null: nullpx
Sexualidad

Imágenes inolvidables (pero imborrables)

Si vas a tomar una foto muy comprometedora, al menos que sea con buen gusto.
29 Mar 2016 – 2:19 PM EDT

Nadie que se tome una selfie con poca ropa lo hace sin saber (o al menos calcular la posibilidad de) que tarde o temprano esa fotografía llegue a alguien más aparte del destinatario que tenía en mente. Por lo tanto, lo primero que debes hacer antes de oprimir “enviar” es tener la certeza de que si llega a manos equivocadas al menos no te dejará en una (muy) mala posición.

Chantajes, despidos y humillación pública son solo algunas de las consecuencias. Según un estudio realizado por la firma de seguridad McAfee, alrededor de 50% de los adultos han enviado o recibido contenido íntimo en su celular, mientras que 7 de cada 10 adolescentes entre 18 y 24 años lo han hecho.

Nivel de Confianza

De entrada, es importante saber qué tanto confías en la persona a quien le estás compartiendo tus ángulos más íntimos. Si se trata de un acostón al que intentas seducir para que la relación continúe, prueba con unas selfies sexys, pero poco reveladoras. En cambio, si es para tu pareja de muchos años (con quien hay confianza), puedes mostrar más e incluso en mejor definición (quizá las quiera imprimir). En caso de ser un ligue de Tinder al que deseas tantear antes de verse las caras en persona, prueba con fotos sugerentes pero nunca completas. Ya que hayas puesto en la balanza las pros y contras de hacerlo, sigue estos consejos para que tengas un mejor resultado:



—Iluminación

Se trate de la cinematografía de una película inolvidable, un cuadro renacentista o tu fotografía erótica, la luz es un elemento clave para una buena toma. Por lo que más quieras no utilices flash, porque sólo conseguirás brillos incómodos y una estética muy plana. Busca un sitio iluminado —no tomes una foto a oscuras— y haz un par de pruebas en distintas direcciones para ver cómo se delinean mejor los volúmenes. Por ejemplo, la luz que se filtra por la ventana puede brindarle un aire de elegancia a tu foto. Si es de noche, una lámpara dirigida hacia ti es mejor que utilizar sólo los focos en el techo. En realidad cualquier consejo de fotografía general puede aplicar en estas situaciones. Puedes consultar algunos tips indispensables en el Blog del Fotógrafo.

—Encuadre

No solamente e indispensable respetar algunas cuestiones de composición, como la regla de los tercios, sino que hay que aprovechar cada toma para resaltar mejor tus atributos. Los encuadres muy cerrados no son atractivos y, aunque muchos hombres podrán creer que ayuda a aumentar visualmente el tamaño, consiguen un resultado caricaturizado que raya en lo grotesco. Una foto en la que el encuadre sugiere más de lo que enseña es más erótica e invita al receptor a esperar más de donde ésta salió.



—Ambiente

A finales del año pasado se viralizó uno de los mayores fails en la historia de los engaños: una mujer que le enviaba fotos sensuales a su marido desde un “viaje de negocios” mostró más de lo debido, al aparecer junto a las botas del hombre que la acompañaba en la habitación. Así que, más allá de revelar infidelidades, es muy importante tomar en cuenta el entorno antes de tomar la foto. Por lo que más quieras, nunca consideres el baño como un buen estudio de foto; sí, hay un espejo, pero también mostrarás detalles íntimos que probablemente no tengan cabida en una selfie sexy. Párate de la cama y quítate la pereza que lo que pretendes es hacer arte… Sí, incluso tu cuerpecito es arte. Saca tu lado más creativo: la cocina puede ser un gran ambiente (si está ordenada), un sillón acompaña bien la imagen o algún prop que complemente la obra (nada de vibradores y otros juguetes sexuales, por piedad).



Con estos simples apuntes, tu celular de última generación y ganas de pasar al siguiente nivel, lo que sigue es darle clic. Y si tu foto se vuelve viral, siempre será mejor que vaya acompañada de elogios y buenos comentarios.

Más contenido de tu interés