Extorsión

El secuestro fue en México, la extorsión en EEUU: así arrestaron a tres sospechosos

Dos hombres fueron raptados al sur de la frontera y su hermano recibió llamadas telefónicas en las que el secuestrador aseguraba trabajar para un cartel mexicano. Un operativo del FBI culminó con la detención de los chantajistas en Texas.
19 Oct 2017 – 7:04 PM EDT

DALLAS, Texas.- A finales de septiembre, un hombre en el norte de Texas empezó a recibir llamadas amenazantes desde un número de teléfono de México.

Al otro lado de la línea, le advirtieron que sus dos hermanos habían sido secuestrado en ese país y debía pagar 300,000 dólares o de lo contrario morirían. El 23 de septiembre, un día después, redujeron el rescate a 40,000 dólares y luego a 20,000. Así lo relatan documentos judiciales.

El hombre depositó el pago en el basurero del 7-Eleven en la interestatal 35 vía oeste y Heritage Trace Parkway, en Fort Worth, como le indicaron. Poco después, le revelaron dónde estaban sus hermanos.

En México, familiares fueron al motel indicado en el que encontraron a los dos hombres amarrados. Según la querella, el hermano en Texas habló con ellos y confirmó su liberación.

La extorsión, sin embargo, no terminó allí. Menos de una semana después, el hermano en Texas recibió otra llamada del mismo teléfono mexicano. Esta vez, le aseguraban que sus familiares serían nuevamente secuestrados y ejecutados si no desembolsaba un pago de 100,000 dólares. Le dieron tres semanas para recaudar los fondos.

En las llamadas, del mismo número -y otros bloqueados- las voces cambiaban, lo que hace pensar que fueron varios los chantajistas. También le advirtieron que trabajaban con la policía mexicana y el cartel Jalisco (en aparente referencia al Jalisco Nueva Generación), según los documentos.

El 29 de septiembre, sin embargo, la víctima se comunicó con la policía de North Richland Hills, que a su vez pidió apoyo al Buró Federal de Investigaciones (FBI).

Luego de negociar el lugar de la entrega --los secuestradores propusieron inicialmente a un punto en Houston--, la víctima acudió a un Home Depot, en Fort Worth, el viernes 13 de octubre, a las 4:30 pm con el rescate, que se rebajó a 20,000 dólares.

Justo después de que dejara el dinero, agentes federales observaron que un adolescente hispano de 17 años lo recogió tras bajarse de un auto Camaro, en el que viajaban otros tres individuos. Uniformados de operativos táctivos del FBI los detuvieron.

Las autoridades presentaron luego cargos contra Fernando Cabrera, de 21 años, Nygul Anderson, de 19 años, y Albert González, de 18, pero no al joven de 17 años.

Los tres sospechosos, que enfrentan hasta cinco años en la cárcel si son condenados, accedieron luego a ser interrogados sin la presencia de un abogado, de acuerdo a la declaración jurada de un agente del FBI.

Durante el interrogatorio, Cabrera aseguró que el secuestrador estaba en Monterrey y que ellos habían viajado desde el área fronteriza de McAllen hasta el norte de Texas para recoger “fondos ilícitos” que él creía provenían del narco.

Le mostró a los investigadores grabaciones en las que el raptor admitía que tenía secuestrado al hermano de la víctima, pero Cabrera negó saber que el dinero provenía de una extorsión.

Anderson y González coincidieron en que les dijeron que iban a recoger “dinero ilícito” del tío de Cabrera, señala la querella.

Hace cerca de un mes, la oficina del fiscal del Norte de Texas anunció el arresto de ocho supuestos integrantes del cartel de Jalisco Nueva Generación acusadas de participar en una red de tráfico de metanfetaminas en la región.

La policía de North Richland Hills urgió a quienes reciban llamadas similares a las de este caso a ponerse en contacto con las autoridades de inmediato.


Vea también:

Las imágenes del arresto de 'El Licenciado', líder del cártel de Sinaloa considerado sucesor de 'El Chapo' Guzmán

Loading
Cargando galería


Más contenido de tu interés