null: nullpx
San Francisco

NRA demanda a San Francisco tras resolución que los clasifica como “organización de terrorismo interno”

La Asociación Nacional del Rifle interpuso la querella legal en la que asegura que el gobierno municipal está violando sus derechos de libertad de expresión por razones políticas.
10 Sep 2019 – 9:39 PM EDT

SAN FRANCISCO, California. – La Asociación Nacional del Rifle interpuso una demanda legal contra la municipalidad de San Francisco a menos de una semana de que los supervisores de la ciudad aprobaran una resolución para clasificar a la NRA (por sus siglas en inglés) como una “organización de terrorismo interno”.

En el documento presentado este lunes ante la Corte de Distrito del Norte de California, la NRA asegura que el gobierno de San Francisco está violando sus derechos sobre libertad de expresión por razones políticas y que además está intentando poner en una “lista negra” a cualquier persona o entidad vinculada con la Asociación Nacional del Rifle.

Adicionalmente, la NRA solicitó la intervención de la corte para que instruya a funcionarios electos de San Francisco que la libertad de expresión significa que no se puede silenciar o castigar a aquellos con los que no se está de acuerdo.

“Esta acción es un ataque a todas las organizaciones defensoras de los derechos a lo largo y ancho del país. No hay lugar en nuestra sociedad para un comportamiento como este por parte de los funcionarios electos. Afortunadamente, la NRA, al igual que todos los ciudadanos de Estados Unidos, está protegida por la Primera Enmienda”, dijo William A. Brewer III, abogado de la NRA.

A través de su cuenta de Twitter, la Asociación Nacional del Rifle publicó un mensaje haciendo pública la demanda legal, y recordó que entre sus filas no hay “terroristas”, sino “maestros, doctores, policías y muchas personas que luchan por las libertades en Estados Unidos”. Y remató diciendo que la ciudad de “San Francisco debería estar avergonzada”.

Terrorismo interno

El martes pasado la Junta de Supervisores de San Francisco, una de las ciudades más progresistas de Estados Unidos, aprobó una resolución para declarar a la Asociación Nacional del Rifle (NRA, por sus siglas en inglés) como una “organización de terrorismo interno”, al tiempo que urgió a otras municipalidades y al gobierno federal a que hagan lo mismo.

La nueva ordenanza, avalada por todos los miembros de manera unánime, fustigó a la NRA por “incitar a los propietarios de armas a realizar actos violentos”, además de “difundir propaganda que desinforma y engaña al público sobre la violencia generada por las armas de fuego”. En el documento los supervisores explicaron que, a través de su apoyo, “han armado a aquellos individuos cometieron actos de terrorismo”.

Catherine Stefani, supervisora por el Distrito 2 de San Francisco y autora de la medida, dijo que el mayor temor de la NRA es que se organicen contra ellos. “La NRA conspira para limitar las investigaciones sobre los daños que provoca la violencia de las armas, restringe el acceso a esos datos e intenta de forma agresiva bloquear cada intento por legislar y prevenir la violencia de las armas, ya sea a nivel local, estatal o federal”, señaló.

A través de la resolución, los supervisores exhortaron al gobierno de la ciudad a evaluar y limitar cualquier tipo de contrato con entidades afiliadas a la Asociación Nacional del Rifle, sin embargo, su aprobación respondió más a una medida simbólica ante la falta de mecanismos o regulaciones para hacer cumplir el mandato.

La iniciativa fue inspirada por el tiroteo masivo ocurrido el pasado mes de julio en el Festival del Ajo en Gilroy, California, que dejó tres muertos y 17 personas heridas de bala. “Luego a la semana siguiente ocurrió lo de Dayton, Ohio. Pasó lo de El Paso, Texas. Ahora ocurrió lo de Odessa y la gente sigue muriendo todos los días en este país. No hacer nada no es una opción”, dijo Stefani en una entrevista con medios locales.

Epidemia de violencia

Los argumentos para clasificar a la NRA como una organización de terrorismo interno son evidentes para los supervisores de San Francisco. Cada año la violencia provocada por las armas de fuego cobra la vida de 36,000 personas y deja a más de 100,000 heridos cada año, según detalla la resolución.

También detalla que la tasa de homicidio por arma de fuego en Estados Unidos es 25 veces mayor a la de cualquier país desarrollado en el mundo, que los reportes de crímenes de odio han aumentado en dobles dígitos desde 2015 y que en el país existen más de 393 millones de armas de fuego, cifra que rebasa el número de habitantes en EEUU.

Pero ninguna de estas cifras parece ser lo suficientemente convincente para la Organización Nacional del Rifle, una de las organizaciones conservadoras con más influencia y poder político en el mundo. Amy Hunter, vocera de la NRA, calificó la resolución como otro “inútil y repugnante” remedio verbal como la epidemia de violencia que azota a la nación.

Haciendo eco de algunos de los señalamientos que el presidente Donald Trump ha hecho sobre la ciudad california, la NRA condenó entonces la nueva resolución a través de las redes sociales. “Este teatro es un esfuerzo por distraer de los problemas que enfrenta San Francisco, como el aumento de los indigentes, el abuso de drogas y el crimen en las calles, por nombrar algunos”, escribió la NRA en Twitter.

Dos niños y un recién graduado: estas son las víctimas del más reciente tiroteo masivo en California (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés