null: nullpx
Elecciones 2016

Triunfos de Clinton y Trump en Arizona presagian el duro choque migratorio por venir

Expertos creen que la demócrata atrae el voto hispano y el republicano moviliza a los más críticos con la inmigración
23 Mar 2016 – 1:46 AM EDT

Por Damià S. Bonmatí @damiabonmati enviado especial a Phoenix, Arizona

Cuando Donald Trump lanzó su campaña presidencial en junio de 2015, tardó 87 segundos en pronunciar por primera vez la palabra frontera. Y tardó tan solo un mes en dar un discurso desde la misma frontera entre Estados Unidos y México.

Desde entonces, no ha dejado de insistir en el tema en los mensajes de campaña.

Su triunfo contundente este martes en la elección primaria en Arizona, con cerca del 47% de los votos, reforzará ese discurso, según politólogos en este estado sureño consultados por Univision Noticias. Los expertos también creen que el holgado margen de Hillary Clinton, con el 60% de los sufragios en Arizona, deja intuir una concentración del voto hispano en torno a la candidata.

Parece que se avecina una campaña presidencial en la que la inmigración será objetivo de intenso debate. Ya en los últimos días, aquí en Arizona, todos los candidatos dedicaron tiempo y dinero a este asunto. Este estado fronterizo, con casi 7 millones de habitantes y el 30% de población hispana, deja entrever lo que se avecina en esta campaña:

1. La participación hispana podría aumentar
Tras semanas de alta participación en las primarias republicanas, los resultados en Arizona hacen pensar que el efecto Trump ha llegado al bando demócrata. Para el profesor Richard Herrera, de la Arizona State University, el auge del candidato republicano con su discurso crítico con la inmigración ilegal (y también legal) no hace más que activar el voto hispano.

"Si es nominado y sigue con esta retórica, ayudará a movilizar el voto latino", comenta Herrera tras conocer los primeros resultados. Y sería, muy probablemente, hacia el Partido Demócrata. En 2012, hubo más hispanos con derecho al voto que se abstuvieron (12.1 millones) que los que en efecto votaron (11.2 millones), según Pew Hispanic.

2. La retórica antiinmigrante podría mantenerse
La ventaja de unos 24 puntos de Trump sobre Cruz en Arizona da impulso a las propuestas duras con la inmigración ilegal. "Viendo el efecto, Trump seguirá insistiendo en este asunto. E incluso lo expandirá", dice Herrera, en relación a los atentados en Bruselas este martes. Tras los ataques, Trump insistió en presentar las fronteras como puertas de acceso de presuntos terroristas.

Los más de 200,000 votos de Trump en Arizona podrían explicarse también por dos apoyos locales: Joe Arpaio, que se presenta como “el sheriff más duro del país”, especialmente con la población indocumentada, y Jan Brewer, la exgobernadora de Arizona que firmó una polémica ley contra los sin papeles.

3. La división política en la frontera podría aumentar
"Es un tema que divide el estado", analiza sobre la inmigración y la frontera la profesora Barbara Norrander, de la University of Arizona. "Los ciudadanos aquí tienen más experiencia entorno a las consecuencias de convivir con población indocumentada". Arizona concentra unas 370 de las casi 2,000 millas de frontera mexicano-estadounidense.

Según Norrander, una parte del electorado estatal urge que se endurezca la seguridad en la frontera, otra parte pide que los indocumentados tengan acceso a ayudas y a una regularización. Pero pocos son neutrales.

4. El voto hispano podría ser más homogéneo
Este martes, en San Luis, Arizona, a 1.2 millas de la frontera, varios hispanos repetían lo mismo: iban a votar "en contra del señor Trump". Algunos de ellos no estaban ni registrados como votantes. Eso podría beneficiar al nominado demócrata, presumiblemente Hillary Clinton. "Cuando bloques demográficos como los hispanos se hacen sólidos en torno a un solo candidato, pueden decantar la balanza", dice el profesor Richard Herrera.

Se habría acabado el fenómeno George W. Bush, quien tenía notables apoyos entre el electorado latino. Entre los pro-Clinton, lo tienen bastante claro. Sus simpatizantes se reunieron este martes electoral en un bar de una zona hipster de Phoenix, la capital de Arizona. Estaba Jorge Silva, el director nacional de medios hispanos para Clinton. "La comunidad hispana conoce a Hillary Clinton, lo que ha hecho en su carrera política por los latinos", dijo a Univision Noticias.

5. Los estados republicanos del sur podrían ser menos rojos
Puestos a recapitular, si el efecto Trump moviliza más a los hispanos y si los hispanos hacen frente común en torno de Hillary, un estado como Arizona podría ser menos contundentemente republicano en la elección presidencial. Según la profesora, Norrander los demócratas no podrían llegar a ganar pero sí a mejorar los márgenes.

El domingo Bill Clinton hizo campaña por su esposa en Arizona y pronució en solitario dos discursos en Phoenix y Tucson. En los últimos 40 años solo un candidato presidencial demócrata ganó en Arizona una elección general: precisamente el presidente Clinton en 1996.

Pueden contactar al autor de esta historia por email (dbonmati@univision.net) o en Twitter.

Más contenido de tu interés