null: nullpx
Coronavirus

No hay milagro en climas cálidos como dice Trump: expertos dicen que el coronavirus no es afectado por la temperatura

El presidente Donald Trump dice que el nuevo coronavirus y la enfermedad que produce, el covid-19, desaparecerá "milagrosamente" cuando llegue el clima más cálido. Pero los expertos dicen que la ciencia no respalda eso.
25 Mar 2020 – 12:02 PM EDT

MIAMI, Florida.- Al comienzo del brote de coronavirus, corrió la teoría de que la amenaza de contagio en Estados Unidos se reduciría conforme el hemisferio norte comenzara a calentarse producto de la primavera y para el verano, la enfermedad que produce -el covid-19- desaparecerá.

"Cuando el clima se calienta un poco, desaparece milagrosamente", dijo el presidente Donald Trump en uno de sus últimos actos de campaña en febrero.

Apenas un mes después, médicos y científicos advierten que, aunque varios estudios han demostrado que el clima afecta los virus similares a la gripe, ese no parece ser el caso del covid-19.

"Todos nuestros estudios (existentes) sobre el clima incluyen enfermedades epidémicas. Pero este es un patógeno nuevo. Lo que significa que no hay inmunidad poblacional", dijo Rachel Baker, experta en clima y enfermedades infecciosas del Instituto Ambiental de Princeton en Nueva Jersey .

" Es como un incendio forestal. Simplemente se extiende mucho más", añadió comparándolo a los incendios forestales de California que consumen todo a su paso.

"No hay inmunidad"

Las epidemias anteriores de coronavirus, como la gripe, han circulado durante décadas, lo cual le ha permitido a la población desarrollar inmunidad, explicó en una entrevista telefónica. "Cuando tienes una pandemia como esta, no hay inmunidad básica para prevenirla. Es algo totalmente diferente", dijo.

Como resultado, advirtió que debían ignorarse factores como la temperatura. "Creo que es irrelevante en esta etapa", dijo.

Los reportes confirman que los casos de coronavirus ahora han superado los 430,000 en todo el mundo, y no muestra señales de desaceleración. Ya han muerto más de 19,000 personas en todo el mundo, la mayoría en China, Italia y España, y el número de muertos aumentó en más de 700 en Estados Unidos.

Univision Noticias habló con media docena de doctores y científicos que confirmaron que no deberíamos esperar alivio con el aumento de las temperaturas.

"El mensaje es que no sabemos lo suficiente. No podemos subestimar este virus", dijo el doctor Marcos Espinal, director de Enfermedades Infecciosas de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Washington, la agencia de salud pública más antigua del mundo que es socia regional en las Américas de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

América Latina

Espinal señaló un creciente número de casos confirmados de coronavirus en Sudamérica, con más de 100 muertes hasta el momento, a pesar de estar actualmente al final de la temporada de verano. Panamá reportó 443 casos, aunque tiene una de las poblaciones más pequeñas de la región y donde las temperaturas esta semana rondaron los 90ºF (32ºC).

" Inicialmente todos teníamos la esperanza que el calor y el clima tropical iban a detener la entrada del virus a nuestros países", le dijo a Univisión Noticias el doctor Xavier Saez-Llorens, miembro del comité técnico que dirige la respuesta del gobierno panameño en una entrevista telefónica el martes.

"Sin embargo, la evidencia actual indica que no es así … o sea realmente, esta esperanza que se tenía inicialmente ha sido falsa. El virus realmente ha entrado en todos nuestros países con fuerza", añadió.

Como resultado, Panamá entró en una cuarentena total a partir del miércoles, "similar a Wuhan", dijo, refiriéndose a la ciudad china donde se cree que se originó el virus y que estuvo aislada del mundo exterior durante semanas.


Gobernador de Florida preocupado

Los casos también estaban aumentando rápidamente en la soleada Miami, el epicentro del brote en Florida, donde la temperatura rondaba los 80ºF el martes.

El lunes, el gobernador Ron DeSantis expresó su preocupación por los informes de personas de Nueva York, una zona muy afectada, que buscaban refugio del brote de coronavirus en el sur de Florida.

DeSantis anunció el lunes que exigirá que cualquier persona en un vuelo procedente del área de la ciudad de Nueva York se aísle durante 14 días al llegar a Florida con el propósito de controlar la propagación del coronavirus.


El creciente número de resultados positivos de las pruebas en Miami no refleja lo que los profesionales médicos ven en el terreno, según una carta publicada el lunes por 75 médicos, enfermeras y asistentes de médicos de salas de emergencias en Miami.

" El bajo número de casos confirmados en los reportes publicados no muestra el verdadero número de personas que han sido infectadas por el virus en Miami, o en cualquier otro lugar de Estados Unidos", escribieron los médicos. "Solo refleja dónde deberíamos hacer las pruebas", dijeron.

Los expertos dicen que, en lugar de confiar en los factores climáticos, las autoridades sanitarias locales deben hacerle caso a los llamados para aplicar más medidas de contención y mitigación, especialmente en las grandes ciudades.

" Los casos generalmente ocurren en áreas urbanas y lugares donde se viaja mucho, como las ciudades costeras", dijo José Szapocznik, científico de salud pública de la Universidad de Miami.


También faltaban pruebas en muchos lugares, no solo en Estados Unidos, añadió, señalando a Rusia, que ha reportado apenas 495 casos y una muerte, o Nicaragua, con supuestamente dos casos.

