null: nullpx
Animales

Sully, el perro de servicio de George H.W. Bush, ya tiene un nuevo trabajo

El labrador dorado que acompañó durante los momentos más difíciles y hasta el último día de su vida al expresidente Bush ha empezado una nueva labor en el Centro Médico Militar Nacional Walter Reed. Sully se unió al programa de perros de este hospital para ayudar a reducir el estrés durante las terapias de los soldados heridos y el personal de servicio activo durante su recuperación.
28 Feb 2019 – 4:09 PM EST

Sully H.W. Bush, el perro de servicio del fallecido expresidente, ha empezado una nueva misión: ahora trabaja en el programa de perros de ayuda en el Centro Médico Militar Nacional Walter Reed a las afueras de Washington.

Durante una ceremonia que fue transmitida por Facebook este miércoles, Sully fue nombrado como nuevo miembro de segunda clase del cuerpo médico del hospital de militares. "Tu nombramiento como suboficial de la Marina de Estados Unidos te hace heredero de una larga y orgullosa tradición de liderazgo naval", dijo un portavoz de la marina en el evento.

El labrador dorado fue presentado en público para la entrega de su nuevo uniforme militar, el chaleco uniforme que usan los perros del equipo de ayuda del centro médico. Su nueva labor incluye ayudar a reducir el estrés durante las terapias de los soldados heridos y el personal de servicio activo durante su recuperación.

Los presentes aplaudieron y hubo risas en los momentos en que interactuaban con Sully para obtener su aceptación del nuevo cargo, lo que hizo simplemente dando su patica a los encargados de la ceremonia.

Este perro cobró especial protagonismo y se robó el corazón de muchos luego de que se hizo viral una foto suya en la que aparece acostado junto al ataúd de Bush con una bandera estadounidense. La imagen fue capturada por Evan Sisley, exasistente y médico personal del exmandatario, quien estuvo presente en la ceremonia.

Sisley aseguró que Sully llegó en un momento muy difícil para la familia Bush, luego de la muerte de Barbara Bush y "trajo mucha luz cuando realmente se necesitaba".

"Para nosotros y para toda la familia Bush, sabemos que aquí es exactamente donde Sully necesita estar, continuando su misión", dijo Sisley y agregó que la nueva labor de Sully va acorde con la visión de servicio a la comunidad con la que vivió y sirvió al país su último amo.

"Por mucho que nuestra familia extrañe a este perro, nos reconforta saber que traerá la misma alegría a su nuevo hogar, Walter Reed", escribió hace unos meses en Instagram el expresidente Bush hijo.

No cualquier perro de servicio

Sisley también ha resaltado el hecho de que la foto viral de Sully ayudó a continuar la conversación acerca de los programas disponibles para veteranos.
Los perros de servicio ayudan a personas con dispacacidad física, mental o sensorial y no son consideradas mascotas sino un soporte.

Sully recibió su nombre en homenaje a Chesley ‘Sully’ Sullenberger III, el piloto que aterrizó un avión de pasajeros en el río Hudson en 2009. Llegó a la casa de George H.W. Bush en junio de 2018, después de la muerte de su esposa, en abril.

"Cuando recibimos la solicitud del presidente Bush, sabíamos que teníamos que encontrar un perro que fuera súper adaptable, porque el presidente viajaba mucho y tenía muchas visitas", dijo a CNN el año pasado Brad Hibbard, oficial jefe del programa de perros para veteranos en Guide Dog Foundation for the Blind.

"Inmediatamente pensamos en Sully. Sabíamos que era el perro correcto para ese trabajo, especialmente porque el señor Bush era mayor y estaba en una silla de ruedas. Necesitaba un perro que también lo ayudara con tareas diarias".

Sully fue entrenado para ser un perro de servicio, terapia y guía por America's VetDogs, una organización sin ánimo de lucro que entrena perros de servicio para militares y veteranos con discapacidades, así como canes de primeros auxilios. Por eso Sully puede desde 'contestar' un teléfono hasta prender y apagar luces.

Ahora, la labor del ya famoso perro del expresidente Bush padre será visitar a los pacientes de terapia física y ocupacional para llevar sonrisas a docenas de personas al día. Los animales de servicio en el Centro Médico Militar Nacional Walter Reed trabajan juntos un total de 200 horas al mes y tienen un promedio de 2,500 contactos, según un vocero del hospital citado por Fox5.

Sully, el mejor amigo del expresidente Bush en su último viaje a Washington DC (fotos)

Loading
Cargando galería
Publicidad