publicidad

Puerto Rico dice que incumplirá con una parte de los pagos de deuda de enero

Puerto Rico dice que incumplirá con una parte de los pagos de deuda de enero

La isla no honrará pagos por 37.3 millones de dólares de dos entidades de financiamiento público, pero sí realizará los de unos bonos clave amparados por la Constitución.

Puerto Rico

Por Patricia Vélez @patrivelez

Puerto Rico esquivará, al menos hasta marzo, un impago significativo de su abultada deuda pública.

A pocas horas de cerrar el 2015, el gobernador de la isla, Alejandro García Padilla, habló desde La Fortaleza para anunciar que Puerto Rico no pagará parte de la deuda que vence en enero, debido a que no cuenta con los recursos necesarios.

"No vamos a hacer los pagos. No tenemos los recursos disponibles", dijo el funcionario en una conferencia de prensa, según fue citado por el diario El Nuevo Día.

Sin embargo, estos pagos que no serán honrados representan apenas una fracción del monto total por unos 900 millones de dólares que vence en enero: uno por 35.9 millones de dólares de la Autoridad para el Financiamiento de la Infraestructura (AFI) y otro por 1.4 millones de dólares de la Corporación para el Financiamiento Público (PFC), detalló este periódico.

Esta última corporación, la PFC, ya incumplió en agosto gran parte de un pago por 58 millones de dólares, al abonar apenas 628,000 dólares.

Para exigir el pago de esos bonos, sus tenedores deben dar primero un "tiempo razonable" para pagarlos, o unos 30 días, y luego pueden ir a un tribunal de primera instancia, explicó a Univision Noticias el abogado y analista John Mudd, en una conversación telefónica desde San Juan.

publicidad

La deuda de Puerto Rico, un Estado Libre Asociado de Estados Unidos, se empina en torno a los 72,000 millones de dólares. La isla ha tomado prestado en los mercados financieros en medio de una recesión que se ha prolongado por una década y un difícil contexto económico que no muestra señales de mejoría.

Pago de bonos clave

El pago ascendente a 328.7 millones de dólares de los llamados bonos de obligación general (conocidos en inglés como GO's) será realizado, afirmó el gobernador, sin precisar la fecha en la que el Gobierno desembolsará el dinero.

Estos bonos son clave para el mercado, pues están amparados por la Constitución, donde se estipula que su pago es prioritario para el Gobierno puertorriqueño. Para el pago de enero, el Gobierno activó una cláusula conocida como clawback, que permite el desvío de ingresos de agencias gubernamentales para hacerle frente.

Para el analista Daniel Hanson, de la correduría Height Securities en Washington, es un default "relativamente leve, ante las frecuentes declaraciones (del Gobierno de Puerto Rico) sobre su incapacidad para pagar la deuda", según fue citado por la agencia Bloomberg.

El gobernador García Padilla afirmó que incumplirán con algunos pagos para poder cancelar atrasadas deudas con proveedores y continuar con los reintegros tributarios que aún no reciben algunos puertorriqueños.

"Estas decisiones que he tomado son para poder proteger a los puertorriqueños y puertorriqueñas de las consecuencias de un impago general", precisó el gobernante de acuerdo a El Nuevo Día.

Nuevos vencimientos a la vista

Sin embargo, en los primeros siete meses del 2016 vencen fuertes montos de la deuda puertorriqueña, incluyendo más pagos de los bonos de obligación general.

"En febrero hay que pagar 402 millones de dólares. En mayo hay que pagar 469 millones de dólares, la mayor parte son del Banco Gubernamental de Fomento, y en julio hay que pagar 1,900 millones de dólares", detalló el analista Mudd. El dinero para el pago de febrero, según el Gobierno, ya está disponible.

"Mayo y julio son los meses malos, digo mayo porque el Banco Gubernamental de Fomento no tiene dinero", advirtió.

Ante ese escenario, el gobernador García Padilla -quien recientemente anunció que no buscará la reelección en los comicios del 2016- pidió nuevamente al Congreso estadounidense que actúe para ayudar a la atribulada isla caribeña.

Las autoridades puertorriqueñas buscan que el Congreso permita que la isla se pueda acoger al Capítulo 9 de la Ley de Quiebras para reestructurar su deuda, como sí pueden hacerlo los estados. El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, pidió a los comités correspondientes que trabajen con el Gobierno local para hallar una solución a la apremiante situación económica de Puerto Rico.

publicidad

Lea el especial: Puerto Rico en emergencia: el reto de sanar una isla en quiebra

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad