null: nullpx
Local

Falta de mantenimiento y caída en el número de usuarios: qué está pasando con el Metro de Nueva York

Velocímetros rotos, medidores de señal defectuosos y cámaras de seguridad que no funcionan, son apenas algunos de los desperfectos reportados por los trabajadores del medio de transporte más importante de la ciudad.
16 Jul 2018 – 3:39 PM EDT

Este no ha sido un buen año para el Metro de Nueva York. Aunque sus problemas son de larga data, en los últimos meses se han hecho cada vez más notorios. Velocímetros rotos, medidores de señal defectuosos y radios y cámaras de seguridad que no funcionan, son apenas algunos de ellos. Según New York Post, se trata de una situación que mantiene en estado de alerta a sus trabajadores.


Por otra parte, según la Autoridad Metropolitana del Transporte (MTA, por sus siglas en inglés) para la ciudad, el número de pasajeros ha disminuido sustancialmente. Desde 2009 y hasta 2016 había alcanzado niveles nunca registrados. A partir de ese momento comenzó a disminuir y en 2017 cayó casi en un 2%. Y eso se refleja claramente en la caída del 6% del dinero recaudado por cada conductor.

Otro informe de la MTA reveló que reparar los vagones rotos de un accidente ocurrido en Harlem el año pasado costó $ 3.4 millones. En el incidente provocado por la falta de mantenimiento de la vía, 39 pasajeros resultaron heridos, informó recientemente Daily News.


Reportan equipos rotos o en mal estado


Los operadores del metro de Nueva York aseguran que un 90% de los velocímetros de la línea D no están funcionando y que los medidores de las rutas B y R están rotos. Esto los obliga a disminuir la velocidad en algunas secciones para evitar que se activen los frenos de emergencia.


El conductor Eric Loegel le contó a New York Post, que más de la mitad de los trenes de esas líneas están presentando fallas mecánicas.


Otro problema latente son las cámaras de circuito cerrado. Se supone que deben avisarle a los conductores si la plataforma está despejada. Como están defectuosas, las imágenes son tan borrosas que no pueden usarse de referencia.

Es tan crítico el estado del sistema de circuito cerrado que el sindicato de trabajadores está amenazando con detener los trenes para que los gerentes acudan cuando sea necesario y puedan verificar ellos mismos todas las plataformas.


Las radios que no funcionan se han convertido en otro de sus graves inconvenientes, al impedir que no puedan contactar a los servicios de emergencia cuando sean requeridos. En caso de algún accidente, el operador del tren tendría que salir de la cabina y caminar hasta el teléfono del túnel más cercano... que también podría no estar fuera de servicio por falta de mantenimiento.

Menos gente aunque no se note


Aunque el número de habitantes está en 8.6 millones, se han generado 4.4 millones de empleos y la ciudad recibió cerca de 63 millones de turistas en 2017, MTA asegura que menos personas están usando el transporte público.

¿Nadie va porque siempre está lleno? De acuerdo con New York Post, expertos de la industria han señalado la expansión de carriles para bicicletas y servicios como Uber y Lyft, como posibles motivos para explicar la disminución. Pero son datos insuficientes para sacar conclusiones firmes.


Para el MTA, sin embargo, existen otras razones para explicar que los trenes estén siempre llenos aunque las estadísticas registren menos personas. Uno de ellos es que existen muchos pasajeros que no son detectados por los radares de seguridad: aquellos que saltan el torniquete o entran por una puerta de salida que haya quedado abierta sin que puedan ser penalizados.

No es raro ver a familias enteras esperando pacientemente en salidas de emergencia para que alguien les abra la puerta y puedan entrar tranquilamente.

La única categoría de pasajeros que no ha disminuido es la llamada 'Paratransit', que permite el acceso a personas discapacitadas.

Las autoridades contradicen a los trabajadores


No es mucho lo que se está haciendo para mejorar los problemas técnicos. Un vocero de la MTA contradice a los empleados del metro al afirmar que sus alegatos sobre riesgos de seguridad son infundados y falsos.

Según Andy Byford, presidente de la Autoridad de Tránsito de Nueva York (MTA New York City Transit, en ingles), la seguridad es prioritaria y están comprometidos con "un régimen integral de mantenimiento regular, reparaciones diarias de emergencia, capacitación constantemente actualizada y uso e informes constantes del equipo".

El arte del nuevo metro de Nueva York

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:LocalTransporte Público

Más contenido de tu interés