publicidad
Guevara aseguró que la oposición ha entrado en una "fase superior" de su lucha por lo que describe como la "restauración de la democracia".

Fortalecida por el resultado del plebiscito, la oposición venezolana llama a una huelga general contra el gobierno de Maduro

Fortalecida por el resultado del plebiscito, la oposición venezolana llama a una huelga general contra el gobierno de Maduro

Entre las medidas anunciadas tras la consulta popular del domingo, se cuenta la elección de nuevos magistrados para el Tribunal Supremo de Justicia y la conformación de un gobierno de unidad nacional, del que no dieron detalles.

Paro general convoca la oposición venezolana tras votaciones contra la constituyente Univision

Al día siguiente de realizada la consulta popular promovida por la oposición y en la que más de siete millones de personas votaron en contra de la convocatoria del gobierno a elegir una Asamblea Constituyente, la oposición venezolana anunció que realizará un paro de 24 horas este jueves, como parte de su estrategia camino a lo que ha llamado la 'Hora Cero' para restaurar el orden democrático en la nación sudamericana.

El vicepresidente de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara, presentó cuatro puntos en lo que describió como "el avance de la fase superior de la lucha cívica", con la que esperan impedir la realización de la Constituyente prevista para el 30 de julio.

Relacionado
Más de siete millones de venezolanos votaron en plebiscito este domingo.
Por qué el plebiscito en Venezuela es considerado la iniciativa más exitosa de la oposición

Guevara dijo que el gobierno debe escuchar el mensaje que enviaron los ciudadanos con la participación en el plebiscito no vinculante del domingo y que todavía tiene la posibilidad de desactivar "el fraude constituyente" para dar paso a un diálogo que permita la superación de la crisis venezolana.

De acuerdo con el cronograma de actividades anunciado por Guevara, el Parlamento se reunirá este martes para recibir el informe sobre los resultados de participación en el plebiscito y además el reporte del Comité de Postulaciones Judiciales sobre la selección de los nuevos magistrados para el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

La oposición venezolana asegura que ha entrado en una "fase superior" de su lucha que describe como la "restauración de la democracia".

publicidad

"Son solo notas de papel"

Pero mientras la oposición celebra los más de siete millones de votos, el gobierno asegura que lo ocurrido el domingo no fue una votación sino un "fraude".

"Esas (las votaciones opositoras) eran unas notas en un papel", dijo este lunes el jefe de campaña del chavismo y alcalde de Caracas, Jorge Rodríguez. Para él, el plebiscito opositor no contó con la rigurosidad de una elección formal en la que el voto sea secreto y en la que se cuente con un registro de electores que garantice que una persona no pueda votar en más de una ocasión.

Según Rodríguez, votaron menores de edad, australianos, austriacos, brasileños, norteamericanos y colombianos. "En Australia votaron hasta los canguros", dijo.

Para el segundo del chavismo, Diosdado Cabello, la consulta fue "absolutamente ilegal".

"Si el régimen insiste en desconocer la decisión de los venezolanos debemos todos hacer respetar la soberanía. Estamos preparados y dispuestos para iniciar las acciones que haya que hacer para construir un país para todos”, declaró Guevara y agregó que “la escalada definitiva será la próxima semana”, aunque no dio más detalles.

La Asamblea Nacional, de mayoría opositora, considera la Constituyente anunciada por Maduro como un acto fraudulento y el propio Guevara señaló que "no permitirán la destrucción" del país.

La Asamblea Nacional Constituyente está prevista para el próximo 30 de este mes y si se concreta, sus 545 miembros tendrán el poder de disolver todas las instituciones del Estado, entre ellas el Poder Legislativo opositor.

La llamada 'Hora Cero' de la oposición ocurre en un contexto de renovada credibilidad para la Mesa de la Unidad Democrática que, en tiempo récord, logró organizar la consulta popular de este domingo, un evento electoral considerado por muchos observadores como uno de los actos de desobediencia civil más importantes que ha organizado la ciudadanía en ese país en su historia, por las características y el contexto en que se produjo.

Los más de siete millones de ciudadanos expresaron su rechazo a la Asamblea Constituyente, exigieron a la Fuerza Armada respetar la actual Carta Magna y apoyaron la creación de un “Gobierno de Unión Nacional” que desplace al régimen chavista.

Suspender la Constituyente

Brasil y la Unión Europea han exhortado al gobierno de Maduro a parar la elección de los redactores de la nueva Constitución que quiere Maduro.

Las reglas de la Constituyente "violan el derecho al sufragio universal y al principio de soberanía popular", dijo la cancillería de Brasil en un comunicado. "El elevado nivel de participación en el plebiscito (...) fue una muestra inequívoca de la voluntad del pueblo venezolano de que haya una pronta restauración del estado democrático de derecho en el país".

publicidad

La jefa de la Unión Europea, Federica Mogherini, también insistió en la misma petición: "La violencia ya se cobró muchas vidas y amenaza con aumentar antes de la Asamblea Constituyente", advirtió en una rueda de prensa en Bruselas. "Una amplia mayoría de la población parece claramente no respaldar la Asamblea Constituyente".

Para Mogherini, el gobierno de Maduro debe buscar "gestos políticos para hacer caer las tensiones, crear mejores condiciones para reanudar el trabajo hacia una solución negociada".

La jefa de la diplomacia europea no descartó además la posibilidad de que sean impuestas sanciones contra Venezuela.

En fotos: Plebiscito vs. Constituyente, los venezolanos se movilizan con votos simbólicos
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad