null: nullpx
Trasplantes

El mejor regalo de Navidad: un extraño salva la vida de un bebé de 10 meses tras donarle una parte de su hígado

El pequeño Jacob Cooper nació con una rara enfermedad en el hígado y las vías biliares. En los últimos meses su enfermedad empeoró y necesitaba con urgencia un trasplante para salvar su vida. Sus padres eran incompatibles para ser los donantes por lo que, luego de una intensa búsqueda, un hombre sin relación alguna con la familia decidió donar una parte de su hígado.
23 Dic 2020 – 09:46 PM EST
Comparte
Cargando Video...

Jacob Cooper, un pequeño de 10 meses que nació con atresia biliar, una rara enfermedad en el hígado y las vías biliares, recibió el mejor regalo que se pueda tener en Navidad, la vida, gracias a un desconocido que le donó parte de su hígado.

El doctor Yuri Genyk del Children's Hospital Los Angeles dijo a CBS News que Jacob necesitaba un trasplante de hígado para sobrevivir. “Estaba enfermando cada vez más. Fue hospitalizado con una infección antes del trasplante. Estaba gravemente enfermo”, explicó.

Chad y Aileen Cooper, los padres de Jacob, se ofrecieron de inmediato como donantes para salvar a su hijo. Pero después de someterse a pruebas, ninguno de los dos resultó compatible. Por el contrario, después de los estudios, los médicos descubrieron un tumor en el abdomen de Chad.

Entonces, no solo no eran elegibles para donar a su hijo, sino que la familia tenía una segunda crisis médica que afrontar.


Para perder el menor tiempo posible, los médicos comenzaron la búsqueda de otro donante vivo para el pequeño Jacob. Una semana después, la búsqueda tuvo resultados... a casi 2,000 millas de distancia, en Ohio.

Ese extraño, Michael Speck, de 64 años, es un padre y abuelo que ya había donado un riñón a un ministro años antes. Y ahora se ofrecía nuevamente como voluntario para donar parte de su hígado para salvar a un desconocido.

“El cirujano me dijo que era un bebé de 10 meses. Cuando me enteré de eso, me eché a llorar”, dijo Speck a CBS.

En octubre, en medio de la pandemia, Speck viajó a Los Ángeles para realizar el trasplante, que fue todo un éxito.
"Hay tanta gente que puede hacer lo mismo que yo", dijo Speck.

El hospital Keck Medicine of USC compartió un testimonio de Speck en su cuenta de Twitter, en el que asegura que piensa en la felicidad de los padres de Jacob de llevar a su hijo a casa justo para Navidad.


A través de una videollamada, los padres de Jacob pudieron agradecerle a Speck por ayudarles a mantener con ellos a lo más preciado de sus vidas. "Salvaste la vida de nuestro hijo", le dijo Aileen. Speck dijo que era un honor y que poder donar a un niño era un milagro.

El papá de Jacob también fue sometido a una cirugía y ahora se recupera favorablemente tras el tumor detectado. El trasplante de Jacob fue el trasplante de hígado pediátrico número 400 realizado en el Children's Hospital Los Ángeles.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés