CityLab Política

¿Quién dijo estas frases sobre inmigración: Trump o el supremacista blanco que inspiró a Hitler?

El tono del candidato republicano muchas veces suena como el del ideólogo estadounidense Madison Grant, como se puede apreciar en estas citas.
Logo CityLab small
9 Sep 2016 – 12:09 PM EDT

La prensa ha estado muy ocupada últimamente intentando averiguar si el candidato presidencial republicano Donald Trump está relajando o endureciendo su postura ante la inmigración. Pero, como escribe Diana Lind en Vox, en realidad, no hay ningún misterio sobre la postura de Trump. Él ha dejado muy claros sus planes abiertamente restrictivos en cuanto a la inmigración, basados en mitos sobre el hecho de que los mexicanos son propensos al crimen y a las enfermedades (algo muy bien refutado por nuestros colegas del Detector de Mentiras, de Univision) y que todos los musulmanes son terroristas.

Hay razones por las que muchos estadounidenses consideran racista su postura ante la inmigración, más allá de las raíces nativistas de la familia de Trump y el legado de esclavitud que estimula a sus partidarios. Una de las razones principales es que el lenguaje que utiliza refleja, a veces literalmente, es el que utilizaban los supremacistas blancos de inicios del siglo XX, los que lucharon para cerrar las fronteras estadounidenses al paso de inmigrantes. No hubo escasez de hombres así durante ese período de tiempo. Sin embargo, un hombre que vale la pena examinar, en especial, es Madison Grant, el eugenesista y conservacionista de la naturaleza cuyas opiniones de supremacía blanca influyeron al presidente Teddy Roosevelt y a Adolf Hitler también.

Las palabras de Grant sobre inmigración en las décadas de 1910 y 1920, quizás el momento cumbre de la xenofobia en Estados Unidos, tienen un extraño parecido con la retórica actual de Trump .

En septiembre de 1925, Grant escribió un ensayo en The Forum titulado "América para los americanos", una frase tomada de un discurso pronunciado por el presidente Calvin Coolidge el año anterior. El mensaje de Grant se resume en este extracto de su ensayo:
La inmigración procedente de las Indias Occidentales es en su mayoría negra, de México y América del Sur en su mayoría indígena, pura o mezclada, y la adición de estas características a nuestra población es sumamente indeseable. Desde el punto de vista racial no es lógico limitar el número de europeos, mientras le abrimos el país sin limitaciones a negros, indígenas y mestizos. Tampoco es patriotismo inteligente aumentar la ya gran proporción de la llamada sangre de color entre nosotros.

Todo se basa en la teoría de Grant de la superioridad de la raza nórdica, de la cual no era el único defensor en esa época. Lo notable es cómo "América para los americanos" de Grant concuerda tan cálidamente con el más reciente discurso de Trump sobre la inmigración, cuando no con el tema general de su campaña.

A continuación, se muestran algunos extractos del discurso de inmigración de Trump del 1 de septiembre, junto con extractos del ensayo de 1925 de Grant. Si estas citas no tuvieran nombres, sería difícil determinar cuál de ellos las dijo.

Grant: "En las ciudades y centros industriales con una gran población extranjera, la libertad de expresión y la libertad de prensa se deterioran en gran medida. Todos saben que es imposible pública y libremente discutir el valor relativo de las razas o religiones, la cantidad de delitos, la debilidad mental, o el valor militar atribuible a los distintos grupos de extranjeros, aunque todo esto es tema de conversación diaria en privado".
Trump: "La verdad es que nuestro sistema de inmigración está peor que lo que cualquiera se imagina. Pero no se conocen los hechos porque los medios de comunicación no los reportan. Los políticos no hablan de ellos, y aquellos con intereses especiales gastan mucho dinero intentando ocultarlos, porque ganan muchísimo dinero. Ésa es la situación".

