Ataques en París

El padre de Nohemí González demanda a Facebook, Google y Twitter por propaganda terrorista

Reynaldo González cree que esas tecnológicas contribuyeron al crecimiento del terrorismo que acabó con su hija en los ataques de París y busca una indemnización. La madre dijo a Univision Noticias que no le parece "justo" lo que está haciendo su exmarido.
15 Jun 2016 – 7:37 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.- El padre de Nohemí González, la joven hispana muerta en los ataques de París el 13 de noviembre de 2015, demandó este martes a Facebook, Google y Twitter por considerar que esas empresas contribuyen a difundir propaganda extremista que ayuda en el reclutamiento de terroristas.

Reynaldo González presentó el caso en un tribunal del norte de California y busca una indemnización por parte de las tecnológicas por entender que son corresponsables de que su hija perdiera la vida tiroteada en la capital francesa.

"Sin Twitter, Facebook y Google (YouTube), no habría sido posible el crecimiento explosivo de ISIS (Estado Islámico) durante los últimos años hasta ser el grupo terrorista más temido del mundo", se argumenta en el caso en el que no se especifican los daños que se reclaman.

El documento, según publicó la agencia City News Services, indica que desde diciembre de 2014, ISIS ha controlado 70,000 cuentas en Twitter, de las que al menos 79 eran consideradas "oficiales" y publicó un mínimo de 90 mensajes por minuto.

Las tres empresas acusadas indicaron que el caso carece de base legal para prosperar, según la agencia AP. Las leyes estadounidenses amparan a las empresas tecnológicas frente a los contenidos que distribuyen los usuarios en sus redes sociales.



La madre: "No se me hace justo (la demanda)"

La noticia de esta demanda tomó por sorpresa a Beatriz González, la madre de Nohemí, quien se encuentra en Nueva York estos días junto con su actual esposo, José Hernández, padrastro de la joven asesinada.

"Me estoy enterando por los medios", comentó a Univision Los Ángeles en una conversación telefónica.

"No sé qué reclama (su exmarido). Hace muchos años que se fue. No se me hace justo, él no cuidó de la niña", explicó la mujer que intuye que su expareja está haciendo todo esto por dinero.

Nohemí González tenía 23 años cuando unos terroristas perpetraron una ataque simultáneo en varios puntos de la capital francesa, donde la estudiante de la Universidad de California en Long Beach estaba cursando un semestre de intercambio.

Ese día, González estaba con unos amigos en un restaurante galo que fue tiroteado. Los terroristas acabaron con la vida de 130 personas esa jornada. González -de padres mexicanos- fue la única víctima estadounidense.

Lea también:

Más contenido de tu interés