Obituario

Muere a los 93 años el expresidente israelí Shimon Peres

La salud de uno de los padres fundadores de Israel y Nobel de la Paz se había deteriorado después de haber sufrido un derrame cerebral hace dos semanas.
28 Sep 2016 – 10:19 PM EDT

El expresidente israelí Shimon Peres murió en la madrugada del miércoles en Tel Aviv a los 93 años, según informaron medios de comunicación locales.

Peres fue internado en el Hospital Tel Hashomer luego de que sufrió un derrame cerebral hace dos semanas y había mostrado una mejoría antes de un repentino deterioro de su condición este martes, como lo reportaron diferentes agencias de noticias.

El exmandatario estaba "luchando por su vida" y tenía un "daño irreversible en el cerebro", dijeron los doctores que lo atendían de acuerdo con The Times of Israel.

Durante los últimos días estuvo sedado y con un respirador casi todo el tiempo desde que fue internado, informó la agencia AP horas antes de conocerse el fallecimiento, en un reporte que detallaba su rápido deterioro.

En una carrera política de casi siete décadas, Peres, quien fue cuidador de ovejas en un kibbutz, formó parte de una decena de gabinetes y fue dos veces primer ministro de Israel de la mano del Partido Laborista, aunque nunca ganó una elección general en cinco intentos entre 1977 y 1996.

Entre el 2007 y el 2014 fue presidente israelí, un puesto mayormente ceremonial.

"No se olviden de ser osados y curiosos y de soñar en grande", dijo Peres este mes en su página de Facebook a los alumnos que comenzaban la escuela primaria. El comentario parecía resumir su propio credo.

Peres compartió el Nobel con el asesinado primer ministro Isaac Rabin y el fallecido líder palestino Yasser Arafat por alcanzar, en 1993, un acuerdo de paz interino que nunca se fortaleció como un tratado duradero.

Cuando un israelí de extrema derecha que se oponía al acuerdo de paz asesinó a Rabin en noviembre de 1995, Peres lo sucedió en el cargo de primer ministro.


Pero los ataques de suicidas palestinos con bombas que dejaron decenas de israelíes muertos y una agresiva campaña del Likud dañaron la popularidad de Peres, quien perdió la elección de 1996 ante Benjamin Netanyahu por menos de 30,000 votos.

En el 2000, el fracaso de las negociaciones sobre el estatus final de paz con los palestinos y un levantamiento palestino plagado de atentados suicidas dañaron más a la izquierda de Israel y las perspectivas de liderazgo de Peres.

En el 2005, Peres abandonó el laborismo para unirse al partido Kadima del entonces primer ministro Ariel Sharon. Tras la victoria de Kadima en el 2006, Peres fue viceprimer ministro.

Nacido en 1923 en lo que actualmente es Bielorrusia, Peres emigró una década más tarde a la Palestina gobernada por Gran Bretaña. David Ben-Gurion le vio potencial para ser líder, y Peres controló compras de armas y mano de obra en la fuerza de choque sionista Hagana antes del establecimiento de Israel.

A Peres se le adjudica que Israel haya conseguido una capacidad nuclear al obtener el reactor secreto Dimona de Francia durante su paso por el Ministerio de Defensa en la década de 1950. Como líder de esa cartera, supervisó el rescate de israelíes secuestrados en un aeropuerto de Uganda en 1976.

En su primer periodo como primer ministro, Peres retiró las tropas israelíes del Líbano, normalizó las relaciones con Egipto e hizo que la inflación bajara de un 445% al año a menos de un 20%.

Peres era visto en el exterior como un diplomático sofisticado, pero en Israel era percibido como un ególatra manipulador. El líder, quien escribió varios libros, sobrevivió a su esposa Sonia, quien falleció en el 2011. A su muerte deja dos hijos y una hija.

Netanyahu calificó este miércoles a Peres de "visionario" y "paladín" de la seguridad de su país.

"Shimon dedicó su vida al renacimiento de nuestro pueblo. Era un visionario que miraba hacia el futuro. Era también un paladín de la defensa de Israel, cuyas capacidades reforzó de múltiples maneras", dijo Netanyahu.

El canciller israelí adelantó a los medios de comunicación que el presidente Barack Obama, los Clinton, el papa Francisco y príncipe Carlos acudirán al funeral por Peres

RELACIONADOS:ObituarioIsraelShimon PeresMundo
Publicidad