Las mentes del futuro: los aportes de Gardner para una nueva educación

De acuerdo a los planteamientos futuristas de Isaac Asimov, autor de ciencia ficción del siglo XX, las comunicaciones audiovisuales, la existencia de robots en proceso de ser perfeccionados, las pantallas tipo plasma, los artefactos inteligentes en la cocina y los vehículos con cerebros robóticos serían la orden del día en nuestra sociedad actual. Al parecer, …
Univision
13 May | 3:20 PM EDT

De acuerdo a los planteamientos futuristas de Isaac Asimov, autor de ciencia ficción del siglo XX, las comunicaciones audiovisuales, la existencia de robots en proceso de ser perfeccionados, las pantallas tipo plasma, los artefactos inteligentes en la cocina y los vehículos con cerebros robóticos serían la orden del día en nuestra sociedad actual. Al parecer, no se equivocó el ingenioso futurista y, probablemente, hoy podría ser considerado como una de las cotizadas mentes del futuro. Precisamente, el investigador y colega psicólogo Howard Gardner presentó aquellas cinco mentes del futuro que, de acuerdo a sus planteamientos, deberían existir para poder sobrellevar las exigencias de nuestro mundo posmoderno: a) la mente disciplinada, b) la mente sintetizadora o “que sintetiza”, c) la mente creativa, d) la mente respetuosa y e) la mente ética.

A continuación, te comparto algunos consejos para desarrollar y optimizar el potencial de estas denominadas “mentes del futuro” en tus niños y adolescentes:

1. La mente disciplinada: Si según Gardner esta mente se desarrolla en un período de diez años, debemos cultivar en nuestros hijos el aprecio por una disciplina, típicamente ligada a su pasión o vocación. Descubre, a través de las habilidades de tus hijos, qué sentido o sentidos del sistema de representación sensorial predomina más…si el auditivo, el visual, el relacionado al movimiento corporal o una combinación de ellos. Ya de por sí, esta información nos ayuda a determinar de qué manera aprenden mejor nuestros hijos y qué fortalezas les permitirán sobrellevar las exigencias de su área de estudio o destreza vocacional.

2. Mente sintetizadora: La Internet es el mejor recurso para ello o la lectura impresa de varias fuentes de información. Provoca que tu hijo sea capaz de obtener lo mejor de cada lectura y de integrar lo leído. Enséñale a obtener lo mejor de un escrito en doscientas palabras, o en una oración, o en una palabra. Pídele que te narre lo que hizo durante el día en un minuto. Provoca la rapidez y la precisión en su escritura y en sus discursos. Créeme, a nivel laboral, le proporcionarás una gran herramienta que utilizará por siempre.

3. Mente creativa: Provoca que tu hijo sea un gran maestro de las respuestas inesperadas, de la combinación de elementos diversos para crear algo nuevo, del asombro por lo desconocido y de la integración del binomio raciocinio-imaginación. Esta cualidad es la que aún nos mantiene distantes de los grandes robots de esta era, puntualiza Gardner. Busquemos información sobre las diversas maneras de implementar la creatividad como estilo de vida. Reitero, desde mi marco teórico sobre creatividad, neurociencia y virtualidad, “este será el metal más preciado del futuro” (Sinapsis Crëativa: Crëa.tu.Universo, Orama 2014).

4. La mente respetuosa: En una sola palabra, diversidad. Debemos lograr que nuestros hijos y adolescentes sean capaces de apreciar los diversos entornos de nuestra sociedad y, a su vez, puedan reconocer sus raíces y cultivarlas incluso en las próximas generaciones, a través de sus hijos. Los filmes son recursos óptimos para fomentar el respeto por la diversidad. Crea una colección de películas y elabora cine-foros de apreciación a la diversidad en tu hogar, durante los fines de semana.

5. La mente ética: Para esta mente, si tuviera que seleccionar una palabra, lo sería la palabra altruismo. Te invito a dialogar en tu hogar sobre los beneficios de actividades altruistas y que, de alguna manera, demuestres gran empatía con determinadas causas. Asimismo, el realizar actividades en equipo y que fomenten el valor del sistema—más allá del valor individual de todas sus partes, que es igual de relevante—resulta fundamental para promover el bien común y la apreciación por los colectivos.

Te invito a leer sobre el futurismo y los grandes aportes de Howard Gardner: seguramente, las mentes de tus hijos serán vistas con ojos nuevos. ¿O seremos nosotros los observados, en un futuro cercano, con ojos distintos a lo “Google Glass”? Nuestros hijos, y los hijos de nuestros hijos, tendrán la respuesta.