Grant: "Una población mixta no sólo interfiere con la unidad de la acción nacional, sino que también provoca una lucha de culturas en conflicto, cuando no de idiomas. La libre inmigración haría de este país un mosaico, como el antiguo Imperio austríaco, en lugar de una unidad homogénea, como Estados Unidos un siglo atrás. Disminuiría la eficiencia de nuestro gobierno nacional, tal y como ya ha convertido nuestras administraciones municipales en las peores del mundo, en gran medida debido al carácter mixto de la población de nuestras ciudades".
Trump: "Solamente las élites mediáticas que no tienen los pies en la tierra piensan que los mayores problemas que enfrenta Estados Unidos —usted lo sabe, de eso es de lo que hablan— el mayor problema que enfrenta la sociedad estadounidense actual es que hay 11 millones de inmigrantes ilegales que carecen de estatus legal. Y también piensan que lo más importante, y usted lo sabe, no es la amenaza nuclear, y no es el Estado Islámico, no es Rusia, no es China, es el calentamiento global... Sólo hay un tema central en el debate sobre la inmigración, y es el bienestar de la población estadounidense... Así que, bloquearemos el financiamiento de las Ciudades Santuarios. No habrá más fondos. Las ciudades que se nieguen a cooperar con las autoridades federales no recibirán dinero de los contribuyentes, y vamos a trabajar con el Congreso para aprobar una legislación que proteja las jurisdicciones que sí ayuden a las autoridades federales".

Grant: "Nuestras instituciones son anglosajonas y sólo las pueden mantener los anglosajones y otros pueblos nórdicos que simpaticen con nuestra cultura".
Trump: "También tenemos que ser honestos sobre el hecho de que no todo el que intenta ingresar a nuestro país podrá adaptarse exitosamente. A veces simplemente no funciona. Es nuestro derecho como nación soberana elegir a los inmigrantes que creemos que tienen más probabilidades de prosperar y florecer, y querernos".

Grant: "Una de las mayores lagunas de la ley vigente es el clamor de ciertos grupos de extranjeros a admitir familiares y así evadir las limitaciones de las cuotas. La presunta separación de las familias y otros reclamos sentimentales y humanitarios en favor de los "familiares" se utilizan como medio para desacreditar la ley, con la esperanza de quebrarla finalmente. La admisión de los familiares se debe restringir al menor número de clases posible, y se deben incluir en la cuota".
Trump: "Por ejemplo, Hillary Clinton habla constantemente de sus temores de que se van a separar familias, pero no habla de las familias estadounidenses que han sido separadas permanentemente de sus seres queridos a causa de homicidios prevenibles, muertes prevenibles, asesinatos. No, ella sólo habla de familias que vinieron aquí violando la ley. Seremos justos y compasivos con todos, pero nuestra mayor compasión debe ser para con los ciudadanos estadounidenses".

Grant: "Después de haber limitado los números y limitado las naciones de las que la mayor parte de nuestros inmigrantes vendrían, la siguiente consideración es garantizar que sean las mejores personas posibles de estos países. Esto se puede hacer mediante la imposición de pruebas de inteligencia, como las que se utilizaron en el reclutamiento de nuestro Ejército en 1918. Mediante la aplicación de estos principios, podemos garantizar los mejores inmigrantes disponibles y los más capaces de reforzar el elemento nórdico que se encuentra ahora en el país y de mantener o mejorar nuestro nivel actual de inteligencia... Un examen cuidadoso del carácter del solicitante y su nivel de alfabetización y el conocimiento del idioma inglés y al menos una residencia de diez años deben ser los requisitos previos".
Trump: "En cuanto ocupe el cargo, voy a pedirle al Departamento de Estado... al Departamento de Seguridad Nacional y al Departamento de Justicia que inicien una revisión exhaustiva de estos casos con el propósito de elaborar una lista de las regiones y los países desde los que se debe suspender la inmigración hasta que se implementen los mecanismos de escrutinio de antecedentes eficaces y probados. Yo lo llamo escrutinio extremo, ¿verdad? Escrutinio extremo. Quiero que sea extremo. Va a ser muy difícil, y si viene algún migrante, está bien, pero va a ser bueno. Es extremo.
Otra reforma implica nuevas investigaciones de antecedentes para todos los solicitantes que incluyan, y esto es muy importante, especialmente para que vengan las personas adecuadas, y ésas serán las que vendrán, que incluyan una certificación ideológica para asegurarse de que las personas que admitimos en nuestro país comparten nuestros valores y aman a nuestro pueblo... elegir a los inmigrantes según sus méritos. Mérito, capacidad y aptitud. ¿Acaso no suena bien?".