"El problema con las estadísticas es que hay mucha basura. Si las pruebas son inadecuadas, no tenemos idea de la transmisión", dijo.


"Hay una gran preocupación sobre lo que sucederá en las grandes megaciudades de América Latina", dijo Gregory Glass, profesor de la Universidad de Florida y miembro del Instituto de Patógenos Emergentes (EPI, por sus siglas en inglés). "No se trata de si están mejor o peor preparadas. Es un gran desafío brindar atención en cualquier ciudad. Basta con echarle un vistazo a Europa", le dijo Glass a Univision Noticias en una entrevista telefónica desde su hogar en Gainesville, Florida, que fue puesta en cuarentena el lunes.

El único punto positivo posible para América Latina, dijo, era la distribución por edad en la región "que, en la mayoría de los países, tiende a favorecer a los jóvenes".

Desde un mercado de China hasta nuestras calles: las crudas fotografías que muestran la cronología de la pandemia

Loading
Cargando galería


La época de gripe

"La temporada de gripe está llegando a América del Sur", le dijo el embajador de Chile en Estados Unidos, Alfonso Silva, a un panel de diplomáticos latinoamericanos organizado por el Atlantic Council el lunes. "Tenemos que vacunar a todos", advirtió, temiendo que "el número de personas en riesgo será mucho mayor" con una combinación de gripe y el nuevo coronavirus.

"Nadie puede garantizar que no nos vaya a afectar", coincidió Alexandra Hill, ministra de Relaciones Exteriores de El Salvador, quien participó en el mismo panel.


Glass y los otros expertos dijeron que la clave para comprender el impacto del clima en el covid-19 es aprender más sobre su comportamiento y cómo se transmite, así como su capacidad para resistir las condiciones ambientales.

Los científicos dicen que el virus se transmite por gotículas procedentes de las vías respiratorias cuando una persona infectada tose o estornuda. Estas gotículas pueden caer directamente en la boca o la nariz de las personas que están cerca o sobre objetos sólidos, como picaportes y carritos de compras, antes de pasar indirectamente a otra persona.


Cuando el virus contamina objetos sobre los que cae, los estudios de otras epidemias muestran que las temperaturas más cálidas y las condiciones más húmedas podrían retrasar su propagación debido a una mayor exposición al medio ambiente.

"Pero, si la transmisión se produce más mediante el contacto personal cercano en familias y multitudes, entonces la temperatura y la humedad en el medio ambiente probablemente no jueguen un papel importante", dijo Glass.

El gripe y las estaciones

En partes templadas del mundo, la gripe suele tener un patrón estacional con picos durante el invierno, al igual que otras formas más leves de coronavirus. "Las condiciones frías y secas parecen favorecer el virus de la gripe", dijo Baker, quien estudia los efectos del cambio climático en los virus.

Por otro lado, en los trópicos más cálidos, la temporada de gripe suele extenderse durante todo el año, con algunos picos durante la temporada de lluvias.

Otras formas de coronavirus, como el síndrome respiratorio agudo severo o SARS, y el MERS (síndrome respiratorio de Medio Oriente) también parecen prosperar en temperaturas más frías y climas más secos.

Evidencia preliminar de un estudio de 100 ciudades chinas que tenían más de 400 casos reveló que el coronavirus se transmitió más rápidamente en lugares con condiciones climáticas más frescas y secas. Wuhan, el epicentro del virus, generalmente tiene temperaturas en el rango de los 40ºF (4.4ºC a 9.4ºC) durante diciembre y enero.

Otro análisis de datos estadísticos realizado por dos científicos del MIT encontró que el 90% de las transmisiones de covid-19 hasta el 21 de marzo ocurrieron en regiones con temperaturas inferiores a 17 ° C y baja humedad. Sin embargo, los autores le dijeron a Univision Noticias que el estudio se realizó en una etapa temprana de la propagación del virus y que era demasiado pronto para sacar conclusiones seguras.

Observaron que el papel de la temperatura más cálida en la desaceleración de la propagación del virus "solo podría observarse, si es que lo hace, a temperaturas mucho más altas" que no afectarían a la mayoría de las ciudades de Estados Unidos y Europa.

Los autores también dijeron que factores como las normas culturales, las medidas de distanciamiento social y la falta de pruebas pueden haber distorsionado el número de casos reportados en algunos países.

Tampoco se puede descartar el comportamiento humano, porque las personas suelen pasar más tiempo juntas en interiores durante el invierno, señaló Baker. "Hay múltiples teorías por ahí", dijo. " Pero la evidencia más sólida es que todo depende de la supervivencia del virus", dijo.

Otro factor era el tamaño de la dosis de virus necesaria para infectar a una víctima potencial. "En general, hay cierta dosis. En este caso, no sabemos cuál es la dosis", dijo Glass.

No sabremos hasta que termine

Descubrir eso tomará tiempo. "Realmente no lo sabremos hasta que todo termine, en el informe posterior", dijo. Mientras tanto, la cuarentena y el distanciamiento social son la mejor defensa contra la transmisión.

"Tenemos que actuar con precaución", dijo. "La conclusión es que el clima no va a ralentizar la propagación. Quien confíe en eso está intentando tapar el Sol con un dedo", añadió Glass.


En fotos: así se enfrenta de costa a costa al coronavirus en EEUU (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.