null: nullpx
Coronavirus

“Autoridades locales de salud no tienen el poder de emitir cierres preventivos de las escuelas”, asegura gobernador de Texas 

Esta declaración conjunta se da luego de que el fiscal general del estado, Ken Paxton, publicó una guía sobre la apertura de los planteles escolares durante la pandemia del coronavirus.
31 Jul 2020 – 12:57 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

AUSTIN, Texas- El gobernador de Texas, Greg Abbott y el vicegobernador Dan Patrick junto a los presidentes de educación del Senado y la Cámara emitieron una declaración en conjunta sobre la reapertura de escuelas este otoño y aseguraron que las autoridades locales de salud no tienen el poder de emitir cierres preventivos de los planteles.

Según el documento, la guía de la Agencia de Educación de Texas (TEA) para abrir escuelas públicas en Texas para el año escolar 2020-21 “sigue siendo la misma que se anunció hace dos semanas”.

" La guía de TEA aplica la ley estatal y las órdenes ejecutivas de larga data para concluir que la autoridad para tomar decisiones sobre cuándo y cómo abrir las escuelas de manera segura recae en las juntas escolares locales establecidas constitucional y legalmente”, indica el escrito.

Esta declaración conjunta se da luego de que el fiscal general de Texas, Ken Paxton, publicó una guía sobre la apertura de escuelas para el próximo año escolar durante la pandemia del coronavirus.

Paxton indicó que "mientras juegan un papel importante en la protección de la salud de los niños y empleados escolares, las autoridades locales de salud no pueden emitir órdenes de cierre de las escuelas con el único propósito de prevenir futuras infecciones por coronavirus”.

Según Paxton, el papel de los funcionarios de salud está limitado por ley a abordar brotes de enfermedad específicos y reales, y que tanto los funcionarios de las escuelas públicas como privadas son los apropiados para decidir cuándo y cómo abrir la escuela.

"La autoridad para decidir cuándo comenzará el año escolar recae en las juntas escolares locales. Pueden elegir fechas en agosto, septiembre o incluso más tarde. Pero, cuando la junta escolar local decida abrir, la junta debe cumplir con el requisito de proporcionar el número necesario de días y horas de instrucción para los estudiantes”, lee la declaración conjunta.

Después de que Texas ordenó a las escuelas reabrir sus aulas este otoño, los funcionarios de salud pública a nivel de condados comenzaron a retrasarse, ordenando a todas las escuelas públicas y privadas en sus áreas que permanecieran cerradas hasta agosto y comenzar de manera virtual.

"Como la TEA anunció previamente, las juntas escolares tienen un período de transición de regreso a la escuela de hasta 4 semanas durante el cual pueden ofrecer un entorno de instrucción únicamente remoto si se considera necesario para la salud y seguridad de los estudiantes, maestros, personal y padres. Después de 4 semanas, el distrito escolar puede extender el período de transición hasta otras 4 semanas con un voto de la junta escolar y recibir una exención. Si algún distrito escolar cree que necesita una extensión más allá de 8 semanas debido a problemas relacionados con coronavirus, la TEA revisará esa solicitud caso por caso”, lee el documento.

Del mismo modo, la declaración conjunta explica que si en cualquier momento durante el año escolar se confirma un caso de coronavirus en un campus escolar, la junta escolar tiene la capacidad de cerrar el plantel por hasta 5 días para desinfectarlo.

Las escuelas que cierran bajo este escenario continuarán recibiendo fondos para proporcionar instrucción solo remota.

Asimismo, se indicó que durante el transcurso del año escolar, una autoridad local de salud pública puede determinar que un edificio escolar debe cerrarse en respuesta a un brote. Si eso ocurre, esa escuela continuará recibiendo fondos para proporcionar instrucción solo remotamente durante el año escolar.

"La TEA y el Fiscal General señalan correctamente que las autoridades locales de salud juegan un papel importante en las determinaciones de cierre de escuelas durante el transcurso de un año escolar si se determina que ha ocurrido una contaminación que requiere el cierre, pero las autoridades de salud locales no tienen el poder de emitir cierres preventivos y generales de las escuelas semanas o meses antes de que una escuela pueda abrir sus puertas a los estudiantes. Las órdenes ejecutivas preexistentes han dejado en claro en repetidas ocasiones que las operaciones del gobierno local, como las escuelas públicas, pueden abrirse”, indica el documento.


Maestros piden a la Agencia de Educación de Texas que reconsidere la reapertura de las escuelas

Loading
Cargando galería


¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés