Juicios

Georgescu, el rumano que le vendía armas a las FARC

Virgil Flaviu Georgescu podría ser condenado a cadena perpetua en Estados Unidos por comerciar "grandes cantidades de armamento militar" con la guerrilla colombiana.
26 May 2016 – 1:19 AM EDT

Morteros, cañones antiaéreos, lanzagranadas y "grandes cantidades de armamento militar". Eso supuestamente le vendió Virgil Flaviu Georgescu a la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia ( FARC), un negocio ilegal por el cual ha sido condeando por un juzgado federal de Estados Unidos,

Georgescu, ciudadano rumano de 43 años, ha sido impuesto de los cargos de "conspirar para vender grandes candidades" de armas de uso militar a las FARC, con el fin de "matar estadounidenses en Colombia", dice un comunicado del Departamento de Justicia de EEUU.

El acusado se había declarado inocente de los cargos de confabulación para matar a estadounidenses y de suministrar apoyo material al grupo irregular que tiene décadas enfrentándose al Estado colombiano y en los actuales momentos mantiene conversaciones de paz con el gobierno de Juan Manuel Santos para el cese definitivo de la actividad subversiva.


El fiscal general de Manhattan, Preet Bharara, declaró que "Georgescu conspiró para matar a oficiales estadounidenses y proporcionar apoyo material a las FARC".

Bharara acusó a Georgescu de vender armas militares a las FARC, "incluyendo cañones antiaéreos y granadas propulsadas por cohetes, para ser utilizadas contra personal estadounidense y aviones en Colombia".

Las FARC son catalogadas por EEUU como una organización terrorista. Poor esa razón, Georgescu se enfrenta a una pena máxima de cadena perpetua, algo que decidirá el juez el próximo 16 de septiembre.

El juicio a Georgescu tuvo lugar durante los últimos diez días en los juzgados del distrito sur de Nueva York, y en él se reveló que el rumano conspiró para obtener y vender cañones antiaéreos y lanzagranadas, entre otras armas, a las FARC entre mayo y diciembre de 2014, dice la agencia AP.

De acuerdo con la Justicia de EEUU, Georgescu, traficante de armas afincado en Rumanía, colaboró con un exfuncionario rumano y un exmiembro del Parlamento italiano para vender las armas a las FARC.

De acuerdo con documentos judiciales, los informantes dijeron a los hombres que las armas serían utilizadas contra las fuerzas estadounidenses que ayudan al gobierno colombiano.


RELACIONADOS:Juicios FARCColombiaArmasEEUU
Publicidad