null: nullpx
Identidad

Del bullying a las pasarelas: Esta boricua sufrió por sus llamativas cejas y ahora son el secreto de su triunfo

La joven Natalia Castellar acaba de firmar contrato con una prestigiosa agencia de modelos gracias a sus rasgos. En la escuela los niños se burlaban de ella, hasta que sus cejas se convirtieron en su mayor atractivo.
18 Nov 2016 – 11:07 AM EST

Cuando era aún más joven, Natalia Castellar era objeto de tantas burlas por sus cejas que estuvo a punto de afeitárselas. Por suerte, su madre la descubrió a tiempo y se lo impidió. Quizás sabía que en el futuro se lo agradecería.

Pasaron unos años y las pasarelas comenzaron a mostrar a modelos como Cara Delevingne con cejas más densas, poniéndolas de moda y haciendo que centenares de mujeres intentaran imitarlas. Natalia empezó a sentirse cómoda con su aspecto y decidió ponerse frente a la cámara de su hermana Bianca, fotógrafa. Juntas realizaron varias sesiones de fotos que subieron al Tumblr de Bianca y en poco tiempo Natalia sumaba miles de admiradores de sus rasgos.

Hoy, con 17 años, Natalia tiene más de 52,000 seguidores en su Instagram, ha trabajado para marcas como NARS y Mansur Gavriel y ha firmado un contrato con Next Management, una de las agencias de modelos más importantes del planeta.

Soñaba con ser modelo desde los 9 años. Veía el programa America's Next Top Model e imaginaba cómo sería viajar por el mundo adoptando nuevos estilos y probándose ropa distinta.

Sus recientes colaboraciones la han animado a probar suerte en la industria y ha comentado que cuando acabe la educación secundaria se dedicará por completo a modelar. "Estoy pausando todo porque creo de verdad que puedo hacerme valer", ha comentado en una entrevista. "Pero si me equivoco y las cosas no funcionan, entonces continuaré con mi educación en la universidad".

La boricua nacida en Ponce —ahora vive en Virginia, EEUU— es una muestra más de la apertura de las pasarelas a nuevos estándares de belleza. Aunque se pueda pensar que la moda impone cánones conservadores, lo cierto es que muchas de las modelos más exitosas han triunfado precisamente por tener rasgos fuera de lo común. El dentista de la supermodelo Lara Stone solía insistirle en que debía corregirse el espacio que tenía entre los dos dientes frontales, hasta que ella le respondió que aquel 'defecto' era lo que pagaba sus facturas. También está Kate Moss, una de las ' tops' mejor pagadas y de la que muchos desconfiaron al principio por su baja estatura (en comparación con otras), o Winnie Harlow, cuya piel con vitiligo ha conquistado a infinidad de firmas de moda.

A pesar de estos cambios, las redes sociales continúan siendo un hervidero de comentarios dañinos. La adolescente ha tenido que desactivar las notificaciones de Instagram para no recibir las críticas sobre sus cejas que le llegan a menudo.

Ve también:
Tus diferencias te harán fuerte: Las modelos que triunfaron gracias a sus rasgos únicos

Tus diferencias te harán fuerte: Las modelos que triunfaron gracias a sus rasgos únicos

Loading
Cargando galería
Publicidad