Trump insiste en la falsa idea de que las ciudades santuario violan la ley

La Casa Blanca repitió esta semana una mentira persistente: que las cárceles locales están obligadas por ley a cumplir pedidos de ICE para mantener a los indocumentados detenidos en prisión.

La administración de Trump asegura que las cárceles están obligadas por ley a cumplir pedidos voluntarios de ICE. David Maris / Univision

La Casa Blanca reaccionó el martes a una decisión judicial que bloqueó el intento del presidente Trump de castigar a las ciudades santuario, y acusó, una vez más, a estas jurisdicciones de violar la ley federal por su falta de cooperación con las autoridades migratorias.

Esta acusación, que viene repitiendo la administración Trump desde enero, es falsa y se basa en una malinterpretación de la ley federal, según ha reportado anteriormente Univision Noticias.

Al acusar a las ciudades santuario de violar la ley, Trump y su equipo citan una norma federal que requiere que las agencias de seguridad local informen al gobierno sobre el estatus migratorio de cualquier persona en su territorio. Pero, en realidad, esta ley no regula de ninguna manera la detención de inmigrantes, como sugiere la reacción publicada este martes por la Casa Blanca.

En su comunicado la noche del martes, la administración de Trump señaló:


La ley federal explícitamente dice que 'una entidad o funcionario federal, estatal o local no puede prohibir o restringir de ninguna manera que alguna entidad gubernamental o funcionario envíe al Servicio de Inmigración y Naturalización información sobre la ciudadanía o el estatus migratorio, legal o ilícito, de cualquier persona'. (8 U.S.C. 1373(a)) Eso significa que, según el Congreso, una ciudad que prohíbe que sus funcionarios otorguen información a las autoridades federales de inmigración —es decir, una ciudad santuario— viola la ley. Las ciudades santuario, como San Francisco, prohíben que sus cárceles entreguen a los extranjeros criminales a las autoridades federales para ser deportados. Estas ciudades están involucradas en la peligrosa e ilegal anulación de la ley federal en un intento de borrar nuestras fronteras".

El argumento de la Casa Blanca se basa en una falsa equivalencia.

Si bien es cierto que la ley citada prohíbe que se esconda del gobierno cualquier información sobre el estatus migratorio o de ciudadanía de la gente, esta ley no obliga explícitamente a las cárceles a entregar a inmigrantes a ICE, según explicaron a Univision Noticias varios expertos liberales y conservadores, entre ellos Juan Cartagena, de la organización Latino Justice PRLDEF, y Jessica Vaughan, del Center for Immigration Studies.

Aun así, la administración de Trump insiste públicamente en que la ley 8 U.S.C. 1373 obliga a las cárceles locales a cooperar con el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) cuando la agencia pide mantener a reclusos detenidos por un periodo extendido de hasta 48 horas para intentar deportarlos.

Esto a pesar de que las solicitudes están etiquetadas como "Pedidos para Acción Voluntaria" y no tienen peso legal por no haber sido aprobadas por un juez.

Separación de poderes

Un creciente número de ciudades y condados ha dejado de cumplir los pedidos voluntarios de detención que envía ICE si no llegan acompañados de una orden judicial, luego de que al menos seis cortes decidieran que mantener a inmigrantes detenidos luego de que hayan cumplido sus condenas o pagado sus fianzas podría violar sus derechos constitucionales.

Esta batalla entre el gobierno y las jurisdicciones santuario muestra los retos que enfrentan los agentes de inmigración al ejercer su labor en lugares que deciden no cooperar ampliamente con sus esfuerzos.

Debido a la separación de poderes que establece la Constitución de Estados Unidos, las agencias locales pueden decidir hasta qué punto se involucran en la labor del gobierno federal, que tiene la misión de detener y deportar a quienes violen las reglas de inmigración del país.

El fiscal general, Jeff Sessions, aparentemente confesó recientemente en privado al alcalde de la ciudad de Austin, Texas, que el gobierno federal no puede obligar a las ciudades y condados a cumplir los pedidos de ICE, según dijo el alcalde, Steve Adler, al diario Texas Tribune.

"Le pregunté (a Sessions) si el incumplimiento de una solicitud voluntaria de detención era sancionable y él dijo que no", reveló Adler.

A pesar de esto, un proyecto de ley que podría ser aprobado este miércoles en Texas busca obligar a las cárceles a cumplir los pedidos voluntarios de ICE, incluso cuando no estén acompañados de una orden judicial.

Esta propuesta, conocida como SB4, sería aprobada un día luego de que un juez en California bloquera temporalmente los castigos de Trump a las ciudades santuario, asegurando que la orden del presidente podría violar la Constitución.

Según Tom Jawetz, un experto en inmigración de la organización Center for American Progress, la decisión del juez de California no impide que Texas adopte la medida antisantuario.

Pero el experto insistió en que las jurisdicciones en Texas podrían enfrentar retos legales si empiezan a cumplir los pedidos de ICE cuando lleguen sin una orden judicial.

"La ley SB4 dibujará un blanco en cada jurisdicción de Texas, y en el estado en sí, cuando las agencias de seguridad empiecen a mantener a personas bajo su custodia sin causa probable y en violación de la Constitución de Estados Unidos, una propuesta costosa", dijo Jawetz a Univision Noticias.

En fotos: Los alcaldes que se han comprometido con los inmigrantes indocumentados
La alcaldesa de Washington DC, Muriel Browser. Drew Angerer/Getty Images
El alcalde de San Francisco, Ed Lee. Justin Sullivan/Getty Images
Rahm Emanuel, alcalde de Chicago. Spencer Platt/Getty Images
El alcalde Jorge Elorza de Providence, Rhode Island, durante la conferencia City Lab 2016 en Miami, Florida. C2 Photography
Michael Hancock, alcalde de Denver, Colorado. Marc Piscotty/Getty Images
Bill de Blasio, el alcalde de Nueva York. Reuters
El alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti. Getty Images
La alcaldesa de Oakland, Libby Schaaf. The Associated Press
Ed Murray, alcalde de Seattle. Getty Images
El alcalde de Santa Fe, Nuevo México, Javier Gonzales. Andrew Burton/Getty Images
El alcade de Portland, Ted Wheeler. Andrea J. Wright/Wikicommons
Betsy Hodges, alcaldesa de Minneapolis. Tony Webster/Wikicommons