Masacre en Orlando

Maniquíes escenifican la masacre de Orlando en el techo de una casa

Un artista plástico de Los Ángeles llevó a cabo un proyecto de arte instalación para repudiar lo sucedido y sumarse a la exigencia por un mayor control de las armas de fuego en el país.
14 Jun 2016 – 1:20 AM EDT

LOS ANGELES, California.- El techo de una vivienda fue el espacio utilizado por un artista plástico para representar con maniquíes la masacre ocurrida la madrugada del domingo en un club nocturno gay de Orlando, una manifestación artística que se suma a la exigencia de una mayor restricción a las armas de fuego.

ChadMichael Morrisette colocó en el techo de su propia casa 50 maniquíes con diferente expresión y postura para crear una dramática escena que llama la atención de automovilistas y transeúntes.

La pieza artística fue creada el domingo 12 de junio, el mismo día que Omar Mateen, de 29 años de edad y aparentemente radicalizado con la ideología del grupo terrorista autodenominado Estado Islámico (ISIS), llegó a un club nocturno gay de Orlando, en Florida, y disparó de manera indiscriminada un fusil de asalto AR-15 para matar a 49 personas y herir a 53 más.

La casa se encuentra ubicada en las avenidas Fountain y Fairfax, en West Hollywood, una ciudad del condado de Los Ángeles reconocida por su simpatía con la comunidad LGBT.

El artista es conocido como el “mannequin man” por su trabajo como diseñador de aparadores de tiendas de ropa y por utilizar esos armazones de figuras humanas para proyectos de arte visual.

ChadMichael Morrisete comentó que al enterarse de la noticia decidió expresar su repudio a lo sucedido a través de sus maniquíes y como una exigencia para el control de armas con la etiqueta o hashtag #GunControl.

“Quiero que la gente vea algo similar del que ha sido el tiroteo más grande en la historia de Estados Unidos, y yo tengo la habilidad de mostrarles eso”, dijo sobre la representación de la masacre en el techo de su casa.

La obra de maniquíes apilados en el techo de su casa se denomina “No One Is Safe” (nadie está seguro) y es un llamado para que los legisladores cambien eso mediante la restricción de armas de fuego, expuso el artista.

“No importa si estás en la iglesia, en un cine, en un club gay o en una escuela primaria”, dijo Morrissete sobre la violencia por armas de fuego.

Más contenido de tu interés