Política de Educación

Gobierno pide a escuelas aprovechar matrícula para inscribir a estudiantes en servicios de salud

Cuatro millones y medio de menores no tienen cobertura médica y de esos, 2.8 millones cualifican para el Medicaid. Los niños hispanos están entre los menos cubiertos de todos.
2 Sep 2016 – 12:43 PM EDT

El gobierno federal pidió a los estados y distritos escolares ayudar a los estudiantes a inscribirse en coberturas de servicios de salud para las que cualifiquen, aprovechando los trámites de registro del inicio del año escolar.

Casi 4.5 millones de niños menores de 18 años de edad no están cubiertos por seguro médico alguno en el país, según datos del gobierno federal, y de esos, 2.8 millones cualifican para el programa infantil gratuito de cobertura de salud de Medicaid, CHIP, pero no están inscritos.


Unos 1.7 millones de niños hispanos carecen de cobertura médica en el país, según un estudio del Instituto de Políticas de Salud de la Universidad de Georgetown, y están entre los grupos demográficos menos cubiertos: El 9.7% de los menores latinos no tiene seguro médico, comparado con el 4.6% de los niños blancos.

Entre los grupos menos cubiertos se encuentran los niños indocumentados y los que no tienen hogar, y las autoridades escolares explican que muchas familias ven las escuelas como un lugar seguro y confían en el personal, por eso es más fácil inscribirlas en servicios de salud en el lugar.


"Como país hay más que podemos hacer para ayudar a los niños a acceder al cuidado que necesitan para mantenerse sanos y estar preparados para aprender", dijo esta semana el secretario de Educación, John B King Jr., en una mesa redonda con la secretaria de Salud y Servicios Humanos, Sylvia Burwell, y superintendentes y otros funcionarios en la escuela Cardozo Education Campus de la capital estadounidense.

"Inscribir o vincular a los estudiantes con la cobertura mediante el proceso de matrícula en la escuela es solo una de varias maneras en que los responsables de educación y salud pueden asociarse para asegurarse de que todos los estudiantes estén sanos y preparados para aprender, agregó King.

En la capital estadounidense, por ejemplo, las autoridades escolares pusieron en vigor una estrategia que permite a estudiantes y a sus familiares inscribirse en servicios de salud durante el proceso de matrícula, y han logrado que el 97% de los estudiantes tengan cobertura médica.


"Necesitamos urgentemente cambiar las probabilidades para ayudar a nuestros niños más vulnerables a tener éxito en la economía global", dijo Marian Wright Edelman, presidenta de la organización sin fines de lucro Children’s Defense Fund.

"Darle a cada niño un comienzo saludable debe ser la meta de cada distrito escolar, escuela y padre. Sabemos que los niños saludables tienen mejor desempeño en la escuela. Esto es algo que las escuelas pueden hacer para ayudar a cerrar la brecha de logros ahora mismo", agregó.

Publicidad