial que trasladaba agentes antimotines en hora punta.
7 Jun 2016 – 7:42 AM EDT

Once personas murieron y 36 más resultaron heridas en un ataque con un auto bomba contra un vehículo que trasladaba a agentes antimotines durante la hora punta de la mañana del martes en Estambul, dijo el gobernador de la ciudad.

Entre los fallecidos hay siete policías y cuatro civiles, explicó el gobernador de Estambul, Vasip Sahin, hablando desde el lugar de la explosión, en el distrito de Beyazit. Al menos tres de los heridos tienen un pronóstico crítico.

La deflagración fue causada por una bomba colocada en el interior de un auto que se activó al paso del vehículo policial, explicó Sahin.

El vehículo volcó por la fuerza de la explosión, que también provocó daños en edificios cercanos, entre ellos un hotel con la entrada destrozada y los cristales de las ventanas rotos. Varios autos sufrieron también daños. Los vidrios de la popular mezquita de mezquita Sehzadebasi, una construcción otomana del siglo XVI, también se vieron afectados.

La explosión tuvo lugar en una concurrida intersección cerca de un edificio de la Universidad de Estambul, obligando a la institución a cancelar exámenes.

El presidente del país, Recep Tayyip Erdogan, acusó este los rebeldes del ilegalizado Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) del ataque .

"No es nuevo que la organización terrorista (denominación oficial del PKK) propague sus ataques en las ciudades", declaró Erdogan ante la televisión después de visitar a unos heridos ingresados en un hospital de la ciudad.

"Estos (ataques) se están llevando a cabo contra personas que tienen el deber de garantizar la seguridad de nuestro pueblo. Esto no puede ser indultado o perdonado. Vamos a continuar nuestra lucha contra los terroristas sin descanso hasta el final", dijo a reporteros en el exterior del centro.

El ministro de Exteriores, Mevlut Cavusoglu, condenó el ataque, que se produjo en el segundo día del mes sagrado musulmán, el Ramadán.

Ningún grupo reivindicó de inmediato la autoría del atentado y Sahin no realizó comentarios sobre quien podría estar detrás del ataque. Las autoridades impusieron un bloqueo informativo que impide a los medios informar sobre los detalles de la investigación.

El ataque se produjo apenas horas después de que cazas de combate turcos bombardearan posiciones del PKK en el sureste del país y en el norte de Irak, informó el Ejército.

Los cazas bombardearon el lunes a un grupo de supuestos miembros del PKK en la región de Lice, en la provincia suroriental de Diyarbakir, sin que se pueda establecer el número de muertos causado por la operación.

Al mismo tiempo, se desarrolló también una operación aérea en la región del norte de Irak de Hakurk.

Según el recuento del Ejército, han destruido varias posiciones del PKK en esa zona del norte de Irán, utilizada como retaguardia por sus combatientes.


RELACIONADOS:AtaquesTurquíaMuertesMundoEstambul
Publicidad