null: nullpx
Papás y Mamás

“Me lo contó un pajarito” trasciende fronteras e idiomas

30 Ene 2014 – 09:03 AM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Me ha contado un pajarito una historia interesante. Imagínate que desde el aula de clases (con niños de tercero a quinto grado de primaria) del Colegio Eduardo Umaña Mendoza en Bogotá, Colombia, la profesora Nury Penagos, con la ayuda de otros docentes y la comunidad escolar, ha establecido una red de amigos que se interesan por las aves migratorias. Junto con los amigos de las aves de la Florida, a través del Blue Lake Elementary School en DeLand, Florida, los alumnos comparten ideas con el fin de conocer mucho más de las aves que viajan a Suramérica como migratorias.

Este proyecto, denominado Nuestras aves también son tus aves—Me lo contó un pajarito, tiene como objetivo formar a los estudiantes (del mencionado colegio) en la valoración y la conservación de especies de aves migratorias. Se trata de un intercambio de conocimientos y experiencias con amigos en los Estados Unidos utilizando diferentes herramientas de comunicación y fue desarrollado por Partners of the Americas (Compañeros de los Américas), en Bogotá desde el año 2008.

Mediante esta red, se implementan diversas actividades cada año como talleres, avistamiento de aves, actividades lúdicas de todo tipo y la escritura de cuentos e historias. Se escriben cartas y postales, se envían fotografías y dibujos, así como también han recibido varias donaciones de libros y material didáctico. También se aprovecha el uso de las TIC (tecnologías de la información y comunicación) para entablar un diálogo entre estos dos grupos vía Skype, Messenger y chat de Gmail con videollamadas. De esta manera, los niños pueden dialogar (en español e inglés), intercambiar sus experiencias y compartir los materiales que han elaborado en las diferentes clases (artes, informática, matemáticas, español, ciencias naturales e inglés).

Esta valiosa iniciativa de Me lo contó un pajarito, se realiza con niños pequeños que hablan poco inglés y sus amiguitos que hablan y entienden poco español. El idioma no es una barrera para estos amigos internacionales. Todo el proceso se considera como una oportunidad, como una excusa para aprender y poder comunicar con “sentido”.

Pregunta en el colegio de tu hijo si tienen alguna iniciativa de intercambio de información con otros colegios y niños en otros países. Si es así, involúcrate con actividades en las que puedas ayudar. Pues si eres bilingüe y tienes raíces hispanas, no sabes lo valiosa que puede llegar a ser tu colaboración.

Reacciona
Comparte
Publicidad