Grant: "La deportación de extranjeros que hayan entrado ilegalmente, o extranjeros que se han convertido en una carga para la comunidad o quienes se hayan involucrado en actividades antisociales, se está volviendo muy importante. Se trata de una cuestión de administración y aplicación de las leyes existentes, y éstas se deben reforzar para garantizar la aplicación universal y efectiva. Las dos cuestiones de registro y deportación van de la mano, la primera es un preludio necesario a la deportación a gran escala".
Trump: "Bajo mi administración, cualquiera que cruce ilegalmente la frontera será detenido hasta que sea deportado de nuestro país y de regreso al país del que procede... Y puede decirle deportado si lo desea. A la prensa no le gusta ese término. Usted puede llamarlo como le dé la gana. El caso es que ya no estará aquí... Cualquiera que haya entrado a Estados Unidos de forma ilegal está sujeto a la deportación. Para eso existen las leyes y los países. De lo contrario no tendríamos país".

Grant: "Las naciones se están dando cuenta de la necesidad de proteger sus territorios contra una invasión mucho más peligrosa que una conquista armada".
Trump: "Ya sean materiales peligrosos contrabandeados a través de la frontera, terroristas que llegan con visas, o estadounidenses que pierden sus empleos a causa de trabajadores extranjeros, éstos son los problemas que ahora debemos enfocarnos en solucionar. El resultado será más millones de inmigrantes ilegales, miles de delitos más violentos, crímenes horribles; y el caos y la anarquía total. Eso es lo que va a suceder, tan cierto como que usted está aquí hoy".

Grant, de su introducción al libro de 1921 The Rising Tide of Color Against White World Supremacy (La Creciente Marea de Color Contra la Supremacía Blanca Mundial): "Esto es puro y simple suicidio, y la primera víctima de esta increíble insensatez será el propio hombre blanco".
Trump: "Éstas son cuestiones de vida o muerte para nuestro país y su gente ... Es nuestra última oportunidad. Es nuestra última oportunidad".


Y como una ronda extra, Grant y Trump hablan sobre la identificación para los "extranjeros ilegales":

Grant: "Estamos vitalmente interesados en mantener nuestra forma de gobierno. Desde este punto de vista no son los que están aquí los que cuentan, sólo los que votan cuentan... En una república —y ésta es una república y no una democracia— todos los extranjeros que solicitan su admisión deben ser registrados. Esto demostrará ser necesario en un futuro no muy lejano en la frontera con México para evitar el ingreso de mexicanos, japoneses y europeos del este y el sur. Por su propia seguridad y protección, los extranjeros que ya están en el país y que han venido de forma legal deben tener pruebas al respecto. La identificación exacta mediante la toma de huellas digitales y otros medios protegerán a aquellos que ya están legalmente aquí. Sólo los criminales y los extranjeros que residen ilegalmente aquí se podrían oponer a la identificación. El registro se debe extender, en última instancia, a toda la población, porque nadie puede ofenderse legítimamente por la identificación precisa, y semejante registro universal resultaría de gran valor eugénico".
Trump, respondiendo en apoyo a un plan para darles seguimiento a los ciudadanos musulmanes de Estados Unidos en una base de datos nacional: "Sin duda pondría eso en práctica. Por supuesto, debe haber muchos sistemas, más allá de las bases de datos. Debemos tener muchos sistemas".
Trump en enero: "Mire, usted tiene que tener verdadera seguridad en el sistema de votación... Este sistema de votación está fuera de control. Hay gente, en mi opinión, que votan muchas, muchas veces. Esas personas no quieren seguridad; no quieren identificaciones".
Trump en agosto: "Identificación de votantes. ¿Qué hay con eso? ¿Qué pasa con la identificación de votantes? ¿Por qué no tenemos identificación de votantes? En otras palabras, 'Quiero votar, aquí está mi identificación. Quiero votar... Y yo no le diré a usted que vote 15 veces. No le diré que haga eso. Usted no votará 15 veces, pero hay gente que sí. Algunos votan muchas veces, y el hecho de que eso suceda es increíble".

Este artículo fue publicado originalmente en inglés en CityLab.com.

Publicidad