A Trump se le acaba el tiempo para cumplir su promesa de un nuevo NAFTA

Los esfuerzos para completar una renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte este año parecen haberse agotado a pesar de la determinación del gobierno de EEUU de una gran revisión del acuerdo comercial con México y Canadá.
17 May 2018 – 2:34 PM EDT

En un golpe a la agenda comercial del presidente Donald Trump, funcionarios de Estados Unidos, Canadá y México se están quedando sin tiempo para acordar los nuevos términos para la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA por sus siglas en inglés), y los analistas dicen que cada vez es menos probable que un nuevo tratado será presentado al Congreso este año.

Trump ha prometido reiteradamente eliminar el pacto comercial de hace 24 años que calificó de "horrible" y reemplazarlo por algo mejor que traería empleos de manufactura de regreso a Estados Unidos, una promesa que los republicanos esperaban entregar antes de las elecciones de mitad de periodo previstas para el próximo mes de noviembre.

Luego de nueve meses de intensas negociaciones persisten importantes desacuerdos, según funcionarios de los tres países. Las conversaciones actuales recibieron un plazo informal el 17 de mayo por parte del presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, porque la Autoridad de Promoción Comercial, que permite al poder ejecutivo negociar en nombre del país, exige que se notifique al Congreso con varios meses de anticipación. Trump informó a los miembros del Congreso el martes, reiterando su deseo de un nuevo acuerdo, aunque reconoció que sería difícil de lograr antes de noviembre según fuentes del Congreso.


El representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, dijo a los miembros del Congreso el miércoles que no creía que un acuerdo pudiera completarse a corto plazo, según Bloomberg News. Lighthizer también tiene sus manos ocupadas con asuntos comerciales con China y se reúne el jueves con el viceprimer ministro chino, Liu He.

Los principales negociadores de los tres países cancelaron las reuniones en Washington y no tienen previsto reunirse de forma trilateral esta semana. Las autoridades no han resuelto ninguno de los "grandes temas candentes" según Wilbur Ross, secretario de Comercio. El ministro de Economía de México, Ildefonso Guajardo, expresó su frustración por la falta de flexibilidad del lado estadounidense.

"Veo signos de progreso en los márgenes, pero no en los problemas más disruptivos que han estado impulsando las negociaciones," dijo Eric Farnsworth, vicepresidente del Consejo de las Américas y la Sociedad de las Américas. "Entonces, NAFTA probablemente continuará bajo una nube de incertidumbre. No es un buen resultado, aunque lo peor sería que una de las partes se retirara."

Un punto de fricción es la cantidad de contenido extranjero que puede contener un automóvil importado para tener derecho a la entrada libre de aranceles al cruzar la frontera de México con Estados Unidos. Otro problema para el sector del automóvil es la discusión sobre los salarios en México. Los negociadores de Estados Unidos han tratado de aumentar los salarios hasta 15 dólares por hora en un esfuerzo por atraer más producción a este lado de la frontera.


Además, las autoridades mexicanas han rechazado las demandas de Estados Unidos para poner fin a un mecanismo de resolución de disputas, así como los esfuerzos de la administracion de Trump para incluir una "cláusula de caducidad" que requiera la renovación del tratado cada cinco años.

El lobby agrícola estadounidense también ha presionado al Congreso y a la Casa Blanca para que no se retiren del NAFTA, advirtiendo que perjudicaría a los agricultores.

Las elecciones presidenciales en México el 1 de julio son una complicación adicional. El líder en las encuestas, Andrés Manuel López Obrador, es considerado por muchos como un populista que se espera que tome una línea más dura con NAFTA.

Cualquier país puede renunciar con seis meses de preaviso, aunque ninguno lo ha hecho hasta el momento. La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, dijo a Fox News que el gobierno continuará con el esfuerzo de renegociación. "Todavía queremos ver que algo suceda y vamos a continuar en esas conversaciones. Están en marcha ahora y estamos avanzando y con la esperanza de que podamos hacer algo", dijo.

En fotos: Entre cumbres y protestas, la historia del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA)

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:MéxicoComercio exteriorCanadá