null: nullpx
Plan de Infraestructura

Infraestructura e inversión social: los dos grandes planes de gasto de Biden en marcha en el Senado

Las dos grandes leyes de gasto en la agenda del Congreso de Estados Unidos dividen no solo al gobierno y a la oposición sino también a las diferentes alas de cada partido. Republicanos y demócratas negocian con la vista puesta en las elecciones legislativas de 2022, en las que está en juego el control de ambas cámaras.
14 Ago 2021 – 12:35 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Los demócratas dividieron en dos los importantes planes de inversión del presidente Joe Biden para lograr que salieran adelante en el Congreso, en cuyas dos cámaras tienen mayorías muy frágiles y enfrentan una oposición republicana férrea.

Por un lado, negociaron y aprobaron con un notable apoyo bipartidista el plan de infraestructura, de 1.2 billón de dólares (trillion, en inglés), y por otro, incluyeron en el proyecto de presupuesto un ambicioso plan de gasto social, de 3.5 billones que no cuenta con el respaldo republicano.

Pero eso no importa porque ya la madrugada del miércoles, tras un maratón de votos de enmiendas ( el llamado 'vote-a-rama') el Senado decidió que el plan de presupuesto será aprobado mediante el mecanismo de reconciliación, que les permite anular cualquier intento de bloqueo de los opositores.

Tienen distinto contenido, distinta aceptación dentro de cada partido y, a tenor de los anuncios de los congresistas, muy distinto futuro.

El plan de infraestructura logró apoyo bipartidista gracias a que está destinado a la mejora de las grandes vías de comunicación sobre cuyo deterioro y precariedad hay consenso. Eso le permite a los representantes y senadores mostrar a sus votantes en sus distritos y estados que han logrado algo concreto para su beneficio.

No obstante, llegar hasta este punto fue laborioso y sobre los republicanos pesaba una presión clave: el presidente Donald Trump ha dicho que los legisladores que apoyen el plan de infraestructura de Biden le tendrán en contra en las primarias para las elecciones de mitad de periodo del año próximo, en las que amenaza con presentar candidatos alternativos para que compitan con ellos.

La presión de Trump no ha tenido el impacto que él deseaba y la Casa Blanca se anotó una victoria relevante con la aprobación de la medida, además con una acción bipartidista cada vez menos común en un país muy polarizado.

Biden ha encontrado en ese centro político, donde él ha logrado muchos acuerdos en su larga carrera en Washington DC, el apoyo necesario para renovar y construir puentes, carreteras, tuberías y redes de Internet.

Y ahora, la "infraestructura humana"

Mucho más difícil de consensuar es la segunda rama de inversiones de Biden, dedicada a lo que él mismo ha definido como "infraestructura humana", es decir, gasto social para la salud, la educación y las familias.

Ese es el grueso y lo que define a este plan, aunque también incluye la construcción de carreteras secundarias y puentes, por lo que en el Capitolio se seguirá hablando durante unos meses de infraestructura.

Este plan cuenta con un rotundo rechazo republicano primero por su alta inversión y el hecho de que se plantee pagarla con impuestos a las corporaciones, herencias y a los altos ingresos. Pero también porque toca temas muy sensibles de cara a las elecciones legislativas: crimen, inflación, inmigración.

El Partido Demócrata presentó este lunes en el Senado el proyecto presupuestario para sacar adelante el plan de gasto social de 3.5 billones de dólares que quieren aprobar sin depender del apoyo del Partido Republicano, a la vista de la imposibilidad de lo contrario. Y el martes, apenas aprobado el paquete bipartidista, empezó a debatirse el proyecto de presupuesto.

Este proyecto servirá para que en otoño los congresistas elaboren una legislación que aumente el gasto en sanidad, el cuidado de menores y ancianos, las familias, educación y el cambio climático, entre otros.

Estos son algunos aspectos que se discutirán en los próximos días en el Senado, donde se esperan un largo pulso retórico en torno al plan.


Mira también:

Loading
Cargando galería


Comparte

Más contenido de tu interés