Elecciones 2016

Donald Trump anima a Rusia a piratear correos electrónicos de Hillary Clinton

"Rusia, si estás escuchando, espero que seas capaz de encontrar los 30,000 emails" de Hillary Clinton", dijo el candidato republicano a la Casa Blanca, que se negó a condenar el presunto espionaje ruso a la campaña demócrata.
27 Jul 2016 – 12:56 PM EDT

DORAL, Florida.- Durante una conferencia de prensa en su lujoso club de golf en Doral, Florida, Donald Trump se negó a condenar el ciberespionaje de Rusia en los correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata (CND) que terminaron con la renuncia de la presidenta de este partido, Debbie Wasserman. En cambio, dijo que le gustaría que ese país tuviera los correos electrónicos que borró Hillary Clinton.

"Rusia, si estás escuchando, espero que seas capaz de encontrar los 30,000 emails que faltan", dijo Trump, mirando directamente a las cámaras. "Es probable que nuestra prensa te retribuya significativamente por eso".

Las declaraciones se Trump se dan en el marco del escándalo de filtraciones del servidor de correos electrónicos privado del CND.

Esta semana el grupo anónimo WikiLeaks publicó casi 20,000 emails, en los que se encontraban algunos mensajes comprometedores de miembros importantes del partido que hablaban de estrategias para derrotar a Bernie Sanders en las primarias y así catapultar la candidatura de Clinton, quien anoche fue nominada formalmente como aspirante a la Casa Blanca.

Investigadores del caso designados por el gobierno federal en Washington concluyeron que al menos dos agencias de inteligencia rusas estaban involucradas en esta interferencia con el proceso de elecciones estadounidense. El gobierno ruso, sin embargo, lo niega.

Varios periodistas preguntaron a Trump si estaba de acuerdo con que un gobierno extranjero se inmiscuyera en asuntos nacionales y espiara un servidor privado como el de Hillary Clinton, a lo que el magnate respondió: "Dejen que sea el presidente el que opine al respecto".

"Falta de respeto total"

El multimillonario sugirió que las recientes acciones de Rusia se deben a una “falta de respeto total” al presidente en ejercicio Barack Obama.

“Cuando yo sea presidente, Putin me respetará… no se trata además de quién hizo la filtración, sino de lo que dicen esos email, que hablan de raza, religión, de cómo etiquetar a las personas”, agregó el magnate, asegurando que Hillary Clinton estaba detrás de las estrategias contra Sanders.

“Wasserman no respira sin tener la aprobación de Clinton, ella (Clinton) sabía todo al respecto”.

El mismo miércoles, mientras Trump mostraba ninguna resistencia a que Rusia pudiera estar envuelta en la filtración de emails de una organización estadounidense, su compañero de fórmula, Mike Pence, rechazaba el hecho.

“Si se trata de Rusia, y si están interfiriendo en nuestras elecciones, les puedo asegurar que los dos partidos políticos y el gobierno de Estados Unidos se harán cargo de que haya consecuencias graves", dijo el gobernador de Indiana, según indicó la agencia de noticias Reuters, lo que significa una evidente contradicción sobre lo dicho por el candidato republicano a la presidencia.

Por su parte, la campaña de Hillary Clinton reaccionó diciendo que las declaraciones de Trump era una acción sin precedentes que se ha convertido en un tema de seguridad nacional.

"Esta debe ser la primera vez que un candidato presidencial de un partido grande activamente incita a un poder extranjero a hacer espionaje contra su opositor político", afirmó jake Sullivan, colaboradora cercana de la campaña de la aspirante demócrata.

"No es una hipérbole, son hechos concretos. Esto ha pasado de ser una mera curiosidad a un asunto de política, un tema de seguridad nacional", agregó.

Lea también:

Más contenido de tu